Compartir
Publicidad

El nuevo Shelby GT500 es el Ford Mustang de calle más rápido y potente de la historia, con "más de 710 CV"

El nuevo Shelby GT500 es el Ford Mustang de calle más rápido y potente de la historia, con "más de 710 CV"
12 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Desde hace semanas teníamos la fecha de hoy marcada en el calendario. Ford anunció antes de que acabara el año que en el Salón de Detroit mostraría el Ford Mustang de calle más potente de todos los tiempos, y ese esperado momento ha llegado. Aquí está el Ford Mustang Shelby GT500 2019.

El alma de esta bestia americana desarrollada por Ford Performance, que llegará al mercado americano en otoño de 2019, es un motor 5.2 litros V8 de aleación de aluminio que comparte bloque con el GT350, pero sobrealimentado por un compresor Eaton y con una potencia de más de 710 CV.

Con respecto al Shelby GT350, el bloque de aleación de aluminio añade culatas de aluminio, bielas forjadas de mayor tamaño, sistemas de lubricación y refrigeración mejorados (su capacidad de refrigeración es un 50% mayor que la del GT350), y por supuesto el compresor (de 2,65 litros). El eje de transmisión que lleva la fuerza del ocho cilindros al tren trasero está fabricado en fibra de carbono.

Ford Shelby GT500 2019
Ford Shelby GT500 2019
Ford Shelby GT500 2019

Además, en este caso el V8 va asociado a una caja de cambios automática de doble embrague y siete velocidades firmada por Tremec, capaz según Ford de cambios de marcha en 100 milisegundos y con diversos modos de funcionamiento (normal, sport, drag, track, weather, etc...). Por supuesto, incluye funciones line-lock y launch control, para bloquear las ruedas delanteras y quemar neumáticos, y para salidas rápidas desde parado respectivamente.

A la vista está que el trabajo aerodinámico es importante en este GT500, y de hecho Ford asegura que ofrece la mayor carga aerodinámica de cualquier Mustang de la historia. ¿Prestaciones? Anuncia un 0 a 100 km/h en el entorno de los 3,5 segundos y un cuarto de milla (0-400 metros) en menos de 11 segundos.

Bajo la carrocería del GT500 hay una suspensión de nueva geometría (que no se detalla), una nueva dirección asistida eléctrica, muelles más ligeros y la nueva generación de amortiguadores adaptativos MagneRide. A cargo de la frenada queda un equipo Brembo, con discos de freno de 420 milímetros en el eje delantero (los más grandes de cualquier coupé americano, según Ford) y pinzas de seis pistones.

Ford Shelby GT500 2019
Ford Shelby GT500 2019
Ford Shelby GT500 2019

Ford Performance ofrecerá para el modelo tanto unas gomas Michelin Pilot Sport 4S como unas más agresivas Michelin Pilot Sport Cup 2, en función de las necesidades de cada cliente. Estas últimas formarán parte del paquete 'Carbon Fiber Track Package', que prescinde de los asientos traseros e incluye también llantas de carbono de 20 pulgadas, alerón GT4 de carbono ajustable, splitter con aletines laterales, etc...

El habitáculo, por supuesto, pone el foco en la máxima deportividad con elementos opcionales inspirados en las carreras: cuadro de instrumentos de carbono, asientos Recaro preparados para arneses, asientos de ajuste eléctrico con inserciones de ante, etc... De serie el modelo incluye panel de instrumentos digital de 12 pulgadas, pantalla multimedia de 8 pulgadas, equipo de sonido B&O Play de 12 altavoces, etc...

Ford Shelby GT500 2019
Ford Shelby GT500 2019
Ford Shelby GT500 2019

Entre los colores de carrocería disponibles para esta tercera generación del Shelby GT500, que es el Mustang más avanzado y potente de la historia, se incluyen nuevos rojo Hot, naranja Twisted y plata Iconic, y están disponibles las clásicas franjas decorativas contrastadas para el exterior. ¿Lo malo? Que al igual que su hermano pequeño, el GT350, no se comercializará en Europa.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio