Compartir
Publicidad

¿Hay que crear clubes para que no desaparezcan los todoterrenos?

¿Hay que crear clubes para que no desaparezcan los todoterrenos?
Guardar
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Jeep, una de las marcas especializadas en todoterrenos con más historia, se une a la moda de los Owners Groups y trae esta fórmula marketiniana a España. Esta noticia me ha hecho pensar que hace años con tener un coche que nos gustase bastaba, ahora parece ser que hay que disfrutarlo en compañía de otros que comparten nuestras preferencias.

Ojo, que esto lo escribe uno que es socio de un club de clásicos de un modelo concreto y es que, cuando los clubes surgen de una pasión conjunta tienen un sentido, muchas veces el simple hecho de compartir soluciones a los problemas surgidos o conseguir piezas. Cuando las marcas están por medio directa o indirectamente, no deja de convertirse en una herramienta publicitaria.

Defender

Si hablamos de clubes de coches actuales, blanco y en botella, aquí no vamos a compartir batallitas del Abuelo Cebolleta, ni vamos a ayudar a nuestro compi con la carburación o a despegar los platinos. Si se rompe el coche irá al taller y posiblemente estará incluso en garantía. ¿Entonces de qué va esto de los clubes modernos?

Pues si te fijas la gran mayoría son clubes de deportivos o todoterrenos (no SUV), los primeros no tienen problemas económicos, suelen quedar para rodar en circuito o para alguna excursión por una zona pintoresca con comida, alojamiento y lo que haga falta. Para los todoterrenos los clubes pueden ser una solución que evite la extinción de este tipo de vehículos.

650 1200

Por una parte mantienen vivo un segmento que en España lo tiene muy crudo con la normativa existente respecto al uso de los caminos y por otra, realizan actividades que los usuarios de esos coches normalmente no harían por iniciativa propia y les permite disfrutar de su coche. Además no son exclusivos de modelos modernos y crea vínculos con los clásicos que hacen piña.

Y ahora llega lo bueno para las marcas, el antiguo boca-oreja ha dado paso a las redes sociales y encima el tema aventurero está de moda, mola mucho eso de realizar actividades en la naturaleza y más si para ello tienes que disfrazarte de Indiana Jones. Lo petas en Facebook y Twitter, tus amigos y familiares comentan y le haces un valioso trabajo de márketing a la marca.

¿Entonces esto de los clubes es malo? Para nada, yo lo tengo claro, bienvenido éste y todos los que vengan si con ello se consigue crear pasión por el automóvil y en concreto por los todoterreno. Aunque yo sigo prefiriendo los clubes surgidos por la pasión de un modelo, marca o tipo de coche.

Foto | 3dtuning

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos