Compartir
Publicidad
Publicidad

Mini John Cooper Works, la miniprueba (parte 3)

Mini John Cooper Works, la miniprueba (parte 3)
Guardar
31 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Domingo por la mañana y por delante me que quedan por hacer 680 kilómetros, la distancia que separa el centro de Madrid de Cheste ida y vuelta. Me puse en camino pronto, a eso de las 11 de la mañana de una mañana soleada y con poco tráfico.

El depósito de combustible del John Cooper Works tiene una capacidad de unos 50 litros, y después de haber hecho casi 300 kilómetros con él, el nivel de gasolina ya se encontraba en menos de un cuarto de depósito.

Salí a autovía y pronto comencé a rodar en sexta velocidad. El coche en autovía no necesita rodar en quinta casi en ningún momento. La sexta es muy elástica, y permite incluso dejar caer las revolciones cuando por ejemplo un camión lento se sitúa delante de nosotros, pisar de nuevo con fuerza el acelerador y recuperar en un tiempo más que digno.

Como ya me había parecido cuando hice los primeros kilóemtros por autovía, el John Cooper Works no da una sensación de velocidad real, sino que parece que vas en un coche de mayor tamaño. Por eso hay que estar atento, tener cabeza y esforzarse para no pasar de 120 kilómetros por hora sin querer.

Mini John Cooper Works

Hacer 680 kilómetros en un coche de suspensiones deportivas y firmes como este, puede llegar a convertirse en todo un suplicio, pero he de decir que el John Cooper Works me ha sorprendido en este sentido. Fue un viaje relámpago, y la verdad que llegué de vuelta fresco como una perdiz.

De Madrid a Valencia

La autovía que separa Madrid de Valencia tiene bastantes cambios de rasante bruscos, juntas de dilatación de esas que te hacen “pegar un bote” considerable y no es precisamente una carretera para darle medallas al Ministerio de Obras Públicas. A pesar de ello, el John Cooper Works supo comportarse y a pesar del mal estado del firme, el confort que le doy como coche para viajar es de un 7.5. ¿Qué otro deportivo de sus segmento puede obtener una nota así? Creo que pocos.

Mini John Cooper Works

Para ir concluyendo con esta mini prueba del Mini John Cooper Works, solo puedo deciros que el pequeño coche alemán es una opción perfecta para los que busquen sensaciones al volante. Hace 0 a 100 en 6,5 segundos, y la velocidad punta se sitúa en 242 kilómetros por hora.

Lo mejor que tiene es que es un coche al que es fácil sacarle partido, rodar rápido y “pilotar” sin tener que ser un Alonso al volante. Es precisamente eso lo que más me ha gustado del John Cooper Works, su fidelidad y facilidad para hacer lo que queremos ya sea en carreteras de montaña o rodando en el día a día.

Además y para concluir un conjunto de lo mejor del mercado, los consumos de esta nueva versión no tienen nada que ver con los de los primeros Cooper S, y así en los más de 1000 kilómetros que le hice en solo 5 días la media de consumo se quedó en 10.0 litros a los 100, y eso que no me anduve con demasiados miramientos a la hora de disfrutar al volante. Simplemente sexta en autovía, algo lógico por la respuesta que tiene el motor.

Mini John Cooper Works

Eso si, el único punto flojo que le encontré al Mini y que también tiene evidentemente el resto de la gama es el maletero, que con 160 litros de capacidad apenas deja meter una maleta de tamaño normal y poco más.

Después de esta prueba estoy seguro de que los 17 equipos que correrán este año la Mini Challenge se lo van a pasar muy bien y van a correr mucho por los seis circuitos que componen la temporada. No olvidemos que los motores que utilizarán en competición son exactamente iguales que los del modelo de serie, un indicador de que no es necesario más de 210 caballos para hacer buenos tiempos con un coche en circuito.

Con esta tercera parte completamos la miniprueba del Mini John Cooper Works. Espero que os haya gustado al menos tanto como me gustó el coche a mi.

En pocas palabras

Mini John Cooper Works

  • A favor: sensaciones deportivas, tamaño para ciudad, consumos contenidos, materiales de calidad.
  • En contra: capacidad del maletero muy reducida.
  • Puntuación final: 9/10

Ficha técnica

Mini John Cooper Works

  • Cilindrada: 1.598 cm³
  • Motor: 4 cilindros
  • Potencia: 211 caballos
  • Par máximo: 260 entre 1850-5600 RPM
  • Peso en vacío: 1.205 kg.
  • Velocidad máxima: 238 km/h
  • Aceleración de 0 a 100 km/h: 6,5 s
  • Transmisión: Manual de 6 velocidades
  • Consumo urbano: 12,3 l/100 km
  • Consumo extraurbano: 9,7 l/100 km
  • Consumo mixto: 10,5l/100 km
  • Combustible: Gasolina
  • Capacidad del depósito: 50 litros
  • Capacidad del maletero: 160 litros

Versión probada (sin extras)

  • Mini John Cooper Works: 30.830 €

En Motorpasion | Mini John Cooper Works, la miniprueba (parte 1), Mini John Cooper Works, la miniprueba (parte 2)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos