Se acabó la gasolina con plomo: Argelia ha terminado con sus existencias, y era el último país donde quedaba

Se acabó la gasolina con plomo: Argelia ha terminado con sus existencias, y era el último país donde quedaba
14 comentarios

Las Naciones Unidas han anunciado esta semana el fin de la gasolina con plomo en su Programa de Naciones Unidas para el Medioambiente (PNUMA). La gasolina con plomo ya no se utiliza en ningún país del mundo para la automoción, ya que Argelia -el único que seguía utilizando este tipo de combustible- ha agotado sus reservas.

Desde la ONU celebran el fin de este combustible, "el éxito en la campaña de prohibición de la gasolina con plomo es un hito para la salud en el mundo y para el medioambiente", asegura Inger Andersen, directora ejecutiva del PNUMA.

Pero todavía queda camino por hacer

Gas Station 3226494 1920

La gasolina con plomo llegó en el año 1922 para mejorar el rendimiento de los motores. En la década de 1970 la mayoría de la gasolina producida en el mundo contenía plomo y, fue en 2002 cuando la ONU comenzó su campaña para eliminar el plomo de los combustibles para frenar las amenazas mundiales que este material.

Poco a poco todos los países del mundo fueron eliminando el plomo de sus combustibles y este año ha conseguido eliminarse ese metal que puede ser tan peligroso para las personas y para el medio ambiente.

Desde la ONU aseguran que prohibir el uso de la gasolina con plomo evitará alrededor de 1,2 millones prematuras ya que causa causa enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares y cáncer.

A pesar de este progreso, la flota de vehículos mundial, en rápido crecimiento, continúa contribuyendo a las amenazas de la contaminación del aire, el agua y el suelo, así como a la crisis climática global.

Y es que, según la ONU, el sector del transporte es responsable de casi una cuarta parte de las emisiones globales de gases de efecto de invernadero relacionados con la energía y se prevé que esta proporción aumente a un tercio para 2050.

Image1170x530cropped

Aunque ya son muchos los países que han comenzado la transición hacia la movilidad eléctrica, según algunos estudios, alrededor de 1.200 millones de vehículos nuevos entrarán en las carreteras en las próximas décadas, y muchos de ellos utilizarán combustibles fósiles, especialmente en los países en desarrollo.

Peso pese a que el plomo se haya eliminado de los combustibles fósiles, se sigue utilizando para la fabricación de las baterías de algunos vehículos y más utilidades.

Todavía queda mucho camino por recorrer para eliminar este material contaminante de nuestras vidas. El mundo ha eliminado la mayor fuente de contaminación por plomo, pero se necesitan acciones urgentes para detener la contaminación por este metal proveniente de otras fuentes, como las pinturas, las baterías y los artículos domésticos que contienen este tóxico.

En Motorpasión | Renovarse o morir: la petrolera BHP ya busca materias primas para fabricar baterías con Tesla

Temas
Inicio