Compartir
Publicidad
Publicidad

Mercedes-Benz S 65 AMG Coupé 2014

Mercedes-Benz S 65 AMG Coupé 2014
Guardar
31 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La última creación de Affalterbach no es otra que la variante más potente y lujosa del Mercedes-Benz Clase S Coupé, el S 65 AMG Coupé, que esconde un poderoso motor 6.0 V12 biturbo y un enorme arsenal tecnológico, incluída una suspensión deportiva AMG basada en el sistema Magic Body Control, capaz de analizar la carretera y ajustarse en consonancia.

Estéticamente llaman la atención las enormes entradas de aire frontales, los diversos detalles cromados, el juego de llantas de 20 pulgadas en diseño multirradio con inscripciones AMG, el splitter frontal tridimensional, la parrilla de doble "filo" con la gran estrella de la marca, las salidas de escape cromadas o los distintivos V12, por ejemplo.

V12 de armas tomar

Esta versión tope de gama del Clase S Coupé, que sigue la tradición de Mercedes-Benz de utilizar motores V12 montados a mano por un solo operario, ofrece una potencia de nada menos que 630 CV y un par motor máximo de nada menos que 1.000 Nm entre 2.300 y 4.300 vueltas. El consumo homologado es de 11,9 litros a los cien kilómetros (279 g/km de CO2).

Mercedes-Benz S 65 AMG Coupé 2014

El fabricante estima una aceleración de 0 a 100 km/h de 4,1 segundos para el S 65 AMG, mientras que la velocidad máxima está limitada electrónicamente a 250 km/h, aunque podría rozar los 300 km/h. El refinado doce cilindros se combina con una transmisión AMG Speedshift Plus 7G-Tronic, de siete marchas y con tres modos de conducción (Controlled Efficiency, Sport y Manual), encargada de mover el eje trasero.

Una de las características más llamativas del nuevo S 65 AMG es su suspensión deportiva AMG, que como hemos dicho se basa en el Magic Body Control de la Clase S y cuenta con una función de balanceo en curvas, activa entre 15 km/h y 180 km/h, capaz de inclinar la carrocería en pleno apoyo con tal de ayudar a mantener la comodidad de los pasajeros en el paso por curva.

La suspensión con Road Surface Scan, que puede "leer" la carretera mediante una cámara instalada en el parabrisas y ajustar la suspensión de acuerdo al estado del firme, se combina con una dirección deportiva y de asistencia variable en función de la velocidad del vehículo. Según el fabricante, la diferencia de tacto en suspensión y dirección es significativa entre los modos de suspensión Comfort y Sport.

Mercedes-Benz S 65 AMG Coupé 2014

El potente sistema de frenos cuenta con pinzas en color gris, aunque de forma opcional se pueden equipar pinzas en color rojo o bien optar directamente por un equipo en material cerámico, 20 kilogramos más ligero y mucho más resistente a las altas temperaturas.

Interior

A nivel interior el S 65 AMG Coupé cuenta con materiales de la más alta calidad, así como con una amplia oferta de equipamiento con tecnologías de última hornada. Destacan las placas AMG, tanto en los respaldos de los asientos como en la consola central, así como las superficies recubiertas en cuero, los pestillos cromados de las puertas o los asideros de cuero del techo.

Los protagonistas absolutos del habitáculo son los asientos, de corte deportivo y diseñados específicamente por AMG, recubiertos en cuero nappa exclusivo de la firma y con decoración en patrón de diamante. Según la casa, son ideales para largos viajes. Se pueden elegir en cuero negro, porcelana/marrón café, marrón/negro y gris/negro.

Mercedes-Benz S 65 AMG Coupé 2014

El cuadro de instrumentos, como de costumbre, está firmado por AMG y se basa, como en toda la clase S, en dos pantallas TFT de alta resolución de 12,2 pulgadas. El volante, en diseño de tres radios, incorpora levas tras él y cuenta con zonas de agarre en cuero perforado, así como distintivos metálicos AMG.

Entre el equipamiento de serie destacan el Head-Up Display o el touchpad, una superficie táctil en la consola que permite manejar los diferentes sistemas de infoentretenimiento del coche como la radio, el teléfono o la navegación, cámara de 360 grados, asistente de aparcamiento con Parktronic, sistema de sonido Burmester High End 3D, Distronic Plus, freno Pre-Safe, asistente de ángulo muerto, asistente de mantenimiento de carril, entrada y arranque sin llave, etc...

Mercedes-Benz comenzará a aceptar pedidos en las próximas semanas, aunque por el momento se desconoce el precio en España. En Alemania costará 244.009 euros, impuestos incluídos (VAT 19%).

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos