Publicidad

Como Pedro por su casa

Como Pedro por su casa
26 comentarios
HOY SE HABLA DE

Publicidad

Publicidad

Ahora que la incógnita del cierre de temporada ha sido resuelta con el anuncio del fichaje de Fernando Alonso por Renault F1, las diferentes escuderías están cerrando (las que todavía no lo había hecho) su pareja de pilotos.

¿Todas? No, todas no. Aún falta una, de las grandes, que todavía no lo ha hecho. Y no es otra que la gran McLaren-Mercedes. El puesto que ha dejado libre Fernando Alonso es un asiento delicado, muy delicado, por eso es una decisión que tienen que sopesar con calma. Le han salido varios novios al segundo MP4-23, pero ninguno ha llegado a consolidar la relación.

El último en apuntarse al carro ha sido Heikki Kovalainen, motivado principalmente por la llegada del piloto asturiano al equipo galo. Pero tiene el inconveniente de estar barajando también la oferta de Toyota, por lo que no es todavía una pieza clave dentro del equipo inglés.

Además, ¿qué piloto querrá compartir box con Hamilton después de lo visto la temporada pasada?. Ninguno en su sano juicio y con aspiraciones a triunfar en la élite del motor querrá pasar por el mal trago sufrido por Alonso este año.

Y ahí es donde entra en juego el bueno de Pedro de la Rosa. Como reza el título, Pedro se siente como en casa dentro del equipo inglés, lo conoce a la perfección, conoce el coche mejor que ningún otro piloto de la parrilla y también bastante más que el subcampeón inglés, y además, tiene manos para hacer de escudero de Lewis Hamilton.

Porque no lo dudemos, si McLaren-Mercedes quiere conseguir el título de pilotos con Hamilton, le va a hacer falta un piloto que ande detrás de él, que acate las órdenes de equipo (sí, esas órdenes que se supone no existen desde hace tiempo) y sepa manejar bien las estrátegias para restar todos los puntos posibles a los rivales para llevarse también para casa el campeonato de constructores. Y Pedro está sobradamente preparado para eso y para más.

Sabe lo que tiene que hacer en el equipo, no dirá una palabra más alta que la otra y sabe que es una oportunidad que se puede considerar casi como única para tener un volante durante una temporada completa. Los años no pasan en balde, y menos en la Fórmula 1.

Se que Ron Dennis no va a leer esto, como tampoco lo hará con la recogida de firmas del piloto catalán, pero desde aquí me gustaría decirle que se deje de tonterías y que le de el segundo coche a su actual piloto probador.

Estoy seguro que Ron tendrá algo más que agradecer a Pedro a final de temporada que el piloto a su patrón…

En Racingpasión | Pedro de la Rosa, esperando su oportunidad de oro

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir