Aston Martin parece decidida a entrar en Fórmula 1

Aston Martin parece decidida a entrar en Fórmula 1
17 comentarios

Como regla general, el primer rumor del interés de una nueva marca por entrar en Fórmula 1 suelo considerarlo entre poco y nada. Han sonado tantas marcas en los últimos años que supongo que al final uno escarmienta de creerse rumores a la primera. En el caso de Aston Martin, lo cierto es que ya hace unos cuantos meses que el nombre se vinculó a un supuesto interés por adquirir Manor, pero ahí quedó la cosa, como habitualmente sucede en estos casos.

Pero en las últimas semanas, el nombre de Aston Martin ha vuelto a saltar a la palestra, y parece que esta vez el interés es algo más serio de lo que pareció con aquellas informaciones que la vinculaban a Manor. Desde luego, los nombres de los equipos que suenan estos últimos días son de mayor peso específico. Desde la mismísima Red Bull, hasta equipos como Williams o Force India.

Aston Martin quiere llevar su espíritu racing a la Fórmula 1

La carambola que salió a la luz el pasado sábado hablaba de la entrada de Aston Martin en la escudería Red Bull con motores Mercedes bajo el brazo (hay que recordar que Mercedes posee un 5% de las acciones de Aston Martin). Al parecer, todos los implicados en este acuerdo verían con buenos ojos la operación. Pero en las últimas jornadas la historia de Aston Martin aún ha dado alguna que otra vuelta más.

Aston Martin Wec

Al parecer, el acuerdo más comercial que técnico que busca Aston Martin sería mucho más factible de llevar a cabo con alguno de los equipos que actualmente ya están motorizados por Mercedes, por lo que han entrado en escena tanto Williams como Force India (no parece que Lotus sea ahora mismo una opción que se esté valorando), que a día de hoy son los mejores posicionados para incorporar los logos de Aston Martin en 2016.

Desde luego, parece que el interés de Aston Martin por tener presencia en las parrillas de Fórmula 1, además del WEC, es más que evidente, permitiendo a la firma británica "medirse" en pista con rivales con los que compite también en las carreteras, como McLaren y Ferrari (Mercedes no considera a Aston Martin un competidor en lo que a coches de calle se refiere). La bajada de ventas de Aston Martin en la última década parece que se pretende contener aprovechando la máxima competición del automovilismo: la Fórmula 1.

Temas
Comentarios cerrados
Inicio