Compartir
Publicidad

Ford llama a revisión en Norteamérica a casi dos millones de F-150: los cinturones pueden llegar a incendiarse

Ford llama a revisión en Norteamérica a casi dos millones de F-150: los cinturones pueden llegar a incendiarse
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Tenemos nueva llamada de revisión masiva de Ford. Si hace unas semanas se veía obligada a solicitar a sus clientes que pasaran por el taller a consecuencia de un defecto en el cable de recarga de sus eléctricos e híbridos enchufables, que podía derivar en incendio, ahora hace lo propio con su pick up Ford F-150. La marca del óvalo ha detectado un fallo en sus cinturones de seguridad delanteros que, en el peor de los casos, podría acabar también incendiándose.

Un total de 1,99 millones unidades del Ford F-150 deberán acudir a una llamada de revisión masiva por parte del fabricante estadounidense. Por el momento, en el comunicado emitido, la marca asegura que el fallo de fábrica sólo afecta a modelos comercializados en Norteamérica, concretamente 1,61 millones pertenecen a EE.UU, mientras que 339.884 unidades han sido vendidas en Canadá y 6.780 unidades en México.

Con este, ya son varios los casos de llamadas a revisión por riesgo de incendio que han salpicado a las marcas este verano. El ejemplo lo encontramos en BMW y su problema detectado en el sistema de recirculación de los gases de escape, que se ha saldado con 20 modelos en llamas en Corea del Sur, así como en Volkswagen, con el posible 'techo panorámico incendiario' de los nuevos Touran y Tiguan, o Toyota, debido a un fallo detectado en el sistema de sujeción del motor de sus híbridos, que ha obligado a la marca a hacer una campaña de revisión de más de un millón de coches en todo el mundo.

Los afectados: los Ford F-150 fabricados entre 2014 y 2018

2018 Ford F-150 Powerstroke

El defecto encontrado por Ford, en el caso del F-150, se encuentra en los tensores del cinturón de seguridad de las plazas delanteras. Éstos podrían no operar correctamente al ponerse en funcionamiento, pudiendo soltar chispas hasta acabar en llamas.

Por el momento, el fabricante ha confirmado que ha habido 17 casos en Estados Unidos de incendio por esta causa, así como seis en Canadá. Aunque asegura que, en ninguno de ellos se han tenido que lamentar accidentes o lesiones.

En lo que respecta a las unidades afectadas del Ford F-150, éstas serían las fabricadas tanto en su planta de Dearborn (Michigan) como en su fábrica de Kansas City (Kansas). En el caso de la primera, las unidades que deberán pasar por el taller serán las producidas entre el 12 de marzo de 2014 y el 23 de agosto de 2018, mientras que, en el de la segunda, lo deberán hacer las fabricadas entre 20 de agosto de 2014 y el 23 de agosto de 2018.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio