Compartir
Publicidad
Publicidad

Alfa-Romeo Giulietta, presentación y prueba en Italia (parte 2)

Alfa-Romeo Giulietta, presentación y prueba en Italia (parte 2)
Guardar
48 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hemos visto que el Giulietta tiene algunas pegas en algunos detalles, pero en el aspecto dinámico en este primer contacto me ha parecido impecable. Empecemos por la teoría. El Alfa-Romeo Giulietta estrena una nueva plataforma que el grupo Fiat utilizará en varios de sus modelos del segmento C.

Según la marca, esta plataforma aumenta un 23% la rigidez respecto al 147 y se ahorra en peso, 41 kg respecto a la versión anterior. El Alfa-Romeo Giulietta pesa 1.355 kg, algo menos que Audi A3 Sportback con un motor gasolina equivalente al 1.4 de 120 CV, y casi lo mismo que un BMW Serie 1. En comparación podemos decir que es ligero, teniendo en cuenta los sistemas con los que cuenta de serie el Giulietta.

Prueba dinámica del Alfa-Romeo Giulietta

Nos ponemos al volante del Giulietta. El primer motor que pude probar fue el 1.4 Turbo Multiair de 170 CV. Tiene una cilindrada baja para su potencia, lo que limita su consumo máximo incluso en conducción exigente. Sorprende ver cómo su consumo con adelantamientos y acelerones en el modo Sport se mantiene en 7 litros. Con una conducción reposada no sería difícil alcanzar los 5,8 litros que homologa.

El Alfa-romeo Giulietta tiene de serie tres elementos muy interesantes y que son una opción, o no están disponibles, en la mayoría de sus rivales. El primero es el sistema Start&Stop, que apaga el motor en semáforos y que viene de serie en todas las versiones salvo la más deportiva (Quadrifoglio Verde), aunque es desconectable.

Alfa-Romeo Giulietta

El segundo es el Alfa DNA, que permite escoger el modo de conducción entre Sport, Normal, o All Weather. El modo Sport activa el diferencial Q2 (lo explicamos a continuación), el sistema “over boost” (potencia del turbo), modifica la dirección y la sensibilidad del acelerador.

De hecho, llevando el coche con el acelerador ligeramente pisado en modo Sport, si lo soltamos deja de acelerar bastante, por la distinta respuesta en ambos modos. Además, el modo Sport también nos pone en la pantalla del navegador el nivel de presión de soplado del turbo.

El tercer elemento de serie es el diferencial electrónico Q2. Se trata de un sistema que simula un diferencial mecánico en el eje delantero: si el coche pierde tracción al tomar una curva rápido, frena una de las ruedas para recuperar la tracción y conseguir así un paso por curva más rápido. Podéis leer los detalles en la prueba del Q2 en el Jarama. (Actualización: el probado en el Jarama es el Q2 mecánico, no el electrónico. Las impresiones sobre el Q2 electrónico las habíamos contado en la "prueba del Alfa MiTo":https://www.motorpasion.com/utilitarios/alfa-mito-lo-probamos-en-italia-parte-2.

Alfa-Romeo Giulietta

Empecemos a sumar: plataforma nueva más rígida y ligera, diferencial electrónico Q2, posibilidad de activar el modo Sport y motores turbo (no hay ninguno atmosférico, ni gasolina ni diésel). El resultado es un coche tremendamente estable en curvas. Probándolo por carreteras de montaña en subida notaba claramente que en curvas muy cerradas el límite lo tenía yo (y la seguridad), no el coche. Todo esto incluso con llantas de 16 pulgadas, que si bien por estética recomiendo las de 17, por dinámica no parecen necesarias.

El ruido del motor es agradable, bastante tranquilo para ser un turbo de 170 CV. La insonorización es correcta y no se aprecian ruidos aerodinámicos.

En conducción más tranquila, en ciudad, cabe destacar la dirección muy blanda a velocidades bajas, algo característico del grupo Fiat que también hereda el Giulietta. Sólo afecta a aparcamientos o maniobras lentas, para el resto de la conducción la dirección tiene una dureza normal.

Alfa-Romeo Giulietta Quadrifoglio Verde, prueba en el Circuito de Balocco

El Giulietta se ha desarrollado en parte el circuito de Balocco, un lugar que se utiliza como pista de pruebas. No es un circuito de carreras, sino que tiene varias pistas que tratan de imitar cualquier situación que se pueda encontrar en la carretera. La prueba del Alfa-Romeo Giulietta Quadrifoglio Verde se realizaba en la pista principal, con curvas de varios tipos aunque en general bastante cerradas.

El Alfa-Romeo Giulietta Quadrifoglio Verde es el nuevo hot hatch. Está disponible únicamente con el motor 1.750 Tbi de 235 CV. Cuenta con suspensión rebajada, llantas de 17 pulgadas, pedales de aluminio, pinzas de freno rojas, asientos mixtos piel/tela, faros de xenón, interior diferenciado, cristales oscurecidos… y todos los elementos que solemos encontrar en un compacto deportivo, con la ventaja de los que ya vienen de serie en todas las versiones (diferencial Q2 y DNA).

Alfa-Romeo Giulietta

Tiene ciertas distinciones como las costuras rojas o el logotipo del trébol de cuatro hojas verde en el exterior e interior. El volante es de cuero pero con la parte superior de piel vuelta. Es una solución extraña tanto a la vista como al tacto, pero con una curiosa consecuencia en circuito: al tomar curvas muy cerradas pasas de tocar cuero a tocar piel vuelta, como si de repente estuvieses conduciendo un deportivo.

No es un coche con una patada brutal, pero sí cumple las aspiraciones deportivas de su segmento y tiene un paso por curva realmente bueno. Incluso en modo Sport el control de estabilidad actúa pronto, y junto al diferencial Q2 ayudan a mantenerlo sobre la trazada del circuito aunque tratemos de buscarle las cosquillas.

Seguridad

En cuanto a seguridad, desde la versión de entrada Progression se incluyen todos los elementos de serie. Tiene control de estabilidad, seis airbags (no puede llevar airbag de rodilla) y sistema Isofix. Tiene avisador de cinturón en todas las plazas, colocado además en una posición interesante: al estar detrás del retrovisor interior, permite que los pasajeros traseros vean la luz de aviso si no llevan su cinturón. Todavía no se han realizado las pruebas de EuroNCAP, por tanto no podemos decir nada sobre seguridad pasiva.

Motores

Alfa-Romeo Giulietta

Otro de los puntos fuertes del Alfa-Romeo Giulietta es su gama de motores, todos turbo y todos relativamente muy nuevos. En gasolina encontramos como base un 1.4 TB de 120 CV, con consumo medio homologado de 6,4 litros.

Si buscamos una pizca más de potencia, el siguiente es el 1.4 TB Multiair de 170 CV, un gran equilibrio entre potencia y consumo que nos ha dado muy buenos resultados en la prueba.

Y por último el ya comentado 1.750 TBi del Quadrifoglio Verde. Sus 134 CV son dignos de admiración, y además según Alfa los 195 Nm por litro constituyen el par específico más alto del mundo (no he tenido tiempo de comprobar esto, pero efectivamente es un motor muy bien aprovechado).

En diésel encontramos un 1.6 JTDm de 105 CV y un 2.0 JTDm de 170 CV, con consumos medios de 4,4 y 4,7 litros respectivamente.

Todos llevan un cambio de seis velocidades, opcionalmente pueden llevar el Alfa TCT, un cambio secuencial de doble embrague, aunque por el momento no pueden disponer de levas en el volante.

Como ya hemos comentado, todos llevan también el sistema Start&Stop de serie, sistema DNA y diferencial Q2. No está prevista una versión de consumo reducido, ni una suspensión adaptativa como sí tiene el Alfa-Romeo MiTo Quadrifoglio Verde.

Alfa-Romeo Giulietta

Precios y equipamiento del Alfa-Romeo Giulietta

Todos los datos están disponibles en nuestra entrada precios y equipamientos del Alfa-Romeo Giulietta. Parte de 20.725 euros con el motor 1.4 de 120 CV y va hasta los 29.925 del Quadrifoglio Verde.

En general viene muy bien equipado y los packs hacen que sumar equipamiento no sea un alto coste. Salvo el Bluetooth, que no viene en el pack sport, sólo en el Premium. Puede llevar también un equipo de altavoces Bose desde 720 euros.

Si queremos optar por el navegador integrado podemos tenerlo junto al sistema Blue&Me desde 1.730 euros (dependiendo del motor, se paga un impuesto distinto). El navegador se despliega y oculta automáticamente al encender y apagar el coche, aunque también lo podemos hacer a mano. Es un sistema muy vistoso pero al estar tan alto dificulta ligeramente la visibilidad al invadir parte del parabrisas. Si no queremos pagar este navegador también se ofrece una solución de preinstalación para integrar un navegador TomTom.

El Giulietta estará disponible a partir de junio en España, y Alfa-Romeo espera vende 100.000 unidades al año en toda Europa.

Conclusiones

El Alfa-Romeo Giulietta se lleva un notable alto. La calidad de algunos acabados es lo que le resta puntos. Y el diseño también es de notable alto, aunque Alfa sabe hacerlo sobresaliente.

Por precio podemos considerarlo más una alternativa a un Volkswagen Golf que no a un Audi A3 o un BMW Serie 1. Si en estos dos queremos sumar todo el equipamiento que el Giulietta lleva en sus versiones medias, el precio se dispara.

En el apartado tecnológico la gama de motores, el DNA, el Q2, la plataforma y el Start&Stop lo hacen uno de los coches más completos de serie en ese rango de precios (si le perdonamos el tema del Bluetooth).

Recomendado a aquellos que busquen exclusividad, diseño y tecnología a un precio razonable. No recomendado a aquellos que busquen la perfección en acabados y materiales, aunque no encontrarán lo que buscan por el mismo precio.

En Motorpasión | Alfa-Romeo Giulietta, presentación y prueba en Italia (parte 1)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos