Publicidad

Audi podría pasar a controlar Bentley en 2021, que ganaría la plataforma para coches eléctricos desarrollada junto a Porsche

Audi podría pasar a controlar Bentley en 2021, que ganaría la plataforma para coches eléctricos desarrollada junto a Porsche
2 comentarios

El Grupo Volkswagen parece seguir interesado en hacer encajes de bolillos con sus marcas a fin de optimizar el apartado financiero. Tras sonar la posibilidad de Bugatti podría pasar a manos de Rimac Automobili, ahora las últimas informaciones apuntan a que Audi podría pasar a tener el control de Bentley en 2021.

Según ha informado la publicación alemana Automobilwoche, la firma de Crewe pasaría a ser subsidiaria de la marca de los aros, que bajo el paraguas del consorcio alemán se encargaría de supervisar sus actividades tecnológicas y financieras.

Este movimiento supondría, siempre de acuerdo con el mencionado medio, que la plataforma Premium Platform Electric (PPE) desarrollada al alimón por Audi y Porsche para coches eléctricos llegaría también a Bentley, y los primeros modelos en equiparla podrían ser las próximas generaciones del Bentley Continental GT y del Flying Spur.

¿Un cambio para 'proteger' a Bentley frente al Brexit?

Bentley 2

En cualquier caso, de confirmarse tal operación, no supondría ni mucho menos ubicar a la prestigiosa firma británica en un escalón inferior a Audi, sino acometer una reestructuración que busca potenciar la economía de escala entre sus marcas de gama alta para reducir costes.

Además, se trataría de una buena oportunidad de crecimiento para Bentley, según considera Herbert Diess, CEO del Grupo Volkswagen, pues la marca tendría más potencial al amparo de Audi que como está ahora, supervisada por Oliver Blume, CEO de Porsche.

Y es que en Bentley, pese a culminar un 2019 de récord con 11.006 unidades vendidas en todo el mundo, la crisis del coronavirus y la incertidumbre provocada por la posibilidad de un Brexit duro están pasando factura.

"Bentley aún no ha superado la montaña", dijo recientemente Diess, mientras que la propia firma ya tildó de "extremadamente perjudicial" una abrupta salida de Europa por parte de Reino Unido. El presidente ejecutivo de Bentley, Adrian Hallmark, calcula que las pérdidas serían de un 25 % por cada vehículo.

Por el momento no hay confirmación oficial de la marca al respecto sobre este movimiento en el Grupo Volkswagen, aunque lo que parece evidente a tenor de las diferentes informaciones que están aflorando es que el conglomerado automovilístico está ya trabajando en una reducción de costes que le permita afrontar la producción masiva de coches eléctricos en los años venideros.

En Motorpasión | La paradoja del coche eléctrico 'ecológico': el níquel está robando protagonismo al cobalto, y eso no es necesariamente bueno

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios