Compartir
Publicidad
Publicidad

2010 Chevrolet Corvette Grand Sport

2010 Chevrolet Corvette Grand Sport
Guardar
28 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Los seguidores del Chevrolet Corvette seguro que reconocerán enseguida la coletilla Grand Sport tras el nombre. Para quien no le suene de nada, aquí está el Abuelo Cebolleta para desempolvar viejos escritos y contar otra de sus batallitas.

A principios de los años 60, los Shelby Cobra dominaban las carreras de Sebring y Le Mans, dejando a los Chevrolet Corvette en mal lugar. Es por eso que en 1963 Zora Arkus-Duntov, ingeniero jefe de los modelos Corvette, comenzó un proyecto secreto con el que se construirían 125 unidades del Chevrolet Corvette Grand Sport, una máquina de competición destinada a pasar por encima de los Ferrari, los Ford GT40 y los Shelby Cobra.

Lamentablemente, General Motors no aceptó el proyecto cuando descubrió lo que tramaba Zora y lo canceló. Afortunadamente, cinco de esos 125 ejemplares ya se habían construido, dando paso al comienzo de una leyenda que perdura aún hoy en día. Esos cinco ejemplares pasaron eso sí a la competición, de 1963 a 1967, consiguiendo numerosos éxitos.

1963 Chevrolet Corvette Grand Sport Roger Penske

A pesar de parecer modelos de 1963 modificados, poco se parecían a sus primos de producción normal. Un extenso trabajo de acondicionamiento a la normativa de la competición y un no menos extenso trabajo de reducción de pesos hicieron de ellos auténticas bestias del asfalto.

Su especial construcción también estaba presente en el motor, puesto que las cinco unidades construidas equipaban un motor V8 377ci (6.178 cc) que entregaba la escalofriante cifra de potencia (para la época) de 550 CV. Una de las características de estos motores es que montaban los carburadores en los laterales del motor, no sobre el colector de admisión, que sería lo más normal.

Gracias a su escasez y a que se han convertido en mitos, las cinco unidades siguen todavía en perfecto estado y cuando se unen todas en algún evento tipo Concorse d’Eleganza y demás, se convierten casi en el centro de atención. La última vez que se les vió juntos fue en el Amelia Island Concours D’Elegance en 2003, con motivo de su 40 aniversario.

Pero vamos a lo que vamos, que me voy por las ramas. Ya en 1996, Chevrolet lanzó una edición especial del Chevrolet Corvette Grand Sport y ahora ha vuelto a hacerlo, con el modelo de 2010, que es el que vemos en la imagen. Se ofrecerá tanto en versión coupé como versión convertible.

No es sólo un kit estético lo que le han añadido, sino que también se han mejorado las suspensiones, buscando un perfecto equilibrio entre el confort en la conducción diaria más relajada y la conducción más agresiva en el circuito. Pero hay más cambios, puesto que la relación del cambio de seis velocidades manual será específica para el modelo, así como lo será también la relación del diferencial trasero en caso de optar por el cambio automático, también de seis velocidades.

El motor sigue siendo el LS3 V8 6.2 que equipa el resto de la gama (a excepción del Z06). Su potencia máxima es de 430 CV con un par máximo de 575 Nm con el sistema de escape de serie. Como opción, cuenta con un sistema de escape Two Mode que eleva su potencia a los 436 CV y 580 Nm. Su aceleración mejora en 0,2 segundos.

En el caso del coupé, las opciones para orientarlo hacía el circuito se aumentan, ya que con el cambio manual se puede montar un cárter seco, ventilación para el diferencial trasero y la batería se traslada a su parte trasera, con el fin de compensar el reparto de pesos.

Este equipamiento sustituirá al actual Z51 Package y se convertirá en un modelo intermedio entre el Z06 y los Corvette LS3 normales.

Imagen | Corvette Blog
Más información | Corvette Grand Sport Registry
En MotorPasion | 1963 Chevrolet Corvette Z06 “Gulf One” vendido por un millón de dólares

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos