Compartir
Publicidad
Publicidad

BMW Serie 3, presentación y prueba en Madrid (parte 2)

BMW Serie 3, presentación y prueba en Madrid (parte 2)
Guardar
56 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Como ya os fuimos contando ayer, el BMW Serie 3 llega con un diseño más atractivo y musculoso que el modelo al que sustituye, es considerablemente más grande y gana también en habitabilidad interior y capacidad del maletero, pero… ¿qué mejoras habrá bajo el capó?

Si por fuera mantenía los rasgos típicos de la marca como la marcada línea de cintura, los dos riñones frontales, los cortos voladizos o la generosa batalla, bajo su piel también conserva los valores clásicos de BMW: motor longitudinal, propulsión y reparto de pesos 50:50.

Como viene siendo habitual, muchos de los esfuerzos por parte del fabricante se han centrado en conseguir buenas prestaciones y reducir al mismo tiempo las cifras de consumo y emisiones de las diferentes versiones. La más eficiente de la gama emite sólo 109 gramos por kilómetro de dióxido de carbono y la más asequible (que no es la misma) cuesta 29.990 euros. Veámoslo en detalle.

BMW Serie 3

Motores del BMW Serie 3

Desde hace unos años la denominación Efficient Dynamics nos suena, y mucho. En el caso del nuevo BMW Serie 3 este conjunto de medidas en pro de la eficiencia también está presente.

Las principales medidas del programa Efficient Dynamics que contribuyen a reducir el consumo (y por tanto las emisiones) son la función Auto Start/Stop en todas las versiones, el cambio automático de ocho velocidades (opcional), el sistema de recuperación de energía en la frenada, la optimización de la aerodinámica, el indicador de cambio de marcha o el modo de conducción Eco Pro.

En este apartado concreto de motorizaciones, las medidas que más nos interesan son las que engloba la tecnología BMW TwinPower Turbo, que en los motores de gasolina son el uso de un turbocompresor TwinScroll, Valvetronic (sistema de regulación variable de válvulas), Doble Vanos (regulación variable de los árboles de levas) e inyección directa, y en los propulsores diésel son la inyección directa Common Rail y turbocompresor de geometría variable.

BMW Serie 3

El motor más eficiente de toda la gama es el de la versión denominada 320d ED (Efficient Dynamics). Se trata de un cuatro cilindros turbodiésel de 2 litros de cilindrada que tiene una potencia de 163 CV (el 320d “normal” alcanza los 184 CV) y un par motor máximo de 380 Nm. Esta motorización consigue un consumo medio de 4,1 litros y unas emisiones de 109 g/km de dióxido de carbono, un récord en su segmento.

No obstante, aunque el 320d ED es la versión más eficiente, no es la más asequible, así que vayamos por orden. El diésel de acceso a la gama es el 316d, también de cuatro cilindros y 2.0 litros pero de 116 CV y 260 Nm de par máximo. Acelera de 0 a 100 km/h en 10,9 segundos y alcanza los 202 km/h. El consumo medio es de unos 4,5 litros a los cien kilómetros.

El siguiente escalón en la gama diésel es el 318d, también un 2 litros pero en este caso de 143 CV y con un par máximo de 320 Nm. Alcanza los 100 km/h desde parado en 9,1 segundos y consigue una velocidad punta de 210 km/h. Consigue también una media de consumo de 4,5 litros a los cien kilómetros.

BMW Serie 3

El diésel más potente de la oferta es el 320d de 184 CV, que consigue un par máximo de 380 Nm y es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 7,5 segundos y rozar los 235 km/h de velocidad máxima. El consumo medio, por su parte, es de sólo 4,6 litros a los cien kilómetros.

En la gama de gasolina la versión de acceso es el 320i, un 2.0 litros de cuatro cilindros que arroja una cifra de potencia de 184 CV y un par motor máximo de 270 Nm. Acelera de 0 a 100 km/h en 7,3 segundos, alcanza los 235 km/h y consume 6,3 litros, de media.

El motor más novedoso de toda la oferta es el que monta la versión 328i, y es de nueva factura. Se trata también de un cuatro cilindros de dos litros pero consigue alcanzar los 245 CV de potencia a 5.000 RPM y un par motor máximo de 350 Nm entre las 1.250 y las 4.800 vueltas.

BMW Serie 3

Lo mejor de este nuevo motor es que puede catapultar al Serie 3 de 0 a 100 km/h en sólo 5,9 segundos y hacerle alcanzar los 250 km/h (limitación electrónica), pero al mismo tiempo puede obtener un consumo medio de sólo 6,4 litros, un 11% menos que el anterior 325i, de menor potencia (218 CV).

Si decidimos equipar el 328i con el cambio automático de ocho velocidades el sprint de 0 a 100 km/h le lleva dos décimas más (6,1 segundos) pero el consumo se reduce en una décima de litro, lo que corresponde a un consumo medio de 6,3 litros a los cien kilómetros.

Por último, la versión más potente hasta la llegada del nuevo BMW M3 es el 335i, todo un seis cilindros de 3 litros de cilindrada con una potencia de 306 CV a 5.800 RPM y un par motor máximo de 400 Nm entre las 1.200 y las 5.000 vueltas, aproximadamente.

BMW Serie 3

Gracias a la cantidad de potencia y par, el 335i es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 5,5 segundos (una décima más rápido que su antecesor) y alcanzar una velocidad máxima limitada de 250 km/h. El consumo medio es de 7,2 litros con el cambio automático y de 7,9 litros con el manual de seis velocidades.

Al volante del nuevo Serie 3

Después de ver prácticamente todo lo que ofrece el nuevo BMW Serie 3 vamos ya con lo más interesante, las primeras impresiones que nos ha transmitido al montarnos en él y conducirlo por carreteras madrileñas.

Antes incluso de arrancarlo nos acomodamos en el asiento de cuero de nuestro BMW 335i con el acabado Luxury y comprobamos que con ocupantes delanteros de en torno a 1,80 metros de altura pueden viajar detrás con suficiente espacio para las piernas personas de la misma altura.

BMW Serie 3

El interior del nuevo Serie 3 transmite una gran sensación de calidad (sobre todo con el acabado Luxury de nuestra unidad), haciéndote pensar incluso que estas a bordo de todo un Serie 5. Por otra parte, nosotros no hemos sido capaces de apreciar el aumento de volumen del maletero aunque sí nos hemos dado cuenta de que la boca de carga es quizá algo estrecha.

Según apretamos el botón de arranque (porque no, no hay que girar la llave) el 3 litros cobra vida y nos deleita con ese clásico sonido “gordito” de seis cilindros. Nuestra unidad llevaba el cambio automático de ocho velocidades que, aunque es efectivo, también permite rodar con mucha suavidad. Eso sí, echamos en falta levas de cambio tras el volante.

La respuesta del 335i es buena y su sonido es de los que gustan, aunque desde el interior del vehículo el ruido del motor es muy discreto. La insonorización es tan buena que incluso querríamos poder disfrutar del sonido del seis cilindros a un mayor volumen.

BMW Serie 3

El coche acelera con ganas pero la sensación de aceleración no impresiona tanto como se espera. No obstante, sólo hay que mirar al velocímetro para darse cuenta de que, efectivamente, la velocidad sube bastante rápido aunque no nos dé esa impresión desde el interior.

Una vez en marcha destaca lo cómodo que se siente este Serie 3 en carretera, incluso en el modo de conducción más deportivo. Éste, denominado Sport, endurece la suspensión y nos enseña los dientes sólo con presionar el botón, ya que si estamos circulando de forma tranquila nos reduce una marcha instantáneamente y el motor sube ligeramente de vueltas, dejándose oír.

BMW Serie 3

Los modos de conducción son Comfort, que es el más cómodo y el que llevamos por defecto al arrancar el vehículo, Sport, el más deportivo, y Eco Pro, un modo que nos ayuda a llevar una conducción más eficiente y ahorradora.

El tacto de la dirección es bastante bueno, aunque no nos pareció especialmente comunicativa. La ganancia en dimensiones se nota y somos capaces de apreciar que tenemos entre manos un coche grande (cada día lo son más), aunque sigue siendo bastante neutro en el paso por curva.

En cuanto a consumos se refiere pudimos sacar en claro que a ritmos legales en autovía podemos rondar los 8 ó 9 litros (son sólo estimaciones basadas en lo que marcaba el ordenador de a bordo) aunque si decidimos rodar con más alegría o recurrimos a su capacidad de aceleración los consumos se disparan por encima de los 12 litros con facilidad.

Versiones y precios

La fecha oficial de lanzamiento del nuevo BMW Serie 3 es el día 16 de febrero, aunque realmente ya se pueden hacer reservas en los concesionarios de la marca. No obstante, por ahora sólo se ofrecerán cuatro motores:

  • BMW 320d ED: 33.950 euros.
  • BMW 320d: 34.700 euros.
  • BMW 328i: 39.400 euros.
  • BMW 335i: 48.100 euros.

Por tanto hasta el mes de marzo la versión más asequible será el 320d ED, aunque a partir de entonces llegarán las tres que faltan, incluidas las de acceso a la gama tanto en gasolina como en díesel:

  • BMW 316d: 29.990 euros.
  • BMW 318d: 31.850 euros.
  • BMW 320i: 34.500 euros.

Los gastos del viaje para esta presentación han sido asumidos por la marca. Para más información consulta nuestra guía de relaciones con empresas.

En Motorpasión | BMW Serie 3, presentación y prueba en Madrid (parte 1)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos