QEV Technologies podría ser la clave para devolver Nissan Barcelona a su época dorada, con 100.000 coches eléctricos al año

QEV Technologies podría ser la clave para devolver Nissan Barcelona a su época dorada, con 100.000 coches eléctricos al año
6 comentarios

QEV Technologies, la empresa catalana de ingeniería especializada y dedicada a soluciones de movilidad eléctrica, pretende revivir Nissan Barcelona con un coche eléctrico pequeño y vehículos pesados de hidrógeno. El resultado que esperan de todo ello es tan ambicioso como ilusionante: producir más de 100.000 vehículos eléctricos anuales y emplear a 1.500 personas a medio plazo.

Así lo ha asegurado Joan Orús, cofundador y consejero delegado de QEV Technologies, en una entrevista concedida a elEconomista en la que ha desvelado más detalles de su plan de asentarse en las fábricas de la Ciudad Condal que Nissan abandonará a finales de 2021.

Lo más llamativo es el halagüeño objetivo de producción que se han fijado: más de 100.000 vehículos por año. Esto supone retomar cifras de fabricación que llevan sin darse en Nissan Barcelona desde hace un lustro.

Concretamente, se traduce en rondar las 105.442 unidades que se lograron en 2016, último año natural en el que se rebasó la barrera de los 100.000 ejemplares. Si se tienen en cuenta las cifras del año fiscal japonés que Nissan maneja para sus resultados (del de 1 abril de 2017 al 31 de marzo de 2018 en este caso), las unidades producidas en Nissan Barcelona se fijaron entonces en 124.880.

Una caída incesante que hay que revertir

Nissan Barcelona 1protestas

Desde entonces hasta ahora, el volumen de vehículos salidos de las instalaciones españolas han ido descendiendo paulatinamente hasta caer de forma estrepitosa finalmente en 2020, fruto de la pandemia y el periodo de transición hacia la salida en el que se encuentra inmersa la marca japonesa en España.

  • Del 1 de abril de 2016 hasta el 31 de marzo de 2017: 124.880 vehículos producidos.
  • Del 1 de abril de 2017 hasta el 31 de marzo de 2018: 98.579
  • Del 1 de abril de 2018 hasta el 31 de marzo de 2019: 88.679
  • Del 1 de abril de 2019 hasta el 31 de marzo de 2020: 55.000

De abril de 2020 a febrero de 2021, último periodo del que existen datos, Nissan Barcelona acumula 11.055 coches fabricados.

Pero si nos retrotraemos a incluso antes de 2016, el abismo entre aquella época dorada y la actual es más pronunciado.

  • Del 1 de abril de 2014 al 31 de marzo de 2015: 130.166 unidades producidas
  • Del 1 de abril de 2013 al 31 de marzo de 2014: 140.145 ejemplares

En un año natural, su mejor ejercicio desde inicios de la década pasada fue 2011 con 139.106 unidades producidas.

Una buena alternativa... salvo si viene un gigante a por Nissan Barcelona

Qev Technologies 1

QEV Technologies explica al citado medio que, pese a los guarimos positivos que manejan, su propuesta de la creación del Hub de Descarbonización de Barcelona (D-HUB) mediante una inversión de 400 millones de euros junto con las empresas suecas Inzile y Volta Trucks como socios estratégicos no podría competir contra la de otra gran entidad dispuesta a hacer renacer Nissan Barcelona.

"Si mañana viene una gran empresa que garantiza la continuidad con las magnitudes de Nissan, creo que deben elegirla", recomienda Orús a la Comisión de trabajo para la reindustrialización de las plantas de Nissan Motor Ibérica y KPMG (el asistente técnico de la comisión), que gestionan el proyecto. Por ahora han sonado con fuerza 17 propuestas.

No obstante, advierte: "No podemos depender siempre de multinacionales, a las que no les preocupa la problemática local y donde no tenemos poder de decisión. Por política de empresa, se ha decidido cerrar una planta que era rentable y eficaz. Nosotros estamos intentando buscar una solución juntando diferentes empresas que por sí solas son demasiado pequeñas, agrega Orús.

Qev Tecnologhy

QEV Technologies tiene la intención de, bajo el nombre QEV Factory, desarrollar y producir en cadena en la fábrica de Nissan un pequeño coche eléctrico (y previsiblemente barato) orientado al uso privado, carsharing y reparto de última milla en su versión Cargo.

Pero no solo eso. Paralelamente, QEV Factory establecería una segunda línea de producción para desarrollar plataformas de tracción eléctrica alimentadas con pilas de hidrógeno para camiones, autobuses y autocares.

También produciría en Barcelona las plataformas para autobuses eléctricos urbanos e interurbanos de 8 y 12 metros que actualmente fabrica en China, y fabricaría en serie una nueva marca de furgonetas eléctricas para cambio de flotas y reparto última milla, en colaboración con una marca asiática, según promete la firma.

En cuanto a los puestos de trabajo, el objetivo de la compañía es emplear a 1.500 personas directas para 2023, si bien para ello "necesitamos confirmación lo antes posible para desarrollar productos y homologaciones", advierte Orús.

Respecto a proveedores, Orús calcula que podrían trabajar con el 80% de las empresas nacionales que sirven ahora a Nissan, desde componentes eléctricos y frenos a estampación, chapa y acabados interiores: "Todo lo que no esté exclusivamente ligado al motor de combustión, pero mucho de eso Nissan lo compraba en el extranjero", concluye.

En Motorpasión | Los orígenes del Nissan Z Proto: del Datsun 240Z al Nissan 400Z van 50 años de historia de coches deportivos alucinantes

Temas
Inicio