Compartir
Publicidad

Audi Swarm, el OLED va a la zaga de los coches

Audi Swarm, el OLED va a la zaga de los coches
Guardar
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Uno de los campos en los que Audi ha innovado más durante los últimos tiempos es en el de el alumbrado del vehículo. En paralelo con la incorporación del láser, la tecnología OLED también llama a la puerta desde Ingolstadt, y esto da pie a todo tipo de utilizaciones, ya que a la práctica el OLED permite mostrar imágenes de todo tipo, de forma parecida a como las visualizamos en un monitor de ordenador o en una pantalla de televisión. Basta con programar la centralita que lo gestiona.

La ventaja incontestable del OLED aplicado a la automoción está en dinamizar las características del alumbrado del vehículo en función de las circunstancias, por ejemplo graduando la intensidad de la luz emitida en función de múltiples parámetros. Es una tecnología de alumbrado del vehículo que nace siendo completamente adaptativa, ya que cada punto de luz se gestiona de forma independiente.

La desventaja principal está en el uso que se le dé a la herramienta, y es que desde Audi ya explican que se pueden utilizar los paneles OLED para dar a los conductores avisos sobre el trazado de la carretera e historias similares. La cuestión está en saber cuánto tardaríamos en ver anuncios en una zona reservada al alumbrado, o cuánto tardaría en aumentar la cantidad de choques por distracción.

Otra desventaja está en el reciclaje de los paneles OLED, que es de todo menos sencillo. Un OLED está compuesto por dos finas capas orgánicas, una de emisión y la otra, de conducción, comprendidas entre una fina película que hace de ánodo y otra que hace de cátodo. En general estas capas están hechas de moléculas o polímeros que conducen la electricidad. Esos componentes son muy costosos de reciclar.

Un uso ya habitual de los paneles OLED está en pantallas de televisión y en paneles publicitarios de gran formato. En el lado opuesto, conocemos la apuesta de Japan Display por el LCD en alta resolución para los paneles de instrumentación, que ya es suficiente para unas dimensiones como las que tienen las consolas de los coches. Ahora, habría que ver hasta qué punto es deseable que la tecnología OLED pase a dibujar la zaga de los coches del futuro.

Vía | Xataka En Motorpasión Futuro | Paneles OLED en techos solares, gracias a BASF y Philips

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos