Compartir
Publicidad

Así intervienen los modos de conducción del Porsche Taycan, el primer coche eléctrico deportivo de Porsche

Así intervienen los modos de conducción del Porsche Taycan, el primer coche eléctrico deportivo de Porsche
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En un coche rápido, vanguardista y eficiente como el Porsche Taycan la electrónica juega un papel fundamental para que todo funcione de la mejor manera posible. Así, Porsche ha trabajado para crear una máquina inteligente y polivalente.

El Porsche Taycan luce un arsenal tecnológico que lo convierte en un coche apto para el día a día, pero también capaz de sacar los colores a más de un deportivo de pura raza. Es capaz de ser una bestia en pista, pero un vehículo de alta eficiencia en la calle.

Cinco modos de conducción y hasta 265 kW de regeneración

Porsche Taycan

El Porsche Taycan se puede configurar de manera rápida con cuatro personalidades diferentes que se seleccionan desde un mando giratorio específico. Cada una de las cuales afecta a cinco factores diferentes: entrega de potencia, gestión de la temperatura, aerodinámica, asistencias y chasis.

De esta manera, se podrá elegir entre los modos Range, Normal, Sport, Sport Plus o Individual, donde este último es una configuración al gusto del conductor. El resto de modos son predefinidos.

Porsche Taycan 135

En el modo Range se prima la autonomía de este coche 100% eléctrico y el coche se configura para gastar el mínimo posible de electricidad. El motor moverá sólo las ruedas traseras siempre que no se requiera demasiada potencia, la aerodinámica opondrá la menor resistencia posible y la carrocería reducirá su altura, mientras que la respuesta al acelerador será la más suave posible.

En el modo Normal (modo por defecto cada vez que el Taycan arranca) se mantiene el modo Efficiency para la entrega de potencia, con la salvedad de que aquí ya se hace uso de la tracción integral. El resto de sistemas (gestión de energía, aerodinámica y asistencias) se configuran en posición normal.

Porsche Taycan

El modo Sport va un paso más allá y libera todo el potencial de los motores eléctricos con una respuesta más directa a las cuatro ruedas y la posibilidad de activar el Launch Control. El sistema de gestión de energía y las asistencias se colocan en modo Sport para buscar unas prestaciones más elevadas mientras que la aerodinámica se mantiene en posición Normal.

Por último el modo Sport Plus es el encargado de desatar a la bestia eléctrica. La entrega de potencia es la más radical de todas pero además se activa el comportamiento Performance para la gestión de energía, aerodinámica y puesta a punto del chasis con el objetivo de conseguir un comportamiento dinámico excepcional.

Frenada regenerativa en el 90 % de las ocasiones

Porsche Taycan

El Porsche Taycan equipa de serie un conjunto de cuatro discos de freno con rotores de 415 mm en el tren delantero y pinzas de 10 pistones y de 365 mm en el trasero con pinzas de cuatro pistones, todos dotados de una superficie de carburo de tungsteno. Opcionalmente se puede optar por discos de 420 y 410 mm respectivamente de material carbocerámico.

Porsche asegura que el 90% de las fases de frenada se realizarán a través de la recuperación de energía, incrementando de manera dramática la vida de las pastillas de freno. Además, también aseguran que será el coche con mayor recuperación de energía de su clase, generando un máximo de hasta 265 kW bajo las condiciones más severas.

Porsche Taycan 07

El Porsche Taycan podrá configurarse con tres tipos de comportamiento de retención diferentes al levantar el pie del acelerador. Al dejar de acelerar el Taycan puede simplemente avanzar por inercia, activar la recuperación de energía o iniciar un tercer modo automático que se vale de una cámara para saber qué tipo de uso conviene más.

En el caso de hacer uso de las asistencias a la conducción como el control de velocidad de crucero activo, el Taycan siempre activará por defecto la recuperación máxima.

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio