Compartir
Publicidad

Guerlain Chicherit vuela muchos metros, pero aterrizar también es importante

Guerlain Chicherit vuela muchos metros, pero aterrizar también es importante
16 Comentarios
Publicidad

Normalmente, los medios suelen hacerse eco de las hazañas, los logros al volante cuando se consiguen sus objetivos. En su momento vimos a Guerlain Chicherit haciendo el primer backflip de la historia sobre un coche, con un MINI en la nieve. Hoy en cambio el final de la película es bien distinta.

El piloto francés quería batir en esta ocasión el récord de longitud en un salto con un coche, y estaba practicando para ello. El objetivo era superar los 101,19 metros para arrebatarle así el título a Tanner Foust, por lo que la velocidad a la que iba a coger la rampa de despegue era muy elevada. Voló, voló y voló, pero todo se torció al aterrizar...

El coche recepciona mal sobre la rampa de aterrizaje, por lo que comienza a dar vueltas de campana hacia adelante. Recorre muchos metros dando una vuelta tras otra hasta que se detiene. Entonces los equipos de emergencia llegaron al rescate, y Chiverit fue trasladado en helicóptero al hospital.

Por suerte todo se quedó en un susto y parece que el piloto no ha sufrido heridas de consideración. El que si las ha sufrido es su MINI, que al parecer no podrá volver a hacer uso de los 1.000 caballos de potencia que declaraba, ya que ha quedado inservible.

En MotorpasiónF1 | Guerlain Chicherit sufre un espeluznante accidente durante los ensayos de su record

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio