Compartir
Publicidad

Un nuevo radar de tramo se estrena en Madrid en la A-5: con límite primero a 70 km/h y después, a 50 km/h

Un nuevo radar de tramo se estrena en Madrid en la A-5: con límite primero a 70 km/h y después, a 50 km/h
23 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La Comunidad de Madrid ya cuenta con un nuevo radar de tramo instalado en la carretera A-5, kilómetro 4 a la altura de Batán, en el Paseo de Extremadura. Este radar cubrirá el espacio entre los puntos kilométricos 4.000 y 5.750, y aunque por el momento el límite de velocidad en este tramo es de 70 km/h, se prevé que se reduzca a 50 km/h cuando se lleve a cabo la transformación de la A-5 en una vía urbana.

Se espera que la entrada en funcionamiento del dispositivo tenga lugar a finales de enero o principios de febrero.

La peatonalización del Paseo de Extremadura, en marcha

Gal Manuelacarmenaproyectopaseoextremadura 3

El punto de entrada del nuevo radar de tramo se ubica justo al pasar el radar fijo que hay actualmente en un pórtico y que es conocido por su facilidad para 'hacer fotos'. El punto de salida se sitúa justo antes de la salida a la carretera de Boadilla.

Recordemos que los radares de tramo calculan la velocidad media en un tramo de vía mediante una captación de imágenes al principio y al final del mismo. Para velocidades establecidas hasta 100 km/h, dan 5 km/h de margen; para más de 100 km/h, un 5 % de margen.

El plan de movilidad anunciado por la alcaldesa Manuela Carmena pretende convertir el tramo de Cuatro Vientos a Batán -entre los entre los pk 3.000 y 8.500- en una carretera de poblado, con más espacio peatonal y menos tráfico. El principal objetivo es reducir el ruido provocado por el tráfico para evitar molestias a los vecinos, cuyas ventanas prácticamente dan a la carretera.

También se creará un carril Bus Vao en sentido entrada y la instalación de dos semáforos, uno en la nueva conexión directa que se creará desde la avenida de los Poblados hacia la A-5 en sentido salida, y otro a la altura del acceso de la carretera de Boadilla.

Además, según el Ayuntamiento, los objetivos de esta transformación urbana son disminuir la contaminación atmosférica y acústica, y reducir el efecto barrera de la A-5. Cuando este plan haya concluido, se reducirá entonces el límite de velocidad a 50 km/h en todo el tramo, tanto de entrada como de salida de la ciudad.

También se dedicará uno de los carriles a carril bus y se permitirá un giro a la izquierda desde la Avenida de los Poblados hacia la nueva conexión con la A-5 mediante cruce semaforizado, para descargar la glorieta partida con calle Meliloto y Tembleque.

La DGT instaló su primer radar de tramo en el túnel de Guadarrama en 2010, en la A-6 entre Madrid y Segovia, inaugurando una nueva forma de controlar la velocidad. Actualmente hay un total de 53 radares de tramo repartidos por territorio nacional -a excepción de los de Cataluña y País Vasco con las competencias transferidas-. Puedes consultarlos todos en este informe de la DGT.

En la Comunidad de Madrid y según datos de la DGT, los otros radares de tramo están situados en la A-4, pk 46.933 sentido decreciente y en la AP-6, pk 56.815-49.263 sentido decreciente. Si quieres consultar los radares fijos y móviles que hay en Madrid, puedes hacerlo en este enlace.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio