Compartir
Publicidad

All Speed Customs Pontiac Firebird

All Speed Customs Pontiac Firebird
18 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Pontiac Firebird de segunda generación, nacido en 1970, era uno de los más temibles y salvajes pony car de la época. Se ofrecía con un enorme motor de los que gustan al otro lado del charco, concretamente un 7.5 litros V8. A día de hoy, todavía hay quien quiere exprimir al máximo un clásico como éste.

Tom Conkright, dueño de este ejemplar, acudió a los especialistas de All Speed Customs para convertir su Firebird en una auténtica bestia. Su historia de amor con el coche se remonta a su juventud, cuando tuvo un Firebird, aunque eso sí, no le duró mucho debido a su corta edad y a su pesado pie derecho. Ahora ha querido revivir aquella etapa haciéndose uno a su medida.

El coche ha recibido cambios en la carrocería para mejorar el flujo aerodinámico y luce un aspecto muy oscuro debido al color negro de su pintura. La compañía asegura que, aunque parezca un modelo de colección, este Firebird no está nada aburguesado ya que tiene muchos kilómetros de carretera y circuito.

All Speed Customs Pontiac Firebird

En las instalaciones de ASC en Michigan, Estados Unidos, han sustituido el motor del Firebird por un 7.8 litros (475 pulgadas cúbicas) V8 biturbo, por si el de serie no era suficientemente bestia. El resultado es una desorbitada potencia de unos 1.200 CV que obligan a realizar alguna que otra modificación para que el coche pueda digerir tal cantidad de fuerza.

Tanto la suspensión como los frenos se han revisado, añadiendo amortiguadores ajustables, suspensión trasera Quadra Link, elementos de refuerzo y discos de freno de 355 milímetros de diámetro en ambos ejes con pinzas de seis pistones delante y de cuatro detrás. Además, las llantas son ahora de 19 pulgadas en el frontal y de 20 pulgadas en la trasera, con neumáticos de altas prestaciones que no se detallan.

All Speed Customs Pontiac Firebird

A nivel interior también recibe una tapicería de cuero completa con costuras en contraste, asientos Corbeau de tipo baquet, arneses de cinco puntos, banqueta trasera con baquets esculpidos, consola a medida, relojes originales restaurados, elevalunas eléctricos, volante específico e incluso un sistema de climatización con mandos clásicos.

Fuente | "eGarage":http://www.egarage.com/car-profiles/1970-pontiac-firebird/

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos