Compartir
Publicidad

AEV Brute: kit de conversión a pick-up para los Jeep Wrangler TJ

AEV Brute: kit de conversión a pick-up para los Jeep Wrangler TJ
17 Comentarios
Publicidad
Publicidad

La opción de resucitar de forma oficial los clásicos Jeep CJ-10 se ha venido comentado desde hace bastante tiempo. Para el que se pierda con la numeración interna de los modelos, decir que los CJ-10 eran los modelos pick-up basados en el Jeep CJ.

Aparte también están las siglas TJ del Jeep Wrangler, que nos indican que se trata de la generación anterior a la actual JK. Bien, ahora que ya sabemos que son todas esas siglas, pasemos al turrón, que es lo que interesa. Desde que el modelo pasó a llamarse Jeep Wrangler no ha existido ninguna versión pick-up de forma oficial.

Puede sonar raro, pero mucha gente deseaba una versión así. Las capacidades 4×4 de las que hace gala el Jeep Wrangler más la capacidad de carga de cualquier otra pick-up. Ya se que este icono de la conducción off-road tiene la posibilidad de retirar los asientos traseros y dejarlo todo al aire. Pero su bañera no es lo suficientemente grande para cosas grandes.

AEV Brute Jeep Wrangler TJ

Por eso el trabajo hecho por American Expedition Vehicles resulta tan atractivo. Conjuga el buen hacer de una empresa que ha logrado un premio como el Daimler/Chrysler Design Excellence Award, otorgado a los fabricantes de productos after market, y las necesidades de un reducido grupo de aficionados al mundo del 4×4.

Como se ve en las imágenes, la manufactura de todos los nuevos elementos de la carrocería del kit AEV Brute es casi como si viniese original de fábrica. Todos los elementos encajan a la perfección (o al menos es lo que parece en las imágenes) y no restan capacidades off-road a los Jeep Wrangler TJ.

Las partes del kit se componen de una bañera trasera, un cierre para la cabina y para el techo, dejándola de sólo dos plazas, además de piezas para prolongar la batalla y hacer más largo el chasis. Las partes mecánicas como el cardan de la transmisión o el cableado de los frenos traseros también se incluye.

Lo mejor de todo es que el tiempo de montaje de este kit, hecho por un profesional, apenas tarda 60 horas. No lo veo muy extenso para la extensa modificación a la que hay que someter al coche (válgame la redundancia). Eso sí, tiene su precio. 8.995 dólares sin el montaje.

Y creo que no han podido elegir mejor localización para la galería de imágenes. Si no me equivoco, es el desierto del Moab, la Ruta 66 de los aficionados al 4×4.

Vía | Uncrate
Más información | American Expedition Vehicles
En MotorPasion | Jeep Wrangler JT Concept, el Jeep CJ-10 renovado que veremos en el SEMA Show

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos