Compartir
Publicidad

Las flechas de plata de Auto Union y Daimler-Benz cumplen 75 años (Parte 2)

Las flechas de plata de Auto Union y Daimler-Benz cumplen 75 años (Parte 2)
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Las Flechas de plata de los años '30, son parte de una época dorada del automovilismo alemán que tuvo como protagonistas principales a las dos principales fábricas de coches de aquellos años: Auto Union (que con los años se transformaría en la actual Audi) y Daimler-Benz (actual Daimler AG, fabricante de Mercedes Benz).

Como he mencionado en la primera parte de este informe, esta etapa está directamente relacionada con el apoyo de Hitler, líder al que poco le importaban los coches, pero que sabía muy bien que las victorias deportivas internacionales aumentarían la moral y el orgullo del pueblo alemán. Los cambios políticos siempre han influido en la industria, y aquella no fue la excepción.

1934_german_gp_hans_stuck_auto_union_a_1st

Evolución paralela de Daimler-Benz y Auto Union (continuación)

En 1934, primer año con participación de ambos enfrentándose, el duelo entre el Tipo A (foto anterior, con Hans Stuck al volante) y el W25 terminó con siete victorias para las marcas alemanas sobre un total de quince carreras, y aunque ese año no hubo un Campeonato Europeo como tal, Auto Union ganó en el Gran Premio de Alemania y se quedó con el honor de haber vencido al rival en casa. A partir de ese momento, se fueron realizando cambios de cara a la competición.

Para 1935, Auto Union introdujo el "Tipo B", que llevaba un motor de 4.900 cc , y al que se le agregó una barra torsión en la suspensión trasera pero conservando el eje basculante. Lo conducía Bernd Rosemeyer (foto siguiente). Por su parte Daimler-Benz mejoró el motor sobrealimentado de su W25, llevándolo a 4.300 cc. Pero su mejor innovación fue fichar a Rudolf Caracciola, un piloto alemán (pese a su apellido) que ganó seis Grandes Premios y se adjudicó el Campeonato Europeo. Ese año, Auto Union sólo obtuvo tres victorias.

Auto Union B 1935

En 1936 Daimler-Benz presentó un nuevo coche: el W125, con una carrocería más corta, fina y aerodinámica. El motor también fue modificado, con los cilindros ampliados hasta sumar 5.600 cc, que entregaban 646 caballos. Por su parte Auto Union no introdujo muchos cambios a su "Tipo B", pero potenció su motor hasta llegar a los 6.000 cc y 520 caballos. Sin embargo, pese a esta supuesta desventaja, su piloto "estrella" Bernd Rosemeyer se impuso en el Campeonato europeo logrando seis victorias.

Mercedes 125

De esta manera, se daba un caso curioso: tanto Daimler-Benz en 1935 como Auto Union en 1936 lograron el campeonato utilizando el monoplaza del año anterior con mejoras en el motor, mientras que su oponente presentaba coche nuevo. Esto se debe probablemente, a que los cambios eran más radicales que los actuales (donde está todo limitado por el reglamento) por lo que pilotos y mecánicos tardaban más tiempo en adaptarse.

El record de velocidad y las carreras

Circuito AVUS, en Berlín, Alemania
Por aquellos años, los coches de carrera se dedicaban también a romper records, algo lógico ya que se trataba de los vehículos más rápidos del momento.

Pero esto ha llevado a más de una confusión, ya que si bien se trataba de los mismos coches (y en algún caso del mismo circuito), la "Semana del record mundial de velocidad de coches" era un evento independiente de las carreras. Para estos encuentros, se utilizaban circuitos como el de Avus. Este mítico trazado berlinés, tiene grandes rectas complementadas con curvas peraltadas, por lo que permitía desarrollar velocidades extremas. Estas características sólo se encontraban en muy pocos circuitos, por lo que otra buena opción era realizar el evento directamente en tramos rectos de autopista.

Speedcars

Para los eventos de velocidad, los coches se carrozaban de manera totalmente diferente, por lo que –por ejemplo– podemos ver al W125 vestido "de gala" para competir en Avus con un aspecto diferente al de la foto anterior (la foto es de 1937, pero la he elegido por ser un buen ejemplo).

Esta "doble personalidad" de los coches, ha llevado a más de un malentendido, ya que la misma denominación corresponde a dos -coches- carrocerías distintas; y también a cometer el error de afirmar que estos coches lograban en pistas "normales" las velocidades extremas que sólo alcanzaban en los eventos de la semana del record.

Continuará con la última parte...

Fotos | F1-info.cz

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio