Compartir
Publicidad
Publicidad

Prueba: Alfa 147 Q2, Alfa 159 y Alfa GT Q2 (parte 2)

Prueba: Alfa 147 Q2, Alfa 159 y Alfa GT Q2 (parte 2)
Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Viene de la primera parte. El último modelo que probé fue el Alfa 147 Q2, pero el Ducati Corse, una edición especial con el motor 1.9 JTD rindiendo 170 CV. Como en el 159, desconecté el ASR y dejé el control de estabilidad (VDC) activado. Fui espabilado y me subí en este por ser el Ducati Corse y por estar en primera posición para la siguiente vuelta. Como véis, me puse mis mejores galas para la ocasión.

El Alfa 159 del instructor empezó la tanda. Ahora iba a comprobar realmente la eficacia del diferencial de tipo Torsen, pues el ASR antes me había amargado la fiesta. Ya desde los primeros giros, se notaba la diferencia, el 147 salía de las curvas velozmente sin apenas deslizar, y ahora estaba la pista peor que antes ya que habían transcurrido 2 horas de intensa lluvia. ¿Realmente era eso un tracción delantera?

Alfa Romeo Driving Experience

Había conducido antes el Alfa 147, pero no en condiciones tan divertidas: lluvia y circuito. No le veía capaz de poder ir al compás del instructor, pero pude ir tras él sin problemas. Los sobrevirajes del GT no aparecían en el 147 con tanta intensidad, eran muy fáciles de corregir y mi sensación de dominio del coche era total. Sentía que podía ir más rápido, y así era.

En ningún momento hice uso del freno de mano, cuando culeaba era por causas naturales y traté de ser muy fino con los giros. No siempre he hablado bien de los motores diesel del grupo Fiat, pero tengo que admitir que este 1.9 JTD estaba bien hecho, salvando las lógicas diferencias con el gasolina, llevándolo entre 2.000 y 4.000 vueltas tenía más potencia de la que podía usar a tenor de las condiciones.

Alfa Romeo Driving Experience

En la recta larga la velocidad máxima fue 160-165 Km/h, me hice a un lado para no recibir la cortina de agua del 159 Wagon, aunque después seguí su estela, ya que el instructor conoce las trazadas óptimas mejor que yo. Intenté apurar un poco más, y realmente se nota el diferencial, la rueda que más patina es la que menos par recibe.

No es como usar un sistema de tracción total, pero es mucho mejor que la tracción delantera convencional, subvirador por naturaleza. Apenas tuve un par de amagos de morro rebelde, y como siempre, el VDC interviene en el momento preciso, ni peca de intrusivo ni de excesivamente relajado.

Alfa Romeo Driving Experience

Fue más divertida esta jornada que la del Jarama del año pasado con los Ferrari, pues no se nos permitió exprimir los coches ni al 60% de sus posibilidades. En esta ocasión, además de la lluvia, nos dejaron los coches sin acompañante, así que tú te lo guisabas, tú te lo comías. Mientras se siguiese al instructor, era un compromiso entre diversión y seguridad.

¿Qué conclusiones saco de todo esto? Para empezar, el Q2 con ASR es un poco rollo en circuito, pero en una carretera normal, conduciendo como una persona normal y no como un piloto, o si eso levemente deprisa, nos puede ahorrar más de un susto bien al emocionarnos de más o por la aparición de arenilla, barrillo, agua… o cualquier imprevisto en el trazado de una curva. La competi para los circuitos…

Alfa Romeo Driving Experience

Los tres Alfa Romeo probados me han dejado una impresión muy positiva de sus posibilidades en circuito. Sin lluvia seguro que habría sido posible poner los coches al límite y juguetear más, pero el asfalto era el que era, y el Jarama con lluvia es un circuito muy traidor, el drenaje no es bueno y se acumulan balsas. Los neumáticos de serie fueron de lujo.

El sistema Q2 es recomendable no sólo para conducción rápida, también para quien sufra las inclemencias del tiempo en carreteras secundarias con cierta frecuencia, supone una mejora de la seguridad activa. La gente del Norte de España sabrá a qué me refiero. El sistema Q2 se reserva al 147 y GT.

Alfa Romeo Driving Experience

Me quedé con ganas de probar el 159 Q4, que tiene tracción integral con diferencial de tipo Torsen, un sistema más serio que el eje trasero con embrague multidisco de tipo Haldex. No obstante tiene solución, voy a solicitarlo para una prueba en profundidad. El Alfa Romeo Brera también dispone del Q4 en su gama.

No fue posible probar los coches con motorizaciones gasolina, los tres que me tocaron eran diesel. De todos modos, mejoró mi opinión sobre los propulsores diesel de Alfa Romeo, se ve que la puesta a punto es diferente a la de Fiat y en rumorosidad, respuesta y progresividad, estamos hablando de cosas distintas.

Haré lo posible por poder repetir esta prueba en circuito pero con el asfalto seco, y entonces, os contaré la diferencia.

Fotografía | Javier Costas, Javier Vicente, Luis Gatón y Prensa Alfa Romeo
Galería fotográfica | Alfa Romeo Driving Experience 2008 (Circuito del Jarama)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos