Compartir
Publicidad

Mitsubishi presentará 3 concepts en el Salón de Tokio

Mitsubishi presentará 3 concepts en el Salón de Tokio
4 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El fabricante nipón llevará tres diamantes al próximo Salón de Tokio, y no me refiero sólo a su escudo. Se trata de un trío de propuestas que intenta aunar “placer de conducción, refuerzo de la seguridad y responsabilidad ambiental”. Se trata de una berlina Premium, un mini-SUV y un utilitario urbano propulsado por motores eléctricos.

La cuadragésima edición de la muestra japonesa tendrá lugar del 27 de Octubre al 11 de Noviembre, mientras tanto, conozcamos sus propuestas:

Concept-ZT

Mitsubishi Concept-ZT

El ZT es una berlina sedán Premium con reminiscencias de coupé (4 plazas), con carrocería de aluminio y una buena cantidad de medidas de seguridad adicionales a las que se están popularizando últimamente.

Su corazón mecánico es un motor diesel limpio 2.2, con una potencia de 188 CV y un par máximo de 400 Nm, asociado a una transmisión de doble embrague SST (como la DSG de VAG) y cómo no, tracción integral. Tiene un turbocompresor de geometría variable e inyectores piezoeléctricos, como empieza siendo habitual.

El sistema S-AWC integra el control del diferencial de deslizamiento limitado, frenos ABS, control de estabilidad y la gestión de la tracción integral. Optimiza el par transmitido, tracción y frenada de las cuatro ruedas para lograr una conducción más segura en distintos tipos de superficies.

¿Qué aporta en seguridad? Algunos elementos han aparecido en otras marcas, pero integra varios de ellos:

  • Pre-crash Safety System: Mediante un radar de proximidad con ondas de longitud del orden de milímetros, busca obstáculos al frente y en los carriles adyacentes. Cuando existe riesgo de colisión, el sistema avisa al conductor y prepara el tensado de los cinturones, los asientos se preparan para mejorar la retención de los ocupantes y aplica la frenada de emergencia.
  • Aviso de cambio de carril: El sistema es parecido al que empleará Volvo próximamente, mediante una cámara frontal que reconoce las marcas viales y una serie de sensores, vigila que el coche se mantiene en su carril. Si se detecta una posibilidad de abandono del mismo injustificadamente (sin intermitentes), se añade par de giro en sentido contrario para recuperar la trayectoria y el conductor recibe un aviso.
  • Capot emergente: Si se produce un atropello, el capot se levanta automáticamente para reducir las posibles lesiones en la cabeza del peatón.
  • Vigilancia del entorno: Una cámara frontal (ya mencionada antes), una posterior y dos laterales con grandes angulares envían imágenes a un ordenador, que procesan la información y la muestran en una pantalla como si viéramos el coche desde arriba, proporcionándonos una idea de lo que nos rodea.
  • Asistente de aparcamiento: Un sensor de proximidad incrustado en el paragolpes, informa del espacio disponible en un hueco. Si es suficiente, las ruedas giran solas y el conductor sólo tiene que preocuparse de aplicar el freno cuando sea necesario.

Concept-cX

Mitsubishi Concept-cX

Este mini-SUV combina la utilización de algunos materiales respetuosos con el medio ambiente (incluso en el paragolpes) con un interesante planteamiento mecánico. Lo mueve un motor turbodiesel limpio de 1.8 litros, asociado a una transmisión automática de dos embragues SST, como el Concept-ZT.

Sus 134 CV y el par máximo de 280 Nm aseguran un dinamismo adecuado tanto al uso urbano como a conducción todocamino, y un ápice de deportividad, ya que no es un coche pesado. Dispone de un sistema de tracción integral controlado de forma electrónica. No le falta el catalizador y el filtro de partículas para minimizar las emisiones contaminantes.

Dispone de 4 plazas y la carga del maletero se facilita con el portón de apertura en 2 hojas, como el que tiene el Citroën C2. Se verá por primera vez en el Salón de Frankfurt.

i MiEV Sport

Mitsubishi i MiEV Sport

Basado en el Mitsubishi i (actualmente a la venta en Japón), el MiEV Sport pretende ser una combinación de utilitario urbano 2+2 y deportivo light con la máxima eficiencia, al utilizar exclusivamente motores eléctricos. Esto quiere decir que no contamina absolutamente nada (en marcha, puestos a ser puristas).

Bajo el maletero se encuentra una batería de ión-litio que alimenta a 3 motores sincronizados, dos se encuentran dentro de las ruedas delanteras (motor in-wheel) y el tercero se encuentra junto a la batería, y mueve el tren trasero.

Los delanteros desarrollan 20 kW cada uno (26,82 CV) y el trasero 47 kW (63 CV). Más interesantes son las cifras de par máximo, 250 Nm por cada motor delantero y 180 Nm por parte del trasero. De este modo, consigue una punta de 180 Km/h y una autonomía máxima de 200 Km.

El sistema E-4WD optimiza la potencia de salida de cada motor, pues carece de transmisión y caja de cambios. Además, el nuevo sistema E-AYC regula el par entregado a cada rueda trasera mediante un motor eléctrico. Como apoyo de estos sistemas está el S-AWC, que integra el ABS y el control de estabilidad, además de la fuerza, tracción y frenado de cada rueda, maximizando tanto la estabilidad como la maniobrabilidad.

Mitsubishi i MiEV Sport (detalle)

Para maximizar el aprovechamiento de la batería, se podría instalar un generador de energía fotovoltaica en el techo para aprovechar la luz solar para los sistemas auxiliares consumidores de energía, vamos, un techo solar, nunca mejor dicho.

Además, recupera energía con la resistencia aerodinámica con sendos generadores en el morro (ver foto). Cuando el coche frena, se recupera energía para un uso posterior.

Otras medidas para aumentar la eficiencia son la iluminación por luces LED (interior y grupos ópticos traseros) y los cristales especiales para absorber el calor y aumentar la eficacia del A/C. Además, el uso de “Plástico verde” (resina natural) se utiliza allí donde es posible para respetar más el medio ambiente.

Fuente | Mitsubishi
En Motorpasión | Mitsubishi Concept-cX

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio