Compartir
Publicidad

Subvenciones ecológicas dudosas en Estados Unidos

Subvenciones ecológicas dudosas en Estados Unidos
13 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Por lo visto en Estados Unidos también tienen gente que cuando le das la mano te cogen el brazo. El gobierno estadounidense ofrecía hasta el día 31 de diciembre del año pasado el reembolso de impuestos hasta 7.500 dólares (unos 5.500 euros) como ayuda para comprar coches ya fueran eléctricos, híbridos o de propulsión alternativa (gas, bioetanol...), sin embargo una auditoría sobre las solicitudes del año pasado reveló que los contribuyentes más listos se aprovecharon de las lagunas legales que tenía el Recovery Act.

Según la auditoría, un 20% de todas las solicitudes realizadas fueron incorrectas, un total de 12.290 solicitudes por un valor de 33 millones de dólares (24.3 millones de euros). Fondos federales que se dedicaron a comprar vehículos tan variopintos como todoterrenos Hummer H3, SUV's Cadillac Escalade... hasta carritos de golf y bicicletas.

Pero no todo es culpa de los ciudadanos de a pie, si no también del IRS, ya que por lo visto la documentación a aportar era insuficiente, pero lo que es más curioso aún es que el IRS era incapaz de seguir y contabilizar las ayudas pedidas en las declaraciones de la renta en papel, solo las presentadas en formato electrónico. Otras de las peticiones incorrectas más populares, por no decir fraudulentas fue la de pedir varias veces para el mismo coche la ayuda para transformar un coche convencional en eléctrico enchufable.

Carritos de golf

El IRS ya está trabajando en la solución tanto para las declaraciones en papel como las electrónicas, intentando evitar así más errores. Este año a unos cuantos les crujirán vivos pero hasta el año que viene no aplicarán las nuevas medidas. Ya sea por incorrecciones al rellenar los formularios o por mala fé e intento de fraude, lo que está claro es que cuando Hacienda quiere buscar, acaba encontrando.

De remarcar es que la ley ofrece la ayuda completa a los 60.000 primeros coches de cada fabricante, a partir de ahí se van reduciendo progresivamente hasta desaparecer, los Toyota llevan sin subvención por esta causa desde 2007, así que la gama de fabricantes y modelos que se podían acoger a estas ayudas el año pasado era ciertamente reducida.

Fotografía | pane85 y Scott Kinmartin (Flickr) Vía | Autoblog Green Fuente | USA Today, Documento Original

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio