Compartir
Publicidad
Publicidad

¿Qué hace tu coche por ahorrar combustible y qué puedes hacer tú?

¿Qué hace tu coche por ahorrar combustible y qué puedes hacer tú?
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

El ahorro de combustible se ha convertido en uno de los grandes retos para la industria de la automoción y es algo a lo que nosotros también podemos aportar mucho. Una mejor cifra de consumo no está reñida con un concepto cada vez más de moda: el de la eficiencia. Por una parte, la presión sobre la industria por reducir consumos y emisiones está motivando la aplicación de nuevas tecnologías que optimizan la eficiencia de los vehículos. Por la otra, existe en la actualidad una concienciación real sobre la necesidad de ser más eficaces y favorecer la sostenibilidad, aprovechando mejor nuestros recursos y, de paso, aumentando nuestro ahorro. Esto depende en buena medida de nosotros mismos.

La tecnología que afecta al consumo del combustible de los vehículos aúna muchas áreas de la industria actual. Pocas veces en la historia habíamos asistido a la aparición de tantas soluciones y a un ritmo tan acelerado.

Así es como la industria mejora la eficiencia...

Optimizar el consumo parte del mismo diseño de un vehículo, mejorando su resistencia aerodinámica. Algo que no era un problema en la prehistoria de la automoción, cuando los coches no alcanzaban grandes velocidades, sí que se convierte en una cuestión vital en nuestros días. Se trata de reducir la fuerza de rozamiento contra el aire, y los fabricantes cada vez exprimen con más ahínco esta asignatura.

Algo similar ocurre con las fricciones internas del motor y las mejoras en los lubricantes, junto a la reducción de la masa de los vehículos. Esta conquista pasa por la utilización de nuevos materiales más allá del acero, como la fibra de carbono, el aluminio o el magnesio.

Start Stop

Los neumáticos son otra fuente de pérdida de energía, fruto del rozamiento y las deformaciones en su estructura interna. En ese aspecto, se está apostando por reducir el rozamiento sin comprometer la seguridad, pues esto implica que otras variables como el agarre cambien.

La evolución de la motorización y la transmisión también está a la orden del día. Existen varias soluciones que se están aplicando en la actualidad tales como la llamada semi-hibridación (que beneficia a aspectos como la recuperación, el apoyo al par de giro o a los sistemas stop-start), la mejora en la gestión térmica del motor, o la introducción del downsizing, compresores y turbocompresores. El cambio automático está contribuyendo en ese aspecto, con la llegada de la transmisión variable continua (CVT) o de convertidores de par más eficaces.

Igualmente, la proliferación de los sistemas Start-Stop está siendo fundamental para aumentar el ahorro de combustible. Estos aprovechan la energía acumulada por el vehículo para detener el motor a velocidades muy reducidas o cuando nos encontramos parados. Se calcula que los consumos urbanas pueden mejorarse hasta en un 30%.

La mejora de la electrónica implica también un ahorro considerable, junto a factores como la más selectiva gestión de la climatización o el uso de asistentes a la conducción cada vez más sofisticados.

Planificación viaje ahorro combustible

...y esto es lo que nosotros podemos aportar

Una conducción eficiente depende (hasta la llegada efectiva del coche autónomo) de que los conductores lo sean. A continuación os damos una serie de consejos prácticos para mejorar nuestro ahorro al volante:

  • Vigila la correcta presión de los neumáticos. Un inflado por debajo de lo aconsejado puede afectar al consumo.
  • No cargues el vehículo con equipaje innecesario u objetos inútiles. El peso es, como ya sabemos, un factor fundamental en el consumo.
  • Salvo excepciones, vigila tu aceleración para que sea progresiva y suave.
  • Mantén una velocidad lo más constante que sea posible. Esto implica adelantarnos a lo que va a ocurrir, aprovechando nuestra inercia si, por ejemplo, vemos que el vehículo que nos antecede decelera o se detiene.
  • Utiliza marchas largas siempre que sea posible.
  • Inicia la marcha sin demasiadas dilaciones desde el arrancado del motor y una vez detenido, no lo mantengas encendido más de un minuto.
  • No circules demasiado con las ventanillas bajadas, sobre todo si la velocidad es elevada.

Además, hay una serie de factores que no tienen que ver tanto con la conducción que pueden ayudarnos a ahorrar mucho. Es muy importante que planifiquemos los viajes. A la hora de elegir, no es lo mismo el consumo que tendremos por una carretera de montaña que por una autovía.

Aprovecha el potencial de tu smartphone

Samsung Wallet

Las ayudas tecnológicas que existen en la actualidad nos ayudan mucho en estos aspectos. Los mapas ya no son tan necesarios como lo es un smartphone. Existen apps para todo tipo de funcionalidades y, por supuesto, también nos ayudan a ahorrar en carburantes. Un ejemplo claro son las aplicaciones de aparcamiento colaborativo, que nos permiten reducir mucho tiempo de conducción a la hora de estacionar.

Las apps nos hacen la vida más fácil encontrando puntos de repostaje más baratos o sacando el máximo partido a los programas de fidelización de las gasolineras, como es el caso de la aplicación Yudonpay. (Disponible para IOS en Apple Store y Android en Google )

En ese sentido, Yudonpay agrupa y ordena todos los clubes de fidelización en una misma app. Es decir, ya no es necesario llevar en la cartera la tarjeta de puntos de cada gasolinera. Yudonpay lo reúne todo en tu móvil: incluyendo los puntos que vas acumulando al repostar y qué uso puedes darles cuando te interese canjearlos. Además, el ámbito de Yudonpay no se limita a las estaciones de servicio, sino que aúna a decenas de clubs de fidelización de tiendas, supermercados, hoteles, restaurantes, cines, etc. De este modo, puedes aprovechar los puntos que obtienes al echar gasolina para pagar menos por el carrito de la compra, por ejemplo.

Por tanto, existen muchas maneras de ahorrar en combustible. En buena medida, dependerán de la eficiencia de nuestro vehículo, en función de la tecnología de la que dispongamos. No obstante, no podemos infravalorar nuestro papel a la hora de ser más eficientes con una conducción más ahorrativa y la utilización de nuestro smartphone.

Imágenes | iSotck/SIphotography, BMW, iSotck/jacoblund y Yudonpay.

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos