Publicidad

Nissan amenaza con cerrar también su fábrica del Reino Unido si al final hay Brexit duro

Nissan amenaza con cerrar también su fábrica del Reino Unido si al final hay Brexit duro
25 comentarios

Publicidad

Publicidad

La fábrica de Nissan en Sunderland (Reino Unido) sería “insostenible” si finalmente no hay acuerdo entre la Unión Europea y el Reino Unido, según ha explicado a la BBC el COO de Nissan, Ashwani Gupta. El presidente de Nissan Europa, Gianluca de Ficchy, ya hizo la misma advertencia en 2019, añadiendo que un no-deal en el Brexit pondría en "peligro las operaciones de Nissan en Europa".

Actualmente, Sunderland fabrica los Nissan Qashqai, el eléctrico Nissan Leaf para el mercado europeo y el nuevo Nissan Juke. Nissan invirtió más de 100 millones de Libras Esterlinas (algo más de 112 millones de Euros) en la factoría de Sunderland. Una inversión que podría quedarse en nada si finalmente hay un Brexit duro.

Si tras el periodo de negociación de salida la Unión del Reino Unido no hay un acuerdo de libre comercio, ambas partes deberán aplicar las reglas de la Organización Mundial del Comercio, lo que significa aplicar aranceles de un 10 % a todo producto que entra a la Unión desde el Reino Unido y vice versa.

Nissan fábrica Sunderland reino unido

Eso significa que Nissan tendría que pagar un impuesto del 10 % sobre el precio de todo Nissan fabricado en Sunderland y que se venda en Europa. Pero también implica que Nissan deberá pagar un 10 % de impuesto sobre toda pieza que entre en el Reino Unido procedente de Europa y sea necesaria para la fabricación de sus coches, como por ejemplo de las piezas de fundición de la planta de Los Corrales de Buelna, Cantabria.

Nissan fábrica Sunderland reino unido

Y no es que sea algo que afecta únicamente a Nissan en Cantabria, sino a toda la industria auxiliar del continente. En el caso del Nissan Juke, por ejemplo, los dos tercios de los componentes del coche vienen de un país de la Unión Europa y se espera que el 70 % de sus ventas sean en la Unión Europea.

Esos impuestos adicionales en el baile logístico que es la fabricación de un coche harían que el precio final de un Nissan fabricado en Inglaterra sea excesivamente caro con respecto a sus rivales en el continente. La consecuencia podría ser una ventas que no alcanzan el nivel deseado para que la operación sea rentable.

Nissan fábrica Sunderland reino unido

Para colmo, los tres modelos que salen de Sunderland no son modelo con un elevado margen de beneficio, especialmente en el caso de los Qashqai y Juke. Algo que explica que, por ejemplo, en el segundo trimestre de 2019, Nissan ganase de media tan sólo 43 euros por coche vendido. Con un precio final que tiene que absorber varios aranceles del 10 %, esos 43 euros se van a desaparecer como un helado al sol en pleno mes de julio.

Al final, no es una cuestión que afectaría solo a Sunderland (7.000 empleados en total), sino a todas las operaciones de Nissan en Europa. Y es que si cierra Sunderland, el resto de plantas de Nissan, empezando por la de Cantabria, y muchas de las de la industria auxiliar podrían cerrar también en un efecto domino.

Además, Ashwani Gupta recordó que dependerá de Renault el absorber o no la producción que no pueda hacer Nissan en Sunderland en caso de cierre. En todo caso, dio a entender que sería una producción en suelo de la Unión Europea y que Renault no se haría cargo de Sunderland.

En Motorpasión | Probamos el Renault Kadjar TCe 160, un SUV compacto que cumple con las expectativas, pero sigue bajo la sombra del Nissan Qashqai

Temas

Publicidad

Publicidad

Publicidad

Inicio

Explora en nuestros medios