Compartir
Publicidad

Citroën C4 Picasso 2013, presentación y prueba en Lisboa (parte 2)

Citroën C4 Picasso 2013, presentación y prueba en Lisboa (parte 2)
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Después de hablar de diseño, acabados, interior y maletero en la primera parte ¿Qué tal se conduce el nuevo Citroën C4 Picasso 2013? Era uno de los aspectos que más me intrigaban, pues según todos los cambios que había anunciado la marca francesa, sobre el papel era esperable una mejor conducción y comportamiento. Y además, como están las cosas hoy en día, con menos dinero en el bolsillo y gasolina y gasóleo caros, ¿consumirá poco?

¿Y qué pasa con esas dos pantallas tan novedosas que incorpora? ¿Será práctico sustituir los botones tradicionales de un climatizador por una pantalla táctil? Y eso de que el cuadro de instrumentos sea personalizable ¿complicará las cosas? Sentémonos, abrochémonos el cinturón y pulsemos el botón de arranque para comprobarlo.

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa 37

Dos diseños de cuadro de instrumentos

Cuando me subo a un coche por primera vez para probarlo suelo hacer tres cosas: ajustar asiento y volante a mi gusto, orientar bien los espejos retrovisores y poner a cero el medidor de consumo. Pues bien, en este modelo además hay que elegir qué quieres que te muestre el cuadro instrumentos digital.

Y además también hay que pensar en qué quieres que aparezca en la pantalla táctil de la consola central. Y esto al principio, con un coche que no conoces, recién sentado, y sin saber qué botón hace cada cosa, desorienta un poco.

Mi consejo: o te explica alguien lo principal a modo de mini-tutorial, o te ojeas las páginas correspondientes del manual de instrucciones, o... Te quedas un rato parado toqueteando botones, navegando por menús y opciones, hasta que vas pillándole el truco.

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa 35

Así que la primera impresión es que se pierde algo de la simplicidad e inmediatez natural que debería de tener un coche, que se resume en entrar y localizar en cinco segundos dónde está todo: cuadro de instrumentos, luces, climatizador, radio, GPS... arranca y vámonos.

De hecho, pobre de mí, como me confié en un primer momento, empecé a conducir sin haber completado el "tutorial", y claro, el resultado fue que conduje durante un buen rato sin cuentavueltas, algo que al menos a mí, no me parece nada cómodo. Y al final tuve que buscar un sitio donde parar y toquetear botones y menús hasta encontrar cómo poner el cuentavueltas en la pantalla.

Sinceramente, que se puedan poner nuestras fotos favoritas de fondo de pantalla del cuadro de instrumentos, no me parece ni necesario, ni útil. Tener un cuentavueltas, o la indicación del consumo, en cambio, sí.

Pero como el cuadro es personalizable cada cual puede decidir qué le gusta ver y qué no. Vive la liberté, que diría aquel.

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa 42

Para el cuadro de instrumentos y pantalla táctil del Citroën C4 Picasso 2013 hay dos diseños, cubic, un poco más moderno y minimalista, con motivos cuadrados, y ambiente en tonos grises, y elliptic, algo más clásico y convencional, con motivos circulares y ambiente en tonos azules. Esto se elige desde la pantalla táctil.

La pantalla de 12 pulgadas a color de alta resolución del cuadro de instrumentos se divide en tres partes. La parte de la izquierda siempre mostrará el velocímetro, las dos partes de la derecha pueden mostrar diferentes cosas, que elige el conductor desde una rueda en los mandos del volante (puede ser la foto de turno, datos de consumo, el navegador GPS, el cuentavueltas, etc). Diría que después de la fase de aprendizaje y exploración, al final cada conductor se acostumbrará a un diseño y estilo, y no lo toqueteará mucho más.

De todas las opciones la que más me gustó fue el diseño elliptic con velocímetro, información y cuentavueltas. Eché en falta eso sí, un indicador de consumo instantáneo (solo aparecía el consumo medio).

El cuentavueltas, la esfera de la derecha, desaparece temporalmente cuando el navegador GPS da una indicación, y aparece en esa esfera un esquema de la maniobra a realizar (por ejemplo giro a la derecha). Hubiera preferido que esa información apareciese en el centro, y que el cuentavueltas no desapareciese en ningún momento.

Una última cosa: las dos versiones más económicas, Attraction y Seduction, no equipan el cuadro de instrumentos digital con pantalla a color de 12 pulgadas de alta resolución, sino un cuadro de instrumentos digital monocromo más sencillo.

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa 40

Sobre los mandos del climatizador, que se muestran en la pantalla táctil de 7 pulgadas de la consola central, debo decir que tienen un tamaño generoso y están bastante separados, por lo que no me ha parecido que haya que apartar la vista mucho más de lo que uno lo haría con unos mandos tradicionales.

Es cierto que no hay referencias táctiles, por la forma o textura de los botones, pero no he encontrado problemas para usarlo. Además la pantalla está bastante alta y queda a mano.

Sobre la visualización hay que decir que el nivel de brillo y resolución son adecuados para ver bien la información mostrada, incluso cuando hay mucho sol, y no me he encontrado con demasiados reflejos (alguno hay en algún momento puntual, pero me parece dentro de lo normal).

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa 41

Citroën C4 Picasso 2013 THP 155

Del Citroën C4 Picasso 2013 con motor de gasolina ya os adelanté algunas primeras impresiones hace unos días. La verdad es que con este motor el coche es muy refinado y agradable de conducir. Es un cuatro cilindros de casi 1.6 litros de cilindrada, inyección directa, turbocompresor y recirculación de los gases de escape.

Tiene 156 CV de potencia y 240 Nm de par motor, que además entrega desde 1.400 vueltas y mantiene planos hasta las 4.000. Está asociado a una caja de cambios manual de seis velocidades. Con este motor el nuevo Citroën C4 Picasso es muy silencioso y no transmite ni una vibración al habitáculo.

Entrega la potencia de manera lineal y progresiva y sale bien desde bajo régimen, con lo que se puede circular con marchas largas con facilidad (llegué a probar quinta llaneando a velocidad moderada, unos 65 km/h, sin mayor inconveniente).

El cambio también es muy suave, y además bastante preciso, y junto con un pedal del embrague muy blando, cambiar de marcha se hace muy cómodo y descansado.

El tacto del freno me ha gustado porque actúa bastante rápido y con decisión, sin necesidad de hacer mucha fuerza. El tacto de la dirección eléctrica variable es razonable. Es blanda y no me pareció que transmitiera mucho, pero es cierto que tiene cierto peso e inercia, y que a más velocidad se pone un poco más dura, así que al menos no se percibe muy irreal. Eso sí, responde con bastante precisión.

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa motor THP 155 48
THP 155

Y sobre el tren de rodaje pocas pegas le puedo poner. En efecto la suspensión tira a blanda sin pasarse, pero la carrocería no balancea ni cabecea en exceso, y desde luego lo hace menos que en la segunda generación. Es muy cómoda y filtra bien los baches y adoquines. No transmite inseguridad ni falta de estabilidad, como suele pasar con suspensiones demasiado blandas. Tal y como esperábamos el comportamiento ha mejorado y queda muy equilibrado.

Además de un motor silencioso, la cabina también lo es, el ruido de rodadura que llega es muy bajo, y solo se nota algo de ruido aerodinámico en la parte alta del pilar A, a alta velocidad, pero muy moderado.

En conjunto es un coche muy cómodo y suave de conducir para quien valore el confort por encima de otros aspectos, sin descuidarlos, pero eso sí, con un motor de gasolina más que solvente. No olvidemos que acelera de 0 a 100 km/h en unos más que decentes 9,0 segundos.

Diría que el consumo de este motor no es tan sobresaliente como su tacto y respuesta (pero hay que ser prudente, pues una prueba corta no siempre arroja datos de consumo del todo fiables). Con una conducción con bastante ciudad y carretera secundaria con tráfico denso, y muy poca autopista, no conseguí que el consumo bajara de 8,7 l/100 km. No es excesivo, pero me esperaba un poco menos.

Algo que no comparto es que no monte sistema stop-start, que en ciudad sin duda ayudaría a no ver consumos medios de 10 litros a los cien. Por la sensación que he tenido conduciéndolo, si hubiera habido más autopista creo que habría conseguido bajar algo más el consumo.

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa 08

Citroën C4 Picasso 2013 e-HDi 115

La verdad es que me sorprendió muy gratamente este motor diésel, sobre todo porque teniendo 41 CV menos que el de gasolina, en un uso normal, y teniendo en cuenta que no va a acelerar tan rápido si fuera necesario, tampoco se nota tanta diferencia (aunque haberla hayla).

Es un 1.6 de cuatro cilindros, inyección directa por common rail, turbocompresor de geometría variable e intercooler. Entrega "solo" 115 CV, pero un par motor de 270 Nm, que momentáneamente llega a 285 Nm por la función overboost.

No es tan refinado, suave y silencioso como el THP 155, pero vaya, para ser un diésel, está a muy buen nivel. Al ralentí se nota un leve ronroneo característico, bastante amortiguado, aunque después en marcha apenas se hace patente que es diésel y también resulta silencioso.

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa motor e-HDI 115 47
e-HDI 115

Sale también bien desde bajas vueltas, y también admite ir en marchas bastante largas. En sexta se puede circular a 100 km/h a unas 1.650 rpm y aún así tiene cierta reserva de potencia. El pedal del embrague es muy suave, pero en el momento de embragar es un poco más brusco que el gasolina. El tacto de la palanca de cambio me pareció satisfactorio, sin holguras, aunque quizás lo noté un poco menos suave que el gasolina, pero aún así, agradable.

El consumo me convenció bastante. Para este motor conduje bastantes kilómetros por carretera de media montaña, con bastantes curvas y cambios de ritmo, por la zona de Sintra, para finalizar con un poco de autovía. El consumo medio con el que dejé el coche en el aeropuerto de Lisboa era de 5,8 l/100 km, que si bien dista del homologado, teniendo en cuenta que en algún momento tuve que darle vidilla en las cuestas, no me parece mala cifra.

Me resulta difícil concluir cuál de los dos motores me gusta más, sobre todo porque el gasolina, más refinado y con 41 CV más, cuesta 1.950 euros menos que el diésel, aunque este claramente es más fácil llevarlo en consumos moderados. Podéis encontrar los precios de las diferentes versiones y motores en el artículo sobre la gama del nuevo Citroën C4 Picasso 2013.

Citroën C4 Picasso 2013 Presentación en Lisboa 09

Los gastos del viaje para esta presentación han sido asumidos por la marca. Para más información consulta nuestra política de relaciones con empresas.

En Motorpasión | Citroën C4 Picasso 2013, presentación y prueba en Lisboa (parte 1)

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio