Contenidos contratados por la marca que se menciona

+info

Si ya no necesitamos conducir, ¿para qué sacarnos el carnet?

Si ya no necesitamos conducir, ¿para qué sacarnos el carnet?
4 comentarios

Es común la frase de que “los niños que nacen hoy ya no aprenderán a conducir”. Parece que la promesa del coche autónomo de conducir por nosotros hará innecesario pasar por la autoescuela o sacarse el carnet de conducir. Sin embargo, cuando hablamos de millones de vidas humanas desplazándose a gran velocidad no podemos ser tan simplistas. Y debemos considerar seriamente la posibilidad de que nunca podremos dejar el cien por cien del control en manos de una máquina.

Las personas también evitamos accidentes

Carnet Coche Autonomo 01

La idea de poder ir leyendo un libro o echando la siesta mientras circulamos puede resultar muy atractiva. Pero atendiendo a la realidad,  el verdadero motivo que empuja a la industria a investigar y desarrollar la conducción autónoma son las enormes ventajas que plantea en materia de seguridad vial. Los precursores del coche autónomo, los llamados ADAS (Sistemas Avanzados de Asistencia a la Conducción) son los mejores sistemas de seguridad activa que podíamos imaginar. Soluciones como el reconocimiento de peatones con frenada automática, el control de crucero inteligente o el avisador de cambio de carril involuntario, cubren las principales causas de accidentes mortales en el mundo: salidas de vía, colisiones frontales, atropellos...

El coche autónomo podría evitar entre el 90% y el 95% de los accidentes de tráfico

Como vemos, la clave está en automatizar algunas tareas del conductor, o lo que es lo mismo, eliminar el factor humano de la circulación. En España, en torno al 93% de accidentes mortales que ocurren cada año son provocados por los propios usuarios de la vía (principalmente conductores aunque también peatones o ciclistas). Y todo ello sin contar los accidentes de gravedad que provocan lesiones irreversibles en las víctimas. Así con todo, se estima que evitando los errores humanos gracias al coche autónomo, se podrían evitar entre el 90% y el 95% de los accidentes de tráfico en todo el mundo.

Sin embargo, algunos expertos ponen en duda semejante eficacia del vehículo autónomo para salvar vidas. En este artículo de Xataka transcriben un artículo al respecto del profesor Peter Hancock, especializado en investigación sobre factores humanos. Este experto afirma que, para evaluarlo correctamente, debemos saber también cuántos accidentes se evitan por la propia condición humana. O lo que es lo mismo, la incapacidad del coche autónomo para predecir comportamientos del resto de usuarios, reaccionar frente a situaciones ambiguas o de incertidumbre, o incluso sacrificar la integridad propia en beneficio de un bien colectivo mayor.

Cuando el coche autónomo choque, ¿de quién será la culpa?

Carnet Coche Autonomo 03

Así con todo, podemos prever que el coche autónomo tampoco será infalible, y que los accidentes seguirán ocurriendo, aunque en distinta cantidad y tipología. Y las instituciones ya han empezado a adaptar sus normativas para dilucidar en cada caso quién es el responsable legal del siniestro. Podríamos pensar que el fabricante del vehículo autónomo lo será en el mayor de los casos, pero las variables en juego son tantas que no debemos ser tan simplistas.

Las leyes deben aclarar quién es el responsable en caso de accidente con un coche autónomo

En marzo del 2018 tuvo lugar en Arizona el primer atropello mortal con un coche autónomo. El vehículo era una versión adaptada de un Volvo XC90, y circulaba con una conductora en modo totalmente automático. Lo primero que podríamos pensar es que el fabricante es el máximo responsable del siniestro, pero no. Aquí Volvo se había limitado a aportar una unidad comercial, como las que podemos comprar en un concesionario.

Los conductores no quedaremos eximidos al cien por cien de nuestras obligaciones

El relato se complica a medida que conocemos más detalles. El atropello tuvo lugar durante la realización de una pruebas organizadas por Uber, que a su vez habían sido autorizadas por el gobernador de Arizona.  Además, se sabe que la conductora, una supervisora que debía monitorizar el trayecto, se encontraba viendo la televisión a través del móvil. Y también que la víctima dio positivo por consumo de drogas y había cruzado la carretera por un punto no permitido, donde además la iluminación pública presentaba graves deficiencias.

Como vemos, existen muchos factores que pueden influir en un accidente de tráfico, y todas las partes implicadas pueden tener su parte de culpa. En el caso de nosotros como conductores de vehículos autónomos, se transferirá gran parte de la responsabilidad al fabricante del vehículo o del software. Pero no quedaremos eximidos de obligaciones al cien por cien, pues aún tendremos que cuidar del correcto mantenimiento de nuestro coche. Y también adquiriremos otras nuevas, como supervisar las decisiones de la inteligencia artificial o asegurarnos de tener el software actualizado.

El coche autónomo llegará pero, ¿de qué forma?

Carnet Coche Autonomo 02

Pero a pesar de todas estas incertidumbres, lo que está claro es que el vehículo autónomo acabará llegando e imponiéndose como forma de transporte particular. Las ventajas que plantea, ya no solo a nivel de seguridad vial sino también de gestión del tráfico y de conducción eficiente, acabarán por compensar los inconvenientes. Cualquier problema acabará por resolverse a medida que mejoren las tecnologías de la conducción autónoma y las barreras vayan cayendo por su propio peso.

Puede que nos llegue una versión del coche autónomo más realista

¿Cuándo será eso? Según un informe de la VDA (Asociación Alemana de la Industria Automotriz) los coches autónomos con plena automatización estarán disponibles para el público general en un plazo de cinco o diez años, entre 2025 o 2030. Otros son menos optimistas ante las primeras experiencias reales, como Steve Wozniak, que duda de que él pueda a llegar a verlo algún día. Los escasos progresos logrados en el prototipo de Apple ha llevado a su co-fundador a adoptar una postura bastante derrotista.

También existe la posibilidad de que, bien como paso intermedio bien como solución final, sea otra versión más “realista” del coche autónomo la que acabe llegando a nuestras carreteras. Una forma distinta de entender la conducción autónoma, con un modelo similar al que se usa en el pilotaje de aviones o el manejo de ferrocarriles. Este concepto más práctico ha sido el escogido por Toyota, con una elevada automatización del vehículo a través de los ADAS, pero en el que el conductor también deberá estar siempre pendiente y al mando de la situación.

Autoescuelas y exámenes para el coche autónomo

Carnet Coche Autonomo 04

Así, si consideramos que como propietarios nunca vamos a estar eximidos al cien por cien de responsabilidad, y contemplamos la posibilidad de que aún tengamos que ejercer de conductores o supervisores, ¿no debemos formarnos para ello? Efectivamente, la Unión Europea apunta a que será obligatorio que adquiramos unas nociones básicas de mantenimiento y seguridad vial. Pero también deberemos estar capacitados para poder asumir el control del vehículo en caso de emergencia. Aún siendo autónomos, los vehículos podrían incorporar al menos un control o suerte de volante con todas las funciones necesarias para ello, como podemos ver en algunos concept cars de Toyota.

Seguirá siendo necesario un examen para obtener el permiso de conducir

Además, independientemente del grado de autonomía real que alcancen nuestros coches, probablemente seguirán existiendo vehículos no-autónomos para usos especiales. Puede ser el caso de profesionales de reparto, servicios de mantenimiento o trabajos de construcción, donde los trayectos sean más intermitentes o la función del vehículo vaya más allá de la de mero transporte. En este caso, el carnet de conducir tipo B tendría un carácter más excepcional, como ahora el de los profesionales del camión o los de paletizado de mercancías.

Y no podemos olvidarnos de los amantes de los clásicos, aquellos que no querrán renunciar al placer de conducir "como antiguamente". Al igual que aún hoy podemos ver auténticas reliquias circulando por las carreteras, posiblemente nos cruzaremos también con coches no-autónomos circulando por la ciudad del futuro. Será por supuesto respetando las nuevas normas de tráfico y adaptándose al nuevo sistema de movilidad, pero debiendo recibir para ello una formación más específica. Para ello, deberán coexistir varios tipos de carnets, para una y otra forma de conducir, tal como ocurre hoy en día para vehículos con marchas automáticas y con marchas manuales.

Carnet Coche Autonomo 05

Así con todo, como vemos lo más probable es que no, no dejaremos de pasar por la autoescuela, firmar un seguro de responsabilidad ni recibir multas en casa. Eso sí, todo será muy diferente.

Imágenes | Toyota Global Newsroom | iStock: Stadtratte, kmk-vova, IndypendenZ, bokan76, EvgeniyShkolenko.

Publicidad

También te puede gustar

Comentarios cerrados
Inicio

Explora en nuestros medios