Compartir
Publicidad
Lotus Evora GT430: el modelo más potente de la historia de la marca, con 436 CV
Deportivos

Lotus Evora GT430: el modelo más potente de la historia de la marca, con 436 CV

Publicidad
Publicidad

No es ningún secreto que a Lotus le gusta ir mejorando sus modelos sobre la marcha con versiones cada vez más potentes, ligeras y deportivas. Su propuesta más bruta, con permiso del 3-Eleven enfocado a trackdays, es el Lotus Evora, sobre el que se acaba de lanzar una variante llamada Evora GT430, que resulta ser el Lotus de calle más potente de la historia de la marca.

Este Evora GT430 recupera el apellido GT de clásicos de la marca como el Lotus Esprit V8 GT o el Esprit GT3, aunque lo hace de manera limitada ya que únicamente se fabricarán 60 unidades. Lo mejor de todo es que gracias al uso de materiales ligeros como la fibra de carbono, el GT430 consigue un peso en seco de 1.258 kilogramos.

Bajo su espectacular carrocería, este deportivo biplaza esconde el conocido motor 3.5 litros V6 sobrealimentado por compresor, aunque el fabricante inglés afirma haberlo evolucionado de manera importante. Es nuevo el sistema de escape de titanio (10 kg menos), así como un un radiador para la transmisión que ha permitido aumentar la cifra de par motor del bloque de seis cilindros.

Lotus Evora GT430
Lotus Evora GT430

Ahora ofrece una potencia de 436 CV a 7.000 RPM y un par motor máximo de 440 Nm desde 4.500 vueltas. Con estas cifras, despacha el 0 a 100 km/h en el entorno de los 4 segundos (0-96 km/h en 3,7 segundos) y una velocidad punta de 305 km/h. Son de serie la caja de cambios manual de seis velocidades y el diferencial autoblocante Torsen.

Un aspecto importante del GT430 es su trabajada aerodinámica, que según la marca supone hasta 250 kilogramos de carga a 305 km/h. De esto tienen la culpa el splitter frontal de carbono, entradas de aire adicionales y conductos que canalizan el flujo en la dirección adecuada, un enorme difusor trasero o el alerón, también de fibra de carbono.

Menos peso y componentes de primera

Para una dinámica lo mejor posible, Lotus ha recurrido a amortiguadores Öhlins TTX ajustables y muelles Eibach, junto a barras estabilizadoras en ambos ejes y discos de freno ventilados con pinzas AP Racing de cuatro pistones. Además, los neumáticos son Michelin Pilot Sport Cup 2 en dimensiones 245/35 R19 y 295/30 R20, montados sobre llantas ligeras de aluminio de color negro o plateado.

Lotus Evora GT430
Lotus Evora GT430

Entre los componentes que ahorran peso (26 kg menos que el Evora 410, a pesar de que el alerón y las ruedas suman 9 kg) destacan el escape (10 kg), paneles de carrocería de carbono (4,7 kg), componentes ligeros del interior (2,5 kg), amortiguadores Öhlins y muelles Eibach (10 kg), discos de freno ligeros (2 kg) o luneta trasera de plástico (0,5 kg), por ejemplo.

Lotus asegura que su Evora GT430 es tan rápido como el Lotus 3-Eleven en su pista de pruebas de Hethel, con un tiempo de 1 minuto y 25 segundos. Y todo gracias al trabajo aerodinámico y al ahorro de peso. "Más potencia te hace más rápido en las rectas, pero menos peso te hace más rápido en todas partes". ¡Cuánta razón!

El deportivo inglés también recibe una puesta a punto específica de los controles electrónicos (con modos Drive, Sport, Race y Off), incluida una nueva función del control de tracción que permite al conductor elegir entre cinco niveles predeterminados (1%, 3%, 6%, 9%, 12%) de deslizamiento de las ruedas.

Lotus Evora GT430
Lotus Evora GT430

Interior muy racing

En el habitáculo también toma protagonismo la fibra de carbono, material con el que están fabricados los asientos de competición (Sparco y arneses en opción), las listones del umbral de las puertas o la 'visera' del cuadro de instrumentos (éste con gráficos de nuevo diseño, por cierto), entre otras muchas cosas.

También se recurre a revestimientos de Alcántara y cuero perforado en el volante, el salpicadero, los paneles de las puertas, la consola central o el túnel de transmisión, existiendo la opción de que todo esté forrado o bien en alcántara o bien en cuero (con costuras en rojo o blanco), sin sobrecoste.

A pesar del esfuerzo por crear un coche más ligero, aún se conserva el sistema multimedia con pantalla táctil, conectividad Bluetooth, navegación y cámara de marcha atrás. Por último, el cliente puede personalizar su modelo al detalle, gracias a las posibilidades que ofrece el equipo Lotus Design. En cualquier caso, el GT430 ya se puede reservar, aunque no se ha anunciado precio.

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos