Compartir
Publicidad

El clon chino del Lamborghini Urus se llama Huansu X-Series C60 y es aún más feo de lo esperado

El clon chino del Lamborghini Urus se llama Huansu X-Series C60 y es aún más feo de lo esperado
15 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hace unos pocos días conocíamos la noticia de que el Lamborghini Urus iba a contar con su copia china por cortesía de Huansu Auto y, ahora, la marca asiática ha desvelado las primeras imágenes oficiales de este SUV. Bautizado como C60, o Hyosow (su denominación en inglés), se encargará de inaugurar las X-Series, la línea todocamino con tintes deportivos que pretende lanzar la marca.

El Huansu X-Series C60 se lanzará al mercado chino el 6 de junio, aunque no se verá por las principales ciudades del gigante asiático, como es el caso de Pekín o Shanghai, ya que estará dirigido a regiones de segundo y tercer nivel. Lo confirma su precio, que oscilará entre los 100.000 y 150.000 yuanes, que al cambio son unos 13.400 y 20.100 euros respectivamente. Queda bastante lejos de los 3,13 millones de yuanes que cuesta el Urus en China, que vienen siendo unos 418.000 euros.

¿Por qué sólo copiar al Urus si también puedo inspirarme en el Cayenne?

Huansu X-Series C60, la copia china del Lamborghini Urus

Estéticamente, el Huansu X-Series C60 tiene ese poso que está siempre en los clones chinos. El parecido con el SUV de Lamborghini es innegable, sobre todo en el frontal, aunque obviamente encontramos diferencias. Los faros son menos afilados y más anodinos, mientras que la parrilla y las defensas ofrecen una imagen algo menos agresiva. Las entradas de aire delanteras del Lamborghini Urus, las replica Huansu Auto a su manera en el C60, siendo meramente testimoniales: su cometido es integrar los LED diurnos y poco más.

Quizá queriendo evitar una demanda por parte del fabricante italiano, el parecido con el Urus se desdibuja más en la zaga, cuyas líneas nos recuerdan más al Porsche Cayenne que al todocamino transalpino, principalmente en las líneas donde se enmarca la matrícula del vehículo, así como por la forma de los faros. Entre ambas ópticas, al igual que ocurre tanto en el Cayenne como en el Urus, se puede leer la denominación del modelo, que en este caso es Hyosow, que viene a ser su nombre en inglés aunque parezca chino.

Huansu Auto no desvela imágenes del interior de su SUV, aunque es de esperar que las diferencias con el modelo en el que se inspira descaradamente sean aún mayores: no hará gala ni de su exhuberancia ni de su deportividad, de hecho, dado al público al que se dirige, nos lo imaginamos parco en detalles y con el acento puesto en la funcionalidad.

Donde caben cinco, caben siete

Del Huansu X-Series C60, o Hyosow, según se prefiera, conocemos ya algunos datos. Como es el caso de su distancia entre ejes, que será de 2.815 mm, que vienen siendo 187 mm menos respecto al Lamborghini Urus, con una batalla de 3.002 mm. Pese a ello, y tal y como ya habíamos adelantado, la copia china del toro todocamino contará con versiones de cinco y siete plazas, a diferencia del Urus, que sólo da cabida a cuatro ocupantes. Siendo más corto en batalla, no podemos pensar en qué milagro esconderá para hacer viable la habitabilidad en el caso de la tercera fila de asientos.

El propulsor que esconde el X-Series C60 es un gasolina turboalimentado de 2.0 litros y 195 CV, un poco más de lo rumoreado cuando los primeros bocetos del SUV chino vieron la luz. A pesar de ello, se queda obviamente lejos de los 650 CV que otorga el poderoso V8 al Urus. Pero ya ha quedado claro que juegan en ligas muy diferentes.

El Huansu X-Series C60 ha sido concebido sobre la plataforma SUV de BAIC (Beijing Automotive Group) y lo fabricará Beiqi Yinxiang Automobile, la join venture resultante de la alianza entre BAIC y Yinxiang Motorcycle Group. Su llegada es sólo el principio de las X-Series de Huansu. ¿En qué todocaminos se inspirarán sus siguientes integrantes? Se admiten apuestas.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos