Compartir
Publicidad

El SEAT 1400 celebra su 65º aniversario: así era el primer modelo de la historia de la marca

El SEAT 1400 celebra su 65º aniversario: así era el primer modelo de la historia de la marca
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Hoy, hace exactamente 65 años salía de la línea de montaje de la Zona Franca de Barcelona el primer SEAT de producción la historia. Hablamos del SEAT 1400, que nacía sólo tres años después de la creación de la marca española como sociedad. Con esta berlina de cuatro puertas y propulsión trasera, el fabricante comenzaba su andadura y es menester rendirle un apropiado homenaje en una fecha tan señalada.

La historia de SEAT empezaba aquel 13 de noviembre con el primer SEAT 1400 con matrícula B-87.223 que salía fábrica. Este modelo sirvió para sentar los cimientos de la compañía y nacía no sólo para el mercado particular: también estaba pensado para hacer las veces de vehículo oficial y taxi. ¿Cómo era aquel primer retoño de la marca?

Un primogénito avanzado a su época

SEAT 1400

EL SEAT 1400, que era idéntico a los Fiat 1400/1900, fue uno de los primeros modelos europeos en utilizar una carrocería autoportante, aunque el primero en estrenarla se remonta a 1923 y fue el Lancia Lambda. A diferencia de la más popularizada en aquellas, esta arquitectura no contaba con un chasis separado con la carrocería atornillada, por lo que soportaba parte de la carga estructural del vehículo. Actualmente, es la técnica más utilizada en la industria automovilística.

De igual manera, este primer SEAT disfrutaba de otras innovaciones como el parabrisas curvo de una sola pieza y fue también de los primeros modelos en equipar calefacción. Asimismo, disponía de una suspensión trasera equipada con muelles helicoidales y ballestas longitudinales semi-cantilever, ambas bondades le permitían ofrecer un mejorado confort en la marcha, así como una mayor estabilidad sin balanceo. En conjunto se completaba con una barra Panhard encargada del posicionamiento transversal del eje.

A su avanzada arquitectura se sumaba un diseño con predominio de líneas curvas y redondeadas, que se inspiraba en los modelos americanos de los años 40 y 50. Los pilotos delanteros eran completamente redondos en contraste con los traseros, que eran de forma cónica.

Respecto al propulsor, ubicado en posición longitudinal delantera y que transmitía toda su potencia al tren posterior, este era un 1.4 de cuatro cilindros, con carburador invertido Solex o Weber con obturador manual, que rendía 44 CV de potencia. Su velocidad máxima se fijaba en 120 km/h.

Las versiones del SEAT 1400

SEAT 1400

El primer SEAT de la historia estuvo en producción once años, de 1953 a 1964, contando con cuatro versiones diferenciadas, más dos especiales: el 1400, el 1400 A, el 1400 B (y 1400 B Especial) y, finalmente, el 1400 C (con variante 1400 C familiar).

El SEAT 1400 A, la segunda entrega de aquel primer SEAT, se diferenciaba por nuevos detalles estéticos, sumando elementos cromados en la carrocería, así como por elevar la potencia de su propulsor hasta los 50 CV, lo que le permitía incrementar su velocidad máxima a 125 km/h. Ésta estuvo en producción seis años (1954-1960) y un total de 30.990 unidades fueron fabricadas.

Por su parte, el SEAT 1400 B, buscaba acercarse aún más al diseño de los modelos estadounidenses, añadiendo aún más acentos cromados, además de una luneta trasera más ancha, un faro antiniebla central ubicado en la parrilla delantera y neumáticos con banda blanca de serie.

Seat 1400 9

Su lanzamiento tenía lugar en 1956 y, dos años más tarde, llegaría el SEAT 400 B Especial, que fue el último en utilizar esta carrocería de corte norteamericano y que se distinguía del B convencional por montar el mismo motor empleado por Fiat, con una potencia de 58 CV y una punta de 135 km/h. Del modelo italiano también heredaba la instrumentación, con el velocímetro en posición horizontal.

La producción del modelo que daba el pistoletazo de salida a SEAT se cerraba con el SEAT 1400 C, que llegaba al mercado en 1960 y que se mantendría en producción hasta 1964. Si bien buena parte del chasis se mantuvo en el modelo, esta versión contaba con la misma zaga que el SEAT 1500, que se convertiría en el sustituto de este primer modelo llegando al mercado en 1963. El SEAT 1400 C estaba además basado en los Fiat 1800/2100 y su motor era también de origen Fiat.

El último en llegar fue el SEAT 400 C Especial, cuya principal bondad era la incorporación de un nuevo freno delantero, sirviendo de nexo de unión con el mencionado 1500, equipado ya con un nuevo motor de mayor cilindrada: 1.5 litros.

El SEAT 1400, en cifras

Seat 1400 1
  • Un total de 98.978 unidades del SEAT 1400 salieron de la Zona Franca de Barcelona entre 1953 y 1964). Esto sirvió a la marca para consolidarse en el mercado e inscribir su nombre en la historia de la automoción española.

  • El precio del primer SEAT 1400 era de 117.000 pesetas de la época (unos 705 euros aproximadamente).

  • La producción inicial se reducía a cinco vehículos diarios, aunque aumentó rápidamente gracias a la demanda de los consumidores.

  • En 1955 se pasó a las 3.000 unidades anuales, con casi el 100% de los componentes de origen nacional. En 1956 se llegó a los 7.000 modelos fabricados al año y en 1957 a los 10.000.

  • Su motor era un 1.4 de cuatro cilindros de 44 CV, que se elevó a los 50 CV en su segunda generación. Su velocidad máxima era de 120 km/h y de 125 km/h respectivamente.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio