Compartir
Publicidad

Un taller estadounidense se busca un lío haciendo carreras con coches de policía

Un taller estadounidense se busca un lío haciendo carreras con coches de policía
15 Comentarios
Publicidad

No es la primera vez que un taller mecánico se busca problemas por maltratar o hacer un uso indebido del coche de un cliente, pero cuando el cliente en cuestión es un departamento de policía, el problema se agrava. Esto es lo que le ha pasado a un taller de reparaciones de Little Canada, Minnesota, que durante más de cuarenta años se había encargado de poner a punto los vehículos de la policía de Roseville.

Al parecer, un ciudadano denunció a la policía que había visto dos Dodge Charger patrulla haciendo carreras de aceleración en plena calle, en una recta de cuatro carriles limitada a 40 millas por hora. El responsable del taller en cuestión ha negado las acusaciones, ya que él se encontraba junto a sus empleados en aquel momento, asegurando que no condujeron rápido ni de forma peligrosa, aunque sí "salieron rápido de un stop".

Tras cuatro décadas de colaboración entre el taller y el departamento de Roseville, y tras esta noticia, la policía ha cancelado su contrato con la compañía, aunque su portavoz ha dejado abierta la posibilidad de trabajar de nuevo con ellos en un futuro. A pesar de que el jefe del taller niega las acusaciones, algunos rumores apuntan a que uno de sus empleados fue despedido tras el incidente. Sea como fuere, más vale cuidar bien a los clientes, sean o no fuerzas del orden.

Vía | Autoevolution

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio