Sigue a

Mercedes-Benz C 63 AMG Edition 507

No se trata solo de ser deportivo, sino de parecerlo. Llega una nueva variante del Mercedes-Benz C 63 AMG, situado entre las versiones Performance y los Black Series. Su nombre es Edition 507, y el número viene por los 507 caballos que exprime al motor atmosférico 6.3 V8 de giro rápido.

El Mercedes-Benz C 63 AMG “Edition 507” estará disponible en junio en las tres carrocerías: sedán, familiar y coupé, y lo veremos en el Salón de Ginebra por primera vez. Básicamente podemos decir que es un C 63 AMG más vitaminado, con una apariencia más intimidante, y con detalles exclusivos que a buen seguro lo harán menos “asequible”.

La ganancia de potencia se explica por la reducción de tres kilos en pistones, bielas y cigüeñal, junto a una programación de la centralita más agresiva. Suma 50 CV al rendimiento de serie (437 457 CV) y de 600 pasa a dar 610 Nm a la transmisión MCT-7 Speedshift AMG. Automático, vamos, como todos los AMG.

Mercedes-Benz C 63 AMG Edition 507

Con tanta potencia hace 100 km/h desde parado en 4,2 segundos, 4,3 en el caso del Estate. La velocidad máxima está limitada a 280 km/h en las tres carrocerías, y forma parte del equipamiento un curso de conducción AMG para aprender a dominarlo. Emite 280 gramos de CO/km, es decir, 12 l/100 km, o 12,2 en Estate, gasta “lo mismo” que el C 63 AMG normal.

El capó es parecido al de los Black Series, bajo el mismo encontraremos un colector de admisión en color gris titanio. Es fácilmente reconocible por fuera por sus agujeros en el capó y la banda negra que recorre la carrocería por encima de las taloneras. Los retrovisores tienen un acabado negro mate.

Los frenos están reforzados, son cerámicos de discos perforados con seis pistones delante y cuatro detrás, con las pinzas pintadas en rojo. Con las llantas negra llaman más la atención, pero también pueden ser gris titanio. Por cierto, las llantas son específicas de este modelo. Calza 235/35 R 19 delante y 255/30 R 19 atrás.

Mercedes-Benz C 63 AMG Edition 507

Los sedán y coupé tienen también un pequeño alerón en la tapa del maletero. Si Batman algún día se compra un Mercedes, usará el Black Series para ir de uniforme y uno como este para ir de Bruce Wayne. Para el interior se ofrecen tres ambientes diferentes con cueros Designo e inserciones DINAMICA.

Para diferenciarse de otros C 63 AMG, el tablero tiene detalles en rojo, además de la insignia que lo distingue como un Edition 507. Opcionalmente tiene varios equipamientos AMG, por ejemplo hay que pagar aparte por el diferencial trasero autoblocante, que no entiendo que no venga de serie en un coche así.

Creo que el color de las fotos le queda de lujo, combinado con todo lo demás en negro. Queda súper macarra. La Clase C ha evolucionado que da miedo. Atrás quedaron los tiempos del 190 2.3 16v con el “punto de mira” sobre el capó. Las cosas han cambiado un poco desde entonces.

Ver galería completa » Mercedes-Benz C 63 AMG "Edition 507" (21 fotos)

Los comentarios se han cerrado

Ordenar por:

14 comentarios