El segundo coche eléctrico de Toyota se asoma: el hermano pequeño del bZ4X también será un SUV

El segundo coche eléctrico de Toyota se asoma: el hermano pequeño del bZ4X también será un SUV
8 comentarios

Toyota ya tiene listo su todocamino compacto para entrar de lleno en uno de los segmentos más populares del mercado europeo. Se trata del Toyota Corolla Cross, un híbrido que vio la luz hace meses, pero que todavía no ha aterrizado en los concesionarios.

Pues bien, antes de que se inicie la comercialización del Corolla Cross, Toyota ya está pensando en su segundo SUV compacto y lo hace en clave eléctrica, de la mano del Toyota bZ Compact SUV, un prototipo que adelanta el diseño del hermano pequeño del bZ4X.

Algo está pasando en Toyota

Toyota Bz Concept 5

Últimamente Toyota no deja de sorprendernos. Desde hace tiempo, está dando forma a una gama de deportivos que convence a cualquier petrolhead, incluido el presidente de la marca, Akio Toyoda, pero no se olvida de sus modelos más eficientes, como el Prius, que acaba de renovarse por completo con un estilo radicalmente distinto.

Al mismo tiempo, Toyota acaba de inaugurar su catálogo 100% eléctrico con el bZ4X y ya está pensando en el siguiente modelo de esta gama de cero emisiones denominada beyond Zero. Se trata del Toyota bZ Compact SUV, un prototipo que más adelante llegará a producción, probablemente con la denominación bZ3X.

Aprovechando el Salón del Automóvil de Los Ángeles, este concept se ha presentado unas horas después de la quinta generación del Toyota Prius y, después de conocer el modelo híbrido, es inevitable que el diseño del bZ Compact SUV nos recuerde a él.

Toyota Bz Concept 1

Y es que el prototipo y la quinta entrega de la berlina comparte algunos rasgos estéticos, como la forma del frontal y los faros delanteros, la cadera elevada en la zona posterior e incluso el tirador de las puertas escondido en el pilar C. También es evidente que el prototipo comparte ADN con el bZ4X, el primer coche eléctrico de la marca.

Más allá de los parecidos, llama la atención la limpieza de formas de este prototipo, así como unos voladizos muy cortos que, junto a la pronunciada caída del techo y la luneta trasera, le confieren cierto aspecto deportivo. Este rasgo lo comparte con el nuevo Prius, cuyo aspecto también es mucho más agresivo que el de sus predecesores y otros Toyota que están a la venta actualmente.

Por dentro es completamente distinto a cualquier Toyota que conozcamos. Apuesta al 100% por el minimalismo y la limpieza de formas que caracteriza a su exterior. Hay un pequeñísimo volante similar al Steering Yoke de su primo, el Lexus RZ 450e, por lo que Toyota podría estar pensando en incorporar la dirección eléctrica a sus coches a corto plazo.

Toyota Bz Concept 9

Por supuesto, está completamente digitalizado y utiliza dos grandes pantallas, una a modo de instrumentación digital y otra táctil central de mayor tamaño. Debajo del panel principal, el salpicadero deja paso a una consola central de estilo flotante en la que descansa la palanca de cambios.

La zona de los pies es completamente diáfana, como sucede en el Honda e, por lo que la sensación de espacio es enorme. En este sentido, también ayuda la forma del salpicadero, que está perfectamente integrado con la parte superior de los paneles de las puertas.

También ayuda que el pilar A esté dividido y tenga una pequeña ventana, mejorando la visibilidad y la sensación de amplitud. De la misma forma, no hay elementos superfluos, ni siquiera los aireadores del equipo de climatización, que están muy bien disimulados en el salpicadero.

Toyota Bz Concept 11

Al ser un prototipo que adelanta el futuro de la marca, Toyota se ha preocupado por cuestiones como el uso de materiales sostenibles, como los asientos tapizados con tejido reciclado y de origen vegetal. Según Toyota, “en línea con la temática Beyond Zero”.

En cuanto a la tecnología, la marca nipona no hay proporcionado ningún detalle técnico, al contrario que hizo con el Prius, del que ya conocemos la gama de motores, su potencia e incluso prestaciones. Lo único que sabemos del bZ Compact SUV es que cuenta con un asistente personal a bordo que interactúa con el conductor y el resto de ocupantes a través de indicaciones sonoras y visuales que se mueven por el habitáculo y responden a órdenes vocales.

Para encontrar algo parecido hay que irse a NIO, que utiliza el asistente personal NOMI en sus coches y también interactúa de forma sonora y visual con los ocupantes, mientras que otros asistentes de este tipo solo contestan de forma sonora, como el de Mercedes-Benz o el de Google en los coches equipados con Android Automotive.

Temas