Publicidad

Nueva campaña de la DGT contra las distracciones

Nueva campaña de la DGT contra las distracciones
12 comentarios

Publicidad

Publicidad

Este año, casi todos por vacaciones, vamos a coger el coche y vamos a pegarnos una buena panzada de kilómetros. Los que no estén acostumbrados a los viajes largos, así como los que sobreestiman sus capacidad, son los más indicados para sufrir un accidente por distracción.

Según la DGT, las distracciones están presentes en más del 50% de accidentes en autovías y autopistas. Fumarse un piti, charlar con un pasajero mirándole a los ojos, toquetear el GPS, abrir la guantera a ver si encuentras el disco número 2 de los Maiden en una recta… son acciones aparentemente inofensivas que pueden provocar o bien el susto de nuestra vida o un accidente muy serio.

Por ello, la DGT empieza a partir de hoy una campaña para sensibilizar a los conductores de los peligros de las distracciones: radio, TV, periódicos… Las distracciones en el fondo no son motivo de multa, pero lo que más nos tiene que preocupar es nuestra integridad física, no el balance mensual de multas.

Los spots de la campaña pretenden tocarnos la conciencia, reproduciendo escenas habituales previas a un accidente, como “repíteme el pueblo que lo meto en el GPS” o “llamas para decir que estás bien”. Quizás puede parecer una tontería, pero el número de gente que ha muerto por menos, no lo es.

A 100 Km/h recorremos 27,77 metros en un segundo, a 120 son 33,3 m/s, a 160 son 44,4 metros por segundo… Por cada segundo que circulemos distraido, el coche avanza sin ningún control, no lo olvidemos. Existen unos pequeños consejos de sentido común para no quitar los ojos de la carretera:

  • No conversar con nadie mirándole a los ojos, ni estar pendiente de sus gesticulaciones. Le oimos y le contestamos, pero los ojos sobre la carretera.
  • Parar cada 2 horas máximo, independientemente de lo despejados que nos sintamos, pues la atención disminuye de forma importante pasado ese tiempo, seas un novel o Fernando Alonso.
  • Dejar el cargador de CDs preparado antes de salir, no ponerse a cambiar discos en marcha ni cosas por el estilo. Que lo haga el copiloto o espérate a una parada.
  • Ten a mano cualquier cosa que puedas necesitar y no lo dejes en guantera, cofre central ni en ningún lugar donde no se localice inmediatamente sin que perdamos de vista el asfalto.
  • Vigilar con frecuencia los retrovisores, aunque circulemos “solos”. Un planeador que se aproxime a 200 Km/h puede no ser advertido si no estamos a lo que tenemos que estar.
  • Si nos gusta la radio, dejar predefinidas las emisoras, o evitar su manipulación en la medida de lo posible o hacer uso de los mandos integrados del volante.
  • No atender las llamadas del teléfono móvil, el contestador o el copiloto se pueden ocupar.
  • Procura no fumar mientras conduces, puedes fumar en una parada y te ahorras riesgos.
  • La programación del GPS, incluyendo las etapas, se debe hacer con el vehículo parado.
  • Las dos manos en el volante. Puede sorprendernos un reventón, un animal pequeño, un golpe de viento, un socavón… cualquier cosa puede hacernos perder el control del coche con una sola mano.
  • Asegúrate de que no tienes suelto en el habitáculo algún objeto que pueda llamar tu atención, como la típica caja que va en la bandeja superior del maletero y se ha caído. Además, en caso de frenazo o colisión, ese objeto puede herirte a ti o a cualquiera de tus pasajeros.

En resumen, mantén la atención y conduce, no te dejes llevar. La mejor prevención es la prudencia y el sentido común. Queremos que todos esteis de vuelta de una pieza. Si vas a ser copiloto, haz lo posible para colaborar con el conductor y de paso, échale un ojo de vez en cuando.

Fuente | DGT
Fotografía | Drive por Mallix

Temas

Publicidad

Comentarios cerrados

Publicidad

Publicidad

Inicio
Compartir