Compartir
Publicidad
Publicidad

Fernando Alonso consigue un séptimo puesto que no sabe a nada

Fernando Alonso consigue un séptimo puesto que no sabe a nada
Guardar
0 Comentarios
Publicidad

Tras la calificación de ayer, en la que Fernando Alonso finalizaba en novena posición, el asturiano afirmaba que la sexta, o séptima, posición era a lo más que aspiraban de cara a la carrera. Dicho y hecho. A pesar de la montaña rusa en la que se ha convertido el Gran Premio de Bahréin, en lo que respecta a Ferrari, luchar por la victoria o el podio es una auténtica utopia.

Hoy, Fernando Alonso ha terminado en séptima posición, que podría haber sido una octava plaza si Jenson Button no hubiese pinchado en los últimos compases. Esta octava posición hubiera representado tan sólo una puesto de mejora con respecto a la clasificación. Y todo ello sin tener en cuenta que hoy, Fernando Alonso ha hecho una de esas salidas por la que de nuestras televisiones escuchamos el término de Magic Alonso.

Una vez las cinco luces rojas se han apagado, Alonso se aprovechaba del lado bueno de la parrilla para tomar la zona exterior de la primera curva y adelantar hasta cuatro posiciones. Justo por delante de un Romain Grosjean que no tardaba en dar cuenta del monoplaza rojo. La salida nos mostraba esperanzas que no iban más allá de una situación concreta. El ritmo del Ferrari, y por extensión de Alonso, imposibilitaba luchar por posiciones y con mantenerlas, era más que suficiente.

Las paradas permitían a Alonso recuperar posiciones aunque las distintas tácticas de los pilotos han impedido que tuvieramos una clasificación real casi en ningún momento de la carrera. El asturiano ha superado una y otra vez a un Lewis Hamilton que ha tenido en los pit-stop su particular pesadilla pero el inglés le devolvía la jugada en la pista.

La séptima posición es a lo más a lo que Alonso podía aspirar hoy. Tan sólo en los últimos compases, Alonso se ha acercado a Paul Di Resta. Hubieran sido dos puntos más pero no había tiempo. Los seis puntos logrados hoy son un premio que le permiten no descolgarse en la lucha por el título. El español es el último de los aspirantes, quinto, y a pesar de las pobres prestaciones mostradas por el Ferrari, tan sólo tiene diez puntos de desventaja sobre el nuevo líder, Sebastian Vettel. La escudería italiana tiene por delante tres semanas y un test para conseguir aspirar a algo este año.

En Motorpasión F1 | Gran Premio Bahréin Fórmula 1

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos