Compartir
Publicidad

Manhattan tendrá su propio peaje urbano: acceder al centro en coche tendrá un precio a partir de 2021

Manhattan tendrá su propio peaje urbano: acceder al centro en coche tendrá un precio a partir de 2021
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La ciudad de Nueva York ha decidido seguir los pasos de Londres, Oslo, Milán o Singapur e implementar un sistema de cobro que penalice por acceder al centro urbano con un coche privado. Será en Manhattan, y según explica El País cubrirá desde el distrito financiero, al sur de la isla, hasta la calle 60, donde comienza Central Park.

Aún sin detalles acerca del precio de este sistema de tarificación variable, se espera que entre en vigor en enero de 2021 y con él se recauden 1.000 millones de dólares al año.

Un peaje urbano para la zona más congestionada

Nueva York

Se espera que los residentes del área de restricciones así como los conductores con unos ingresos inferiores a 60.000 dólares anuales disfruten de concesiones. El resto pagará solo una vez al día, y al igual que los demás peajes urbanos, el precio dependerá de la densidad del tráfico y de la hora.

Recordemos que en Nueva York los taxis ya cobran a sus usuarios una tarifa extra de 2,5 dólares por acceder al centro, mientras que en servicios de VTC como Uber y Lyft es de 2,75 dólares. Un movimiento replicado por Chigago y Seatle que busca recaudar dinero para modernizar la red de transporte público.

La Cámara legislativa de Nueva York junto al el gobernador Andrew M. Cuomo ha conseguido sacar adelante este proyecto tras una década en el tintero. De momento se ha aprobado un presupuesto de 175.000 millones de dólares para este peaje urbano electrónico y otra batería de medidas.

El objetivo es que el 80 % de la recaudación de fondos se inyecte directamente en reparar la red de metro y la red de trenes de cercanías en Nueva York. A parte, claro, de descongestionar el tráfico de la ciudad que nunca duerme.

Para hacernos una idea de los importes, la denominada 'tarifa de congestión' de Londres, ciudad pionera en la implantanción de estos sistemas -se introdujo en 2003-, funciona como una tasa que se aplica a determinados conductores que circulan en la zona central de la ciudad. Entrar en esta zona cuesta 11,50 libras al día (unos 13 euros).

¿Y en España? De momento Barcelona es la única ciudad que se está planteando de aquí a cinco años vista introducir estos peajes inteligentes en caso de que el problema de la contaminación empeore.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio