La autopista C-32 sur será gratuita en breve, pero no para todos los conductores

La autopista C-32 sur será gratuita en breve, pero no para todos los conductores
5 comentarios

En septiembre de 2021 cuatro autopistas dejaron de ser de pago, siendo un total de siete las vías que eliminaron sus peajes desde finales de 2018. Y ahora se suma otra autopista que dejará de cobrar el peaje a principios de 2023. O más concretamente un tramo de la misma.

Se trata de la C-32 en su parte sur, entre las localidades de Cubelles (Barcelona) y  El Vendrell (Tarragona). No obstante, no será para todos los trayectos y además hay que disponer de un sistema de telepago.

El motivo de la liberación de dicha parte de la C-32 es descongestionar la C-31 y favorecer el trasvase de vehículos a este tramo, disminuyendo los coches que transitan por esta vía que recorre varios núcleos urbanos. Una demanda endémica de los usuarios.

Solo en desplazamientos internos, pero todos los días y para todos los vehículos

Cabinas de peaje en autopista

La gratuidad de este tramo de la C-32 ha sido anunciada y confirmada por el Govern. Concretamente por Juli Fernández, conseller de Territorio, durante la última Mesa de Movilidad del Penedès.

Exclusivo para trayectos internos. Esta eliminación del peaje afectará a los recorridos entre el enlace 2 (El Vendrell Oeste) y el enlace 13 (acceso de Cubellés) y las barreras del acceso de Cubelles y el de Calafell. Se incluyen por tanto todas las salidas entre ambos, como los accesos de Coma-ruga, Calafell, Segur o Cunit.

Y esto significa que se aplicará únicamente a desplazamientos internos y no para la coches y vehículos que circulen de paso, que deberán seguir abonando el peaje siguiendo por la zona central. Según detalla el medio local Diari de Tarragona, se van a implantar sistemas a fin de evitar que los vehículos de paso puedan "puentear" la zona y no pagar el peaje.

¿Cuándo será gratuito el tramo sur de la C-32? No hay fecha exacta, el Govern se ha limitado a señalar que se implantará el primer trimestre del inminente 2023. Es decir, que pasará a ser gratuita en algún momento entre enero y marzo. Si es que se cumple el calendario, claro.

Obligatorio estar registrado o tener telepeaje. Aquellos usuarios de esta zona que quieran disfrutar del trayecto gratuito deberán o bien descargarse la app Awai (disponible para terminales iOS y Android) o bien deberán contar con un sistema de telepeaje (Via-T), registrándose en ambos casos.

Y es que, al ser únicamente para trayectos internos entre los enlaces citados, es necesario realizar un control. Sea como fuere, ese trayecto no se cobrará a los detallados usuarios cuando entre en vigor la medida.

Qué vehículos se ahorrarán el peaje. Se aplicará a todos los vehículos es decir que los coches y motos estarán exentos de pago, pero también industriales ya sean ligeros (furgonetas) o pesados (camiones).

Los siete días de la semana y durante todo el año. La bonificación del 100 % del peaje será efectiva tanto los días de diario como los fines de semana. No en vano, cuando hay más circulación en la C-31 por esta zona es tanto el sábado como el domingo, o bien en festivos y puentes.

Menos tráfico en la C-31 y reducir accidentes. El objetivo de hacer gratuito el tramo sur de la C-32 es "convertirlo en una ronda litoral". Y el fin último es aliviar el paso de los vehículos de la C-31, que discurre por municipios como Segur de Calafell, Cunit o Cubelles y acoge una media de 22.000 vehículos al día. Se estima que pasarán a usar la C-32 unos 5.000 vehículos por jornada.

Así, la medida, busca reducir la siniestralidad: el tramo de la C-31 en travesía discurre por varios pasos de peatones y se registran numerosos atropellos según el gobierno autonómico.

Pero igualmente se espera que se reduzcan los atascos en este tramo y reducir la contaminación que afecta a estos núcleos urbanos al paso de la C-31.

Autovías de pago. La medida contrasta con la adoptada por otras regiones, como el País Vasco, que precisamente para aliviar el tráfico en ciertas vías ha pasado a cobrar por uso en varias de sus carreteras.

Desde enero de este 2022, 15 km de la A-636, entre Beasain y Bergara, son controlados por arcos 'free-flow' de peaje al estilo del peaje blando de Portugal. Pero está previsto que otras vías también cobren peajes dentro de poco: las carreteras convencionales BI-625 y N-240 (solo para camiones), así como en hasta tres tramos de la A-8 en Euskadi.

Además, hay que recordar que, a nivel nacional, la intención del Gobierno es implantar sistemas de pago por uso en autovías. Ya se están realizando diferentes estudios para evaluar el sistema más adecuado (arcos 'free-flow' o viñeta), así como en qué vías podría implantarse.

Si se cumple el calendario, se espera que sea a mediados del año que viene cuando de defina el modo de pago. Aunque posteriormente habrá que levantar la infraestructura necesaria o dar soporte a la licitación de la implantación del sistema de cobro. Así, se estima que no será antes de 2024 cuando pueda llegar la medida.

Temas