Compartir
Publicidad

La autopista más corta del mundo: así exige infraestructuras un empresario en Rumanía

La autopista más corta del mundo: así exige infraestructuras un empresario en Rumanía
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

'Rumanía quiere autopistas' es un movimiento ciudadano que ha nacido del hartazgo de parte de la población rumana ante el deficitario estado de su red de carreteras, y un empresario llamado Stefan Mandachi ha impulsado este movimiento de forma inusual: ha mandado construir la primera y única 'autopista' de Moldavia occidental para hacer evidente el abandono de las carreteras en su país.

Una carretera de un metro de largo que le ha costado al empresario 4.500 euros.

La 'autopista' más pequeña del mundo

Carretera Un Metro

La autopista de Stefan Mandachi se ha convertido en una de las atracciones turísticas del condado de Suceava, la ciudad más grande de la región de Bucovina. Durante el fin de semana, más de mil personas, según medios locales, visitaron este "monumento a la autopista" y festejaron su inauguración.

La puesta de largo de esta pequeña autopista, con límite simbólico de 130 km/h, vino acompañada del corte de carreteras durante 15 minutos para reclamar al Ejecutivo rumano más inversiones en la red estatal de carreteras.

Mandachi asegura que no es político, ni activista, ni forma parte de ninguna organización; solo reclama una vía a la altura del resto de países europeos para llevar a cabo sus negocios de forma más eficiente y segura:

"Como hombre de negocios he hecho más de 500.000 km al volante. Al no tener autovías he perdido más de un año y medio de mi vida al volante", explica el empresario en su vídeo, que denuncia el elevado número de muertes en las carreteras de Rumanía.

Un país clave en la interconexión europea que suspende en infraestructuras

Paneuropetransport Mapa de los diez corredores Paneuropeos de transporte.

Esta pequeña autopista refleja la incapacidad durante los últimos 30 años del Gobierno rumano de vincular la región con el resto del país a través de una autovía moderna.

Y es que según datos recogidos por Euronews en septiembre de 2018, en Rumanía solo se construyen 22 km de autopistas por año. Además, el país cuenta con 750 kilómetros de autopistas, lo que supone solo el 5 % del total de carreteras.

En Rumanía hay cuatro tipos de vías: autopistas (donde la velocidad máxima es de 130 km/h), Carretera Europea, Carretera Nacional y Carretera Local, estas últimas muy abundantes.

Según los expertos, el principal lastre es la burocracia unido a unos planes de construcción muy endebles que llegan a provocar el desmoronamiento de autopistas por una mala planificación, por no hablar de la corrupción enquistada en el Gobierno.

"A veces solo puedes conducir 60 kilómetros seguidos porque hay un puente que no soportaría el peso de tu camión y tienes que dar una vuelta de 180 kilómetros", asegura para Euronews el secretario general del sindicato de transportistas UNTTR, Radu Dinescu.

Lo cierto es que Rumanía es un país clave del corredor paneuropeo 4 de transportes, que pasa por Dresde, Nuremberg, Praga Viena, Bratislava o Estambul, por lo que las carreteras rumanas resultan cruciales para la interconexión. Sin embargo, de los 834 kilómetros que forman la parte rumana de los corredores, solo el 60 % resulta realmente funcional.

Foto | Twitter/Non Pico.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio