Publicidad

Barcelona ya tiene un nuevo operador de VTC: Social Car rivalizará con Cabify e invita a los taxis a unirse

Barcelona ya tiene un nuevo operador de VTC: Social Car rivalizará con Cabify e invita a los taxis a unirse
13 comentarios

Publicidad

Publicidad

Un mes después de que Uber y Cabify anunciaran su marcha de Barcelona, Cabify comunicó que reanudaría sus servicios en la Capital Condal aceptando los 15 minutos de precontratación impuestos por el Ejecutivo catalán. Pero esta compañía española no ha estado 'sola' por mucho tiempo.

La plataforma de alquiler de coches entre particulares, Social Car, ha irrumpido en este convulso sector tras cerrar acuerdos con varios titulares de licencias que le permitirán operar como plataforma de VTC en 250 coches en Barcelona.

Apuntando al sector del taxi

A partir de este martes se podrán ver VTC con el logo de Social Car rodando por Barcelona; una flota que irá creciendo con el paso del tiempo y que tendrá que ajustarse punto por punto a la normativa aprobada en enero por la Generalitat. La misma que ha propiciado la marcha de Uber.

Así, el servicio de Social Car tendrá que precontratarse con 15 minutos de antelación, no podrá usar la geolocalización previa y los vehículos tampoco podrán circular vacíos para evitar la llamada captación de clientes. Además deberán comunicar a Fomento cada viaje que realicen en un registro online, como todas las firmas titulares o intermediarias de servicios de vehículos de alquiler con conductor en España.

La irrupción de este nuevo servicio que hace de intermediario entre empresas tenedoras de VTC y pasajeros -además de carsharing y renting- pretende operar no solo en este sector, si no también en el del taxi.

De hecho, la aplicación móvil está preparada indistintamente para los VTC y taxis: "No se busca ningún conflicto, sino todo lo contrario; los taxistas interesados en trabajar con nosotros pueden incorporarse desde ya mismo", explica para La Vanguardia la fundadora y directora general de Social Car, Mar Alarcón.

Social Car, que nació en 2011 como plataforma de alquiler de coches sin conductor entre particulares, no cuenta con coches propios. Opera en más de 600 ciudades de España y tiene 20.000 vehículos registrados, tanto de propietarios individuales como de flotas.

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir