Compartir
Publicidad

Los Jeep Wrangler y Gladiator podrían montar el motor Hellcat de 717 CV, pero no pasarían las pruebas de impacto

Los Jeep Wrangler y Gladiator podrían montar el motor Hellcat de 717 CV, pero no pasarían las pruebas de impacto
3 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El Jeep Wrangler es uno de esos coches carismáticos a más no poder, un vehículo todoterreno puro que sigue fiel a sus principios fundamentales y que con el Gladiator recién presentado tendrá una espectacular versión pick-up de caja abierta, más largo pero igual de 4x4.

Las versiones desarrolladas de estos dos vehículos todoterreno suelen estar enfocadas precisamente a eso, a la conducción offroad, pero podría haber en camino una versión con unas aspiraciones más viscerales incrustando el motor V8 del Hellcat.

Hay sitio pero también un problema

Mopar Jeep Wrangler 2018

Sí, lo has leído bien. Dentro de Fiat Chrysler Automobiles se había estado barajando la posibilidad de lanzar una versión anfetaminada de los Jeep Wrangler y Gladiator, equipando a los grandes todoterreno con el motor V8 de 6.2 litros del Dodge Challenger SRT Hellcat, es decir, con nada menos que 717 CV.

La información procede desde el propio seno de la marca porque Tim Kuniskis, jefe de Jeep en Norteamérica, ha afirmado que el motor del Challenger SRT Hellcat va "como un guante" al vano motor del Wrangler y del Gladiator. Esta afirmación es muy aventurada para un proyecto que no fuera a llegar a nada.

Jeep Gladiator

Y es que ya conocemos los gustos americanos y basta con que haya espacio suficiente bajo el capó para alojar un motor mucho más potente que el equipado de serie, pero hay un grave problema. Si la marca introdujera el bloque del Hellcat en los Jeep, que cabe, lo que no dejaría sería espacio para las necesarias zonas de absorción de impacto, por lo que el propio Kuniskis estaría descartando al mismo tiempo un Wranglar/Gladiator de altas prestaciones.

Pero esto no quiere decir necesariamente que Jeep no vaya a sacar una versión potenciada del Gladiator (y del Wrangler de paso). De hecho la firma estaría trabajando en darle un nuevo rumbo a su pick-up que por el momento estará equipada como máximo con un motor V6 de 3.6 litros y una potencia inferior a 300 CV.

Jeep Wrangler Moab Edition 2018

Recordemos que Jeep ya ha hecho lo propio con el Grand Cherokee Trackhawk capaz de lanzarse a 100 km/h desde parado en 3,5 segundos, liquidar el cuarto de milla en 11,6 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 290 km/h mientras quema gasolina a cubos.

Algo está tramando FCA, sólo nos falta saber qué. Podría ser un V6 turboalimentado, un seis en línea de aspiración forzada... Por pedir pediríamos un V8, pero alguien se ha adelantado a FCA porque ya se puso a la venta por casi 300.000 dólares un Wrangler con motor Hellcat hace unos meses.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio