Compartir
Publicidad

¿Pero los Morgan no eran coches para pasear?

¿Pero los Morgan no eran coches para pasear?
Guardar
25 Comentarios
Publicidad

Ayer mismo hablábamos del buen ritmo de reservas que está teniendo el Morgan Threewheeler, lo que representa un auténtica buena noticia para una marca como Morgan.

Sin embargo, parece que el Morgan Threewheeler está cambiando la marca, y no sólo porque aumente el número de ventas, si no porque ha modificado el concepto que teníamos de la Morgan.

Un Morgan es un coche para disfrutar de una soleada mañana de domingo, no para hacer donuts en un parking. Sin embargo, eso es de lo que presume la propia marca con el Morgan Threewheeler.

Muchos se estarán llevando las manos a la cabeza. Una cosa es que, efectivamente, cualquier dueño de un Morgan disfrute de una conducción animada con su coche, no deja de ser un pequeño biplaza con una buena relación peso potencia, pero de ahí a quemar rueda, hay un paso.

Morgan representa la deportividad elegante, sus coches pueden llevar un motor 5.0 V8 debajo del capó (como el Morgan Aero Supersports), pero para hacer que el conductor disfrute en una carretera de curvas, no haciendo un burnout.

De cualquier manera me alegro de que la marca inglesa haya conseguido encontrar la senda del éxito de ventas, esto es lo que garantiza su existencia, y para los más clásicos, el Morgan 4/4 siempre estará ahí.

Vídeo | Youtube En Motorpasión | El Morgan Threewheeler resulta ser un éxito de ventas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos