Compartir
Publicidad

Mi Gran Premio de Canadá 2013: Sebastian Vettel machaca y se escapa

Mi Gran Premio de Canadá 2013: Sebastian Vettel machaca y se escapa
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si una cosa está clara después de lo visto el domingo en el circuito Gilles Villeneuve de Canadá, es que quien quiera proclamarse campeón del mundo este año, tendrá que vérselas con Sebastian Vettel. El piloto alemán esta firmando una temporada impecable: minimizando daños cuando toca, y no fallando cuando está arriba.

Sin tener el mejor monoplaza de la parrilla, Vettel se está escapando en la clasificación general a una distancia que empieza a ser preocupante. Sí, es cierto que en los últimos años se han remontado diferencias mayores, pero quien las ha llevado a cabo contaba con un coche claramente superior, cosa que no se puede decir, a día de hoy, de ninguno de sus perseguidores.

La carrera del domingo de Vettel fue sencillamente soberbia. Tuvo un toque contra el muro y una excursión, pero al margen de eso, el ritmo marcado en su vuelta a vuelta, en especial en el primer stint, fue inalcanzable para el resto. El resto de la carrera se dedicó sencillamente a gestionar distancias, jugando incluso, como él mismo comentó por la radio, a marcar algún morado de vez en cuando.

Pero no nos engañemos: la superioridad del domingo no es el patrón de esta temporada para Red Bull. La verdadera clave del holgado liderato de Vettel al frente de la tabla, está más en los 4os de Montmeló o China, donde bien podría haber perdido un buen puñado de puntos, y no lo hizo. El Gilles Villeneuve es un circuito que premia en especial la buena tracción, algo en lo que el RB9 destaca sobre el resto. Tampoco es un trazado con curvas rápidas que fuerzen lateralmente los neumáticos, punto flaco de Red Bull este año. Un circuito que premia las virtudes de Red Bull y minimiza sus defectos. Silverstone no tendrá nada que ver.

Fernando Alonso

Muy buena carrera protagonizó Fernando Alonso con un Ferrari que volvió a firmar una discreta sesión de clasificación. No digo que de salir más adelante Alonso hubiera podido pelearle la victoria a Vettel, pero desde luego, en muchos otros circuitos sí que será así, y ese punto lleva demasiado tiempo siendo una prioridad no resuelta en Maranello. Por lo demás, muy buen ritmo del asturiano con los medios, aunque no tanto con los superblandos. El primer stint de Alonso fue tirando a flojito, marcando un ritmo inferior a los pilotos de delante en la mayor parte del mismo. Felipe Massa tampoco estuvo nada mal en su particular remontada. Creo que estamos ante el Massa más entonado desde el accidente de Hungría.

Mención al margen merece el piloto que completó el mejor pódium que se puede tener hoy en día en Fórmula 1: Lewis Hamilton. Tras conocerse los problemas que está teniendo este año el británico con las frenadas en su Mercedes, sentía especial curiosidad de ver como se desenvolvería en un circuito en el que Lewis suele ir muy bien, y donde la confianza en frenada es esencial. Aunque el propio Hamilton admitió no poder atacar como suele hacerlo en Canadá, su carrera fue realmente buena, con un ritmo consistente, aunque insuficiente para retener a un Alonso muy superior con los medios.

El buen papel de Mercedes no lo pudo completar Rosberg por un error de elección de compuestos en su primera parada: decidieron montar superblandos nuevamente para que los neumáticos cogieran temperatura pronto y así mantener posición con Alonso y Webber. Una decisión cortoplacista que comprometió a largo plazo la carrera del alemán.

Sobre Lotus, poco bueno se puede decir este fin de semana. Raikkonen no encontró ritmo en todo el fin de semana, quizás lastrado por sus problemas con el pedal de freno desde el inicio de la carrera. El que sí lo tuvo, y menudo ritmo, fue Grosejan. Su primer stint con medios, condicionado por salir el último en parrilla, fue realmente espectacular, aunque todo se fue al traste cuando al montar las superblandas que tenían que aguantarle hasta final de carrera, se vinieron abajo en apenas 4 vueltas. Por una cosa u otra, Lotus no acaba de consolidarse arriba.

Jean-Eric Vergne

La estrella de la carrera, Vettel al margen, fue Jean-Eric Vergne. El francés logró una muy meritoria 6ª posición, considerando que fue una carrera normal (muy pocos abandonos, sin Safety Car, en seco…). El ritmo que mostró Vergne con su mejorado Toro Rosso fue muy bueno durante toda la carrera. Si bien el francés destaca habitualmente en condiciones climatológicas adversas, le faltaba una actuación así en seco. Llega además en un momento fenomenal, cuando las quinielas para sustituir a Webber en Red Bull empiezan a ponerse interesantes.

Tampoco estuvo nada mal la remontada de Paul Di Resta con su estrategia a una parada. Si bien es cierto que Canadá es habitualmente una carrera en la que adelantar es relativamente sencillo, este año hemos visto algo más de dificultad que en carreras anteriores, y eso suma mérito al ascenso de 10 posiciones del piloto de Force India.

Para finalizar, un sentido recuerdo y homenaje al comisario fallecido el domingo tras la carrera. Siempre diré que los momentos que más miedo y fatiga he pasado en esto de las carreras ha sido como comisario de pista, y mi respeto hacia este colectivo de apasionados es infinito. Descanse en paz.

Nos leemos después del Gran Premio de Reino Unido por aquí, o durante la espera en mi twitter (@smarcusf1).

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio