Compartir
Publicidad
Publicidad

Nissan GT-R 2011, nuevo modelo para Japón

Nissan GT-R 2011, nuevo modelo para Japón
Guardar
69 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Después de la rescaca del Nissan Leaf toca hablar de todo lo contrario, el coche más sensacional que fabrica Nissan y uno de sus modelos estrella, el Nissan GT-R. Esta semana se ha anunciado su lanzamiento para el mercado japonés, donde las ventas comenzarán el 17 de noviembre desde 8.694.000 yenes (76.900 euros al cambio).

Tiene cambios exteriores e interiores de poca importancia, una mejora notable del rendimiento del motor, un comportamiento mejorado y más eficiencia. A Europa llegará en el primer semestre de 2011. Todas las imágenes del artículo son de la versión japonesa (JDM), las únicas oficiales por el momento.

Habrá cinco versiones, no todas disponibles en España: Pure Edition, Black Edition, Premium Edition, SpecV, Club Track (carreras cliente) y EGOIST (la versión más lujosa). El objetivo de Nissan es ofrecer a cada cliente el Nissan GT-R más adecuado a sus necesidades, gustos y presupuesto.

Nissan GT-R 2011 (JDM)

¿Qué cambia en el Nissan GT-R 2011?

Los cambios son muy leves, aunque podemos destacar un 10% de aumento de la fuerza contra el suelo y una mejora del Cx de 0,27 a 0,26. El paragolpes frontal se ha rediseñado, con luces diurnas LED de color blanco. Ahora el motor y los frenos reciben más caudal de aire y están mejor refrigerados.

Encontramos más partes en color plateado en los grupos ópticos delanteros. En la parte trasera se consigue un centro de gravedad más bajo, el difusor trasero es más grande, los escapes (de mayor diámetro) se refrigeran mejor, entra menos aire en los pasos de rueda traseros, hay luces de freno LED (más intensas) y antinieblas LED.

Hay seis colores de carrocería, dos son nuevos (Meteo Flake Black Pearl y Aurora Flare Blue Pearl). Las llantas de aleación Rays ahora pesan menos y tienen más rigidez, además tienen un acabado de cinco capas que consigue ese efecto visual tan característico (ver detalle).

Nissan GT-R 2011 (JDM)

En el interior encontramos cambios en el panel de instrumentos y en la pantalla multifunción, que dan un aspecto de más calidad. En la consola central encontramos partes en negro mate e inserciones de carbono (de verdad). El emblema GT-R del volante ahora tiene un acabado tipo Velour y el pomo del cambio también tiene otro acabado.

Los asientos de Pure Edition y Premium Edition ahora tienen más confort y ofrecen mejor sujección de los ocupantes en curva, también se ha modificado la banqueta trasera. En la versión Black Edition los asientos son báquets Recaro basados en la forma de los antes mencionados de Pure y Black.

En la versión SpecV, la más cara de todas, las ruedas Dunlop SP Sport Maxx GT 600 DSST CTT (como suena) son de serie, así como las llantas Rays de la generación anterior pero con color negro metálico. Hay cambios en los frenos traseros y en el control de estabilidad (VDC) para modificar el reparto delantero/trasero. El alerón de fibra de carbono es de serie.

Nissan GT-R 2011 (JDM)

Motor, chasis y bastidor del Nissan GT-R 2011

Vamos a lo que os interesa, la potencia del “yitiaru”. Pasamos de 486 caballos a 530, con un par máximo de 612 Nm de 3.200 a 6.000 RPM. Para distinguir el motor de los pre-styling, tiene una tapa roja. Ha reducido su consumo en 0,3 l/100 km, pasando a 11,8 l/100 km. La estructura básica del motor no ha cambiado.

Se ha trabajado en la admisión y en el escape, optimizando la respiración del motor con nuevos conductor y más presión de sobrealimentación de los dos turbocompresores. Ahora obtiene la certificación SU-LEV, es decir, un 75% menos de lo admitido por los estándares de emisiones japoneses de 2005.

Incorpora un modo de ahorro de combustible (SAVE), para que cuando Héctor Ares vuelva a probarlo no se arruine tanto con la gasolina. El par motor se contiene un poco y se cambia la estrategia de cambios de marchas para conducir por zonas civilizadas. También hace la conducción algo más cómoda en la parte del pie derecho.

Nissan GT-R 2011 (JDM)

Cuando queramos darle caña al coche, podremos seleccionar el modo “R”, que deshace esos cambios y modifica el comportamiento del control de estabilidad o la suspensión al gusto. La tracción total ahora será más suave en los giros ultralentos (<10 km/h), comportándose temporalmente como un 4×2.

El chasis ha sido reforzado con una barra en el compartimento del motor (ver detalle), realizada en fibra de carbono y paneles de aluminio. También se ha hecho un apaño en los refuerzos interiores, bajo el salpicadero (ver detalle). Asímismo se ha optimizado un poco más la precisión de los ajustes en el interior para evitar vibraciones.

Se ha modificado la suspensión delantera y trasera para mejorar la carga vertical de los neumáticos y su capacidad de agarre transversal. Los cambios también han ayudado a proporcionar más comodidad en carretera y mejor comportamiento en conducción deportiva. Por su parte, los frenos son ahora más grandes y más resistentes.

Nissan GT-R 2011 (JDM)

Versiones Club Track Edition y EGOIST

Para los más quemados entre los quemados está la versión Club Track Edition, que tiene los convenientes adelgazamientos para hacer el salvaje en circuito y disfrutar del máximo potencial del coche, pero no está homologado para circular por carretera.

Para los propietarios de esta versión, habrá eventos y actividades organizadas por Nissan, entre los cuales no faltarán sesiones de entrenamiento por pilotos y expertos. Los elementos especiales de competición se instalan por Authorised Servicefactory Association, que también se encarga de la distribución.

Su némesis es el GT-R EGOIST, que permite al cliente la máxima personalización del interior entre más de 20 opciones, con un sistema de sonido BOSE afinado para cada conductor, asientos más cómodos, emblemas distintivos, escapes de titanio, etc. Esta información va ampliada en un artículo anterior.

Próximamente conoceremos los detalles específicos para el mercado norteamericano y para el europeo. ¡Qué ganas de volver a conducirlo!

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos