Mi Gran Premio de Baréin 2013: Sebastian Vettel vuelve a la carga

Mi Gran Premio de Baréin 2013: Sebastian Vettel vuelve a la carga
Sin comentarios

El circuito de Sakhir nos dejó nuevamente el domingo una carrera loca a nivel de estrategias. Con infinidad de luchas en pista, al más puro estilo GP2, pudimos disfrutar de un bonito espectáculo, del que pareció borrarse completamente Sebastian Vettel, que bordó la carrera con un ritmo demoledor.

Muchos eran los que dudaban del rendimiento de Red Bull tras el medio fiasco de quedarse fuera del pódium de China, pero Vettel despejó cualquier duda respecto al RB9, y acabó demostrando en pista que, efectivamente, el problema en Shanghai fue un hecho aislado achacable a las particularidades del trazado chino (que demanda mucho del tren delantero), que históricamente nunca ha beneficiado en exceso las características del Red Bull, un monoplaza mucho más fuerte en su zaga.

Lucha por la victoria

Sin embargo, Vettel no lo tuvo fácil para dominar a placer la carrera, aunque parezca lo contrario. Antes tuvo que sacarse de en medio al velocísimo F138 de Fernando Alonso (que lo adelantó en la salida), y al Mercedes de Nico Rosberg. Es evidente que el adelantamiento a Rosberg no fue excesivamente complejo, dados los problemas que tuvieron ambos Mercedes de encontrar el ritmo con las altas temperaturas del desierto. Pero el adelantamiento a Fernando Alonso, quitándole la posición en la curva 6 sin pensárselo dos veces, dice mucho de lo decidido que puede llegar a ser el alemán a la hora de adelantar, especialmente cuando el premio es rodar toda la carrera en aire limpio. A partir de ahí, plácida carrera de control para Vettel, al que nadie pudo hacerle sombra.

Sus principales rivales para la victoria, por lo visto en las sesiones de libres, debían ser Kimi Raikkonen y Fernando Alonso. Sobre la carrera del de Ferrari hablaré después, pero en relación a la de Raikkonen, quizás lo más destacable fue el resultado. Vale que la malísima clasificación del sábado condicionó mucho las aspiraciones del domingo, pero de todos modos, la carrera de Kimi fue poco llamativa, en el sentido que al decidir parar únicamente 2 veces, se dedico a marcar un ritmo constante pero nada llamativo durante todas las vueltas. Algo que es una gran virtud, y a la vez, a menudo, un pequeño defecto de Kimi: cumple siempre, pero no acaba de dar el salto de calidad que le haría ser demoledor.

Romain Grosjean

El contrapunto fue su compañero Romain Grosjean, quien por fin se reencontró con las sensaciones del año pasado. Quizás el nuevo chasis que le trajo aquí Lotus ayudara, pero sin duda, su estrategia 3 paradas, con 2 stints con medias nuevas al final, hizo que la carrera del francés fuera mucho más “resultona” que la de Kimi, aunque finalizara un puesto por detrás, cerrando el pódium. Está claro que en la lucha cerrada en pista, los de 3 paradas tenían las de ganar contra los que iban a 2, y Paul Di Resta, pese a su consistente y destacable carrera, se quedó finalmente con la miel en los labios.

La carrera de Fernando Alonso

Sobre la carrera de Fernando Alonso, mucho se ha escrito de lo maravillosa que fue, al no disponer de DRS por el problema que todos vimos. Valga decir, de entrada, que cuesta mucho encontrar carreras de Fernando Alonso que no sean sensacionales. Me atrevería a decir que el 95% de sus carreras son soberbias, con independencia del resultado final. Sin embargo, en esta ocasión no vi tan determinante la ausencia de DRS para ensalzar a cotas épicas su carrera, y sí la avería del mismo por las 2 paradas consecutivas en boxes, que le suponen una pérdida muy considerable de tiempo.

Me explico: Fernando Alonso tiene una carrera (tiempo perdido en las paradas al margen, insisto) relativamente en aire limpio. Entre sus 2 paradas a boxes (vuelta 8), y su encuentro en pista con los McLaren al salir de su último pit stop (vuelta 39), Alonso “solo” tiene que adelantar en pista a los 2 Toro Rosso (le duran 1 vuelta, pues la velocidad punta de estos es de las más bajas), y a Maldonado, que se le resiste un poco más (6 vueltas, con paradas de ambos incluidas), pero al que también adelanta magistralmente en el camino hacia la curva 4. El resto, rodar sin más, marcando un gran ritmo de carrera, pero lejos del de Vettel, al que dudo que hubiera podido discutirle la victoria en esta carrera.

Fernando Alonso

El último stint, en el que lucha con los dos McLaren, es en el que la ausencia de DRS más pudo perjudicar a Alonso, pues creo que de haber contado con él, se hubiera desembarazado de los pilotos de Woking sin excesivos problemas, pues la punta del Ferrari, sumado al DRS, hubiera sido una combinación difícil de contrarrestar para Pérez y Button. Sin embargo, disfrutamos de unas cuantas pasadas entre ellos, todas ellas sin uso de DRS (ni las que hace Alonso, ni las que hace Pérez), sea dicho de paso. La lástima para Alonso es que cuando se deshace de Pérez y está a punto de dejarlo fuera de zona de DRS, se encuentra por delante con Webber y Hamilton luchando entre ellos, cosa que ralentiza su ritmo y permite a Pérez volver a juntarse a su zaga y adelantarle en una maniobra al límite a pocas vueltas del banderazo.

También hay que comentar la curiosa carrera de Mercedes, que vio como sus dos monoplazas no funcionaban en absoluto con el calor inicial, pero el rendimiento se recuperaba a medida que refrescaba (empezamos con 42º en pista y acabamos con 37º), me hace darles, nuevamente, un voto de confianza a la espera de temperaturas y condiciones no tan extremas. Que el coche funcionara bien, y Hamilton lograra hacer un stint muy decente de 18 vueltas finales con temperaturas de alrededor de 38º es un elemento esperanzador. A esas temperaturas, en 2012 no había manera de que el coche funcionara.

Finalmente, destacar el ritmo de Force India, con un Paul Di Resta que rozó el pódium con su estrategia a 2 paradas y un Adrian Sutil que marcó unos tiempos más que destacables; y el resurgir, con las primeras mejoras en el CT03, de Caterham, que vio por fin como Charles Pic cortaba las alas a Bianchi y Marussia con una carrera muy solvente.

Ahora vienen 3 semanas de reposo, para reencontrarnos nuevamente con el Gran Premio de casa. Nos leemos después del Gran Premio de España por aquí, o durante la espera en mi twitter (@smarcusf1).

Temas
Comentarios cerrados
Inicio