Compartir
Publicidad

Siete coches que son una ganga para disfrutar un año

Siete coches que son una ganga para disfrutar un año
35 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si lo miramos fríamente, la depreciación de un automóvil hace que éste sea la peor inversión que uno pueda hacer. Incluso cuando hablamos de Ferrari, cuyos precios en V.O. parecen no terminar de subir nunca, los precios pueden volver a caer (como ya ocurrió en el pasado) y ya no sería una inversión acertada.

Obviamente, es un problema si compras el coche nuevo. Sin embargo, si te da igual no conducir el último modelo, puedes hacerte con modelos que cuestan hoy el 10 o el 20 % de lo que valían nuevos. Son auténticas gangas, ideales para darse el gustazo y venderlas pasado un año. .

Muchas veces, las gangas en el mercado de segunda mano del automóvil son vistas como potenciales pozos financieros y coches que sólo van a dar problemas. No tiene porque ser el caso si se controlan los puntos flacos y el mantenimiento del coche que miramos antes de comprarlo.

Volkswagen Touareg V10 Tdi

También podemos hacer que lo miré un mecánico de confianza o bien, si es un profesional, que nos lo venda con garantía. Y si bien algunas de esas gangas pueden ser coches que deseemos y valga la pena conservar unos cuantos años, algunas son para disfrutar un verano, por ejemplo, y venderlas pasado ese tiempo para no perder dinero en la operación.

Alfa Romeo 156 GTA (precio medio: 10.000 euros)

Alfa Romeo 156 Gta

El Alfa Romeo 156 GTA, disponible en carrocería berlina y familiar, llegó al mercado en 2001. Bajo el capó nos encontramos con el V a 60 º del 156 2.5 V6 (cuya base se remonta al bloque del Alfa 6 de 1979 diseñado por Giuseppe Busso), pero subido a 3.179 cc mediante un aumento del recorrido y del diámetro de los cilindros.

Alfa Romeo 156 Gta

Con una potencia de 250 CV a 6.200 rpm y un par motor de 300 Nm a 4.800 rpm, el coche se muestra digno de las siglas GTA a pesar de sus 1.410 kg. Ejecuta el 0 a 100 km/h en 6,3 s y alcanza los 250 km/h de velocidad máxima.

Alfa Romeo 156 Gta

Sí, es una mecánica delicada -como todas las italianas prestacionales-, pero no tiene un mantenimiento complicado. Su comportamiento dinámico lo convirtió en el mejor tracción delantera del momento. Y aunque, el tren delantero no se libraba de efectos parásitos debidos al par motor, es una delicia si te gusta conducir. Si puedes, mejor opta por el cambio manual de 6 marchas en lugar del automático Selespeed.

BMW X5 4.8is (precio medio 15.000 euros)

Bmw X5 4.8is

El BMW X5 es uno de los SUV premium por antonomasia. Cuando Porsche multiplicaba las versiones de altas prestaciones de su Cayenne, BMW respondió con una versión “sport” del X5 V8, la 4.8is. Equipa un V8 atmosférico de 4.8 litros de 360 CV asociado a un cambio automático de 6 relaciones y a la tracción integral. Abate el 0 a 100 km/h en 6,1 s.

Bmw X5 4.8is

El BMW X5 siempre tuvo un buen comportamiento dinámico (dentro de los límites naturales de los SUV). Y si bien no es el coche ideal para ir de tramo, para largos viajes por carreteras y perderte por los pueblos con la familia disfrutando al volante, es ideal. Y el sonido del V8, aunque un tanto apagado, nunca defrauda.

Ford StreetKa (precio medio: 3.500 euros)

Ford Streetka

Nos encanta el Mazda MX-5 en todas sus generaciones, pero conseguir uno por menos de 4.000 euros significa hacerse con una unidad en bastante mal estado. La otra opción es hacerte con un Ford StreetKa. ¿No lo recuerdas? La mayoría del público tampoco, por eso tiene un precio tan bajo (nuevo, costaba casi 20.000 euros.)

Ford Streetka

Con su 4 cilindros 1.6i de 95 CV no es un relámpago en aceleración, pero una vez bajada la capota, es una máquina de destilar sensaciones. Pesa apenas 1.067 kg, el tren delantero es muy vivo, tiene mucho agarre lateral y casi nada de balanceo.

Eso sí, siempre y cuando la carretera esté en buen estado. Sobre firme deteriorado se aprecian vibraciones en el interior. Dista mucho de ser perfecto y su chasis no tiene el rigor de un MX-5 , pero cuesta más o menos lo mismo que un scooter.

Ford SportKa (precio medio 4.500 euros)

Ford SporKa

El Ford SportKa es otro incomprendido del público. El chasis del Ka de primera generación es una pequeña obra de arte en términos de dinamismo. La técnica es sencilla (McPherson delante con refuerzo inferior y ruedas tiradas con eje torsional), pero la puesta a punto es perfecta.

Ford SportKa

Equipa un modesto 4 cilindros 1.6i de 95 CV por lo que su 0 a 100 km/h en 9 segundos no es ninguna maravilla. Y quizá sea la razón por la que ha caído en el olvido. Sin embargo, pesa menos de 1.000 kg, equipa un cambio manual de desarrollos cortos y un chasis con el que te divertirás por el simple hecho de trazar curvas.

Maserati Quattroporte (precio medio 25.000 euros)

Maserati Quattroporte Automatic

El Maserati Quattroporte vale la pena aunque sea solo por la sonoridad del V8 Maserati (de desarrollo y fabricación Ferrari). Por ese precio, no podremos optar a uno de los más recientes equipados con el V8 de 4.7 litros sino por el V8 de 4.2 litros de 405 CV (0 a 100 km/h en 5,6 s).

Maserati Quattroporte Automatic

En contra de lo que uno se imagina, el motor es muy robusto al igual que la transmisión automática ZF. Lo mismo no se puede decir del manual robotizado DuoSelect que se come el embrague con descarada alegría, así ojo con el cambio que equipe el modelo. Ojo también con los amortiguadores de la suspensión pilotada Skyhook, son caros de sustituir.

Mazda RX8 (precio medio 7.000 euros)

Mazda Rx8

El Mazda RX8 ofrece un diseño que no ha envejecido nada, cuatro plazas y un maletero de capacidad correcta, uno de los mejores chasis de su generación y un motor rotativo de 231 CV que sube a más de 10.000 rpm. Y todo eso por el precio de un Dacia Logan de base. ¿Qué más quieres?

Mazda Rx8

Vale, su consumo de gasolina es consecuente (en mi experiencia no esperes bajar nunca de los 11 l/100 km) y consume un poquito de aceite (nada extraordinario, pero hay que vigilarlo). También, quizá, tendrás que descartar unas cuantas unidades que padecen el síndrome 'Fast & Furious' antes de dar con una unidad que te guste (aunque sobre gustos no hay nada escrito, claro). Y que no intenten colarte la versión de 191 CV (principalmente traída de Alemania) como una de 231 CV, que nunca se vendió en España.

Volkswagen Touareg V10 TDI (precio medio 8.000 euros)

Volkswagen Touareg V10 Tdi

Si un BMW X5 equipado de un V8 gasolina te parece una aberración, en qué estarían pensando en Volksawgen cuando pensaron que sería una buena idea equipar el Touareg con un V10 5.0 litros turbodiésel de 313 CV y 750 Nm a 2.000 rpm. Hoy en día quizá pueda parecer absurdo, pero la realidad es que en su día (estuvo en venta de 2003 a 2006) cumplió con las expectativas de venta de la marca.

Volkswagen Touareg V10 Tdi

Hoy en día, el Touareg V10 TDi, sin embargo, es una apuesta un tanto arriesgada (mucho más que la de un Maserati Quattroporte o un BMW X5 4.8is), habida cuenta de su mala reputación en cuanto a calidad (esa electrónica...), costes de mantenimiento y un dinamismo simplemente correcto. Pero si das con una buena unidad puede ser una opción razonable. Y sí, las hay, pero hay que buscar.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos