Noruega tira de sarcasmo y responde al anuncio de General Motors de la Super Bowl ante su liderazgo en el coche eléctrico

Noruega tira de sarcasmo y responde al anuncio de General Motors de la Super Bowl ante su liderazgo en el coche eléctrico
50 comentarios
HOY SE HABLA DE

General Motors emitió durante la Super Bowl un anuncio en el que el actor Will Ferrell encarnaba a un ciudadano medio estadounidense bastante cabreado con el predominio de Noruega en materia de coches eléctricos.

Desde la Universidad de Adger, en el país nórdico, han querido responder al gigante de Detroit con bastante agudeza: "Si se enfada tanto con nuestros vehículos eléctricos, no puedo imaginar cómo reaccionará ante todas las demás cosas". Y es que EEUU tiene mucho que aprender, no solo en los avances de la esfera automotriz.

"Sorry (not sorry)"

"Vienen los americanos, y Will Ferrell no parece feliz", dice la angustiada directora de la Universidad de Agder, Sunniva Whittaker, tras ver el anuncio de General Motors.

Su solución: disculparse públicamente por tener una cuota de mercado del 54 % de vehículos eléctricos -es decir, en 2020 vendieron más coches eléctricos que de combustión- y deshacerse de "cualquier otra cosa que pueda causar envidia a los norteamericanos".

De hecho, en 2020 la cuota de mercado de estos vehículos en EEUU fue del 4 %; un 50 % menos que Noruega (y ojo que en España esa cuota cayó a menos del 2 %).

Y así lo hace Whittaker frente a la cámara, dirigiéndose tanto al bueno de Ferrell como a General Motors y asegurando que harán todo lo posible por mantener una buena relación con ellos (mientras tanto, vemos a directora poniendo pegatinas de "Gas" sobre la EV de las matrículas de los eléctricos):

"No deberíamos haber sido líderes en el mundo en cuanto a coches eléctricos sin haberos preguntado antes".

Pero el derroche de sarcasmo va un paso más allá poniendo en evidencia las diferencias en cuanto a calidad educativa: una alumna aparece diciendo que la educación en Noruega es gratuita, "¡también para nosotros los estadounidenses!", a lo que Whittaker responde: "Lo sé, pero Will Ferrell no tiene por qué saberlo".

En resumidas cuentas: desde la universidad dejan caer las abismales diferencias entre los dos países en materia de investigación, salud, seguridad social (como un año por baja de maternidad) y calidad de vida para acabar con un rótulo que reza: "Sorry (not sorry)".

En Motorpasión | Contra prejuicios y luchas de intereses. Así de complicado e improbable fue la creación de los Toyota GT86 y Subaru BRZ

Temas
Comentarios cerrados
Inicio