Compartir
Publicidad
Publicidad

GP Malasia F1: Roberto Merhi, los tres pilotos españoles y la lluvia

GP Malasia F1: Roberto Merhi, los tres pilotos españoles y la lluvia
Guardar
10 Comentarios
Publicidad

A estas alturas, supongo que todos os habréis enterado ya que Roberto Merhi ha sido confirmado por Manor como piloto de uno de sus dos monoplazas en el Gran Premio de Malasia que se disputará el próximo fin de semana en Sepang. Tras el chasco de no poder debutar finalmente en Australia, Merhi tendrá una nueva oportunidad en el exigente trazado diseñado por Tilke. Pero que nadie olvide que para poder debutar, primero los monoplazas de Manor deberán poder rodar sin problemas, algo que a día de hoy nadie puede dar por hecho.

En el caso que todo fuera normal y Roberto Merhi pudiera estar en la parrilla de salida del domingo, se sumaría a Carlos Sainz y a Fernando Alonso (suponiendo que pasa la prueba médica del jueves, como todo parece indicar) para configurar una parrilla de salida con tres españoles, que a buen seguro animará a mucha gente en nuestro país a despertarse a las 9 de la mañana para disfrutar de la carrera del domingo.

Después de las flojas audiencias en nuestro país para ver el Gran Premio de Australia, seguro que éste podría ser un inventivo que debería notarse en las cifras. Por si no fuera un aliciente suficiente, los horarios de este Gran Premio hacen que tanto la sesión de clasificación como la carrera del domingo coincidan con la hora precisa a la que cada tarde hace acto de presencia en Malasia la ya clásica lluvia torrencial. Y por supuesto, para este fin de semana a las horas indicadas ya hay previsiones de tormentas que pueden complicar un poquito más las cosa para muchos.

Sin embargo, tanto para Fernando Alonso, con un coche que tiene un motor con potencia limitada pero que al parecer funciona bastante bien en curva con unos niveles de downforce más que aceptables, como para Roberto Merhi, que siempre ha destacado por tener unas manos privilegiadas en agua, y no nos engañemos, que cuenta con un coche que en seco probablemente no pueda hacer sombra ni al renqueante McLaren, esa lluvia sería una auténtica bendición, y quién sabe si la chispa de suerte esperada para hacer un resultado por encima de lo previsto.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos