Compartir
Publicidad

¿Porqué las gasolineras y concesionarios están siempre juntos?

¿Porqué las gasolineras y concesionarios están siempre juntos?
50 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las gasolineras y los concesionarios suelen estar unos pegados a otros, como se habrán dado cuenta muchos lectores de Motorpasión. Vamos por una carretera y de repente nos encontramos con dos gasolineras, una a cada lado de la calzada. O vamos a ver un Peugeot y sucede que de paso nos pasamos por el concesionario Volvo que está al lado, o viceversa.

Bien, desde hace tiempo algunos economistas buscaron y encontraron la solución a este problema sobre la localización de algunos negocios, imaginemos que tenemos una playa en la que hay dos vendedores de helados con un carrito móvil. Tienen los mismos precios y los mismos helados, tratan igual al público, por lo que la gente irá a comprarle al más cercano. Los llevan los señores Paco y Manolo.

Si Paco se coloca en la esquina izquierda de la playa, Manolo se colocará tan sólo unos metros a la derecha para robarle los clientes y quedarse con casi toda la playa. Eso hará que Paco se mueva a la derecha de Manolo y se quede con casi toda la playa. Así que tenemos a los dos vendedores de helados luchando por tener el trozo de playa más cerca de su carrito.

concesionario

Al final los dos vendedores acaban llegando a un punto en el que no les queda más remedio que estar en el centro de la playa. De ese modo los vendedores no pueden sino quedarse en el centro de la playa los dos juntos y uno atiende a los clientes que vienen por la derecha y otro a los clientes que vienen por la izquierda.

Con las gasolineras nos pasa lo mismo, si nos estamos quedando con el depósito vacío iremos a la primera que encontremos. Y salvo excepciones solemos ir a la gasolinera más cercana a casa o a una que nos pille de camino, no solemos tener preferencias fuertes por una marca de gasolina u otra, al menos la mayor parte de nosotros.

Con los concesionarios no es tan importante la localización porque el producto no es tan homogéneo como la gasolina, eso lo sabe cualquiera que haya visto un hilo en un foro discutiendo entre si es mejor tal o cual marca. Pero si es cierto que hay cierta homogeneidad entre los coches, especialmente para las personas menos entendidas a las que “todos los coches les parecen iguales”.

De hecho al abrir un nuevo concesionario de una marca nueva es buena idea hacerlo cerca de otros, de ese modo se aprovechan los visitantes que van a ver los coches que vende el vecino. No todos entrarán y comprarán, pero algunos si se pasarán a ver que se cuece.

Imagen | mikecogh y dno1967, Flickr

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio