Compartir
Publicidad
Publicidad

Ferrari 488 GTB

Ferrari 488 GTB
Guardar
91 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tras varios teaser previos, como es ya costumbre para prácticamente todos los fabricantes, Ferrari presenta su renovada berlinetta V8, el Ferrari 488 GTB, sustituto del 458 Italia que prescinde del motor 4.5 litros atmosférico en favor de un nuevo propulsor turboalimentado, persiguiendo cumplir con la estricta normativa europea de emisiones. Se presentará oficialmente durante el Salón del Automóvil de Ginebra, en marzo.

El nuevo modelo de Maranello equipa un 3.9 litros V8 turbo con una potencia de 670 CV a 8.000 RPM y un par motor máximo de 760 Nm. Gracias a estas cifras, y a un peso en vacío de 1.370 kilogramos, acelera de 0 a 100 km/h en 3 segundos y de 0 a 200 km/h en 8,3 segundos. Además, es capaz de alcanzar una velocidad punta de 330 km/h.

Capaz de rodar en Fiorano en 1 minuto y 23 segundos, el Ferrari 488 GTB mide 4,57 metros de largo, 1,95 metros de ancho y 1,21 metros de alto. La marca asegura que consigue un reparto de pesos de un 46,5% en el eje delantero y un 53,5% en el trasero. En homologación devuelve un consumo mixto de 11,4 litros a los cien kilómetros, lo que equivale a 260 g/km de dióxido de carbono.

Ferrari 488 GTB

La marca del Cavallino afirma que los controles electrónicos de su nuevo deportivo hacen de él un coche manejable y permiten al conductor exprimir sus prestaciones. Cuenta con gestión variable de par y con los conocidos sistemas F1-Trac y E-Diff, que incorporan también un control de deslizamiento lateral (SSC2), menos intrusivo, que mejora la salida de las curvas.

El diseño, a cargo del Ferrari Styling Centre, recuerda al del 458 Italia, aunque hace algún guiño al 308 GTB y luce formas voluptuosas y líneas muy marcadas, del estilo de las del Ferrari LaFerrari. Según la casa, el trabajo aerodinámico permite un 50% más de carga aerodinámica que en el 458 Italia y, al mismo tiempo, es el modelo de calle con mejor eficiencia aerodinámica de Maranello. Entre las innovaciones, un doble spoiler frontal, trabajadas entradas de aire laterales, aerodinámica activa en la zaga (y lo que llaman spoiler soplado), difusor y fondo plano.

A nivel interior llama la atención el diseño minimalista, con muy pocos mandos, que sigue la línea de los últimos Ferrari, como la clara separación entre el túnel central y la consola, o el volante multifunción con Manettino. También se ha rediseñado por completo la interfaz y los gráficos del sistema de infoentretenimiento, los asientos o la propia llave (aunque se arranca por botón), que toma inspiración de las bancadas de cilindros del modelo.

En Motorpasión | Ferrari prepara una sorpresa para Ginebra

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos