No solo eléctricas: Francia también está lista para nacionalizar las centrales de gas para no depender de Rusia

No solo eléctricas: Francia también está lista para nacionalizar las centrales de gas para no depender de Rusia
9 comentarios

Alemania -la mayor economía de Europa- y Francia son dos de los países que más señales de alerta están dando ante lo que se viene este invierno. Alemania ya ha declarado oficialmente que se está quedando sin gas natural, mientras que Francia ha decidido nacionalizar su mayor compañía eléctrica para hacer frente a los cortes de suministro a medida que Rusia cierra el grifo.

Pero los planes de la República de Francia van más allá: podría intervenir las centrales de gas así como suspender las operaciones si la cosa se pone fea este invierno.

Francia pone en marcha la economía de guerra

Planta

Según un proyecto de ley presentado este jueves, explica Reuters, Francia quiere aprobar una ley que otorgue al Gobierno soberanía energética, de forma que pueda explotar las infraestructuras de gas este invierno.

El Ejecutivo francés podría tomar tales medidas si hubiera una amenaza para la seguridad del suministro de gas natural a nivel local, nacional o europeo, dice el proyecto de ley de "poder adquisitivo", que necesita la aprobación del parlamento.

"El ministro de Energía también podría tomar medidas para instalar plantas o terminales flotantes de GNL (gas natural licuado), estableciendo objetivos y diciendo cuánto tiempo deben permanecer operativas", recoge la agencia de noticias.

Hasta ahora, 12 países de la UE se han visto afectados por los cortes en el suministro de gas ruso, animando a algunos de ellos a volver al carbón para generar electricidad, como es el caso de Francia, que planea reabrir la central de carbón de Saint-Avold, Alemania o Austria.

Alemania elevó hace unas semanas el nivel de alarma ante el alto riesgo de escasez de gas, que incluye una cláusula que permite a las empresas de servicios públicos trasladar inmediatamente el aumento de precios a la industria y los hogares.

Pexels Fatih Turan 9835979

La situación se ha llegado a comparar con la crisis de 2008, aludiendo a un colapso del sistema energético a nivel mundial, mientras se recrimina a Rusia que esté dejando sin suministro a Europa.

Los precios de los futuros de gas natural europeo se han disparado alrededor de un 60 % desde mediados de este mes para negociarse alrededor de 133 euros/MWh, niveles vistos por última vez en marzo, según datos de Intercontinental Exchange recogidos por la CNN.

Actualmente, España importa más gas de los EEUU que de Argelia, un socio estratégico del que se está distanciando. EEUU por su parte se está convirtiendo en una figura clave en el suministro energético gracias a la guerra.

Temas
Inicio